Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí
lanacion.com | Las noticias que importan y los temas que interesan
Ver página en pdf

De buena fuente

Prevén buenas lluvias para el ciclo 2013/2014 de granos gruesos

Campo

Por   | Para LA NACION

Una buena noticia para los agricultores que planifican una campaña 2013/2014 muy complicada en términos económicos: los pronósticos climáticos para la época de desarrollo de los granos gruesos son alentadores. Los meteorólogos vaticinan lluvias primaverales normales o abundantes en gran parte de las regiones productivas argentinas.

Stella Carballo, especialista del INTA, recordó que 2012 fue un año neutro, que no manifestó un comportamiento "Niño ni Niña". Justamente, por no tener signo definido, también tuvo variaciones en su desarrollo: comenzó con muchísima lluvias, para terminar en la situación contraria. "En un año 2013 que continuará en igual condición que 2012, el océano Atlántico cobra importancia porque puede provocar, dentro de las condiciones de neutralidad, lluvias importantes como ocurrieron el año pasado en primavera. Hasta ahora, este océano se está comportando muy bien, trayendo flujos de humedad desde el nordeste del territorio", explicó Carballo, al hablar en una reciente reunión de productores en Tres Arroyos.

De cara a la siembra de granos gruesos, pronosticó que los meses de más lluvias se van a dar en la primavera, pero recién a partir de octubre. "Sí octubre se presenta llovedor, como adelantan los modelos, las heladas tardías de noviembre son menos probables", vaticinó.

Por su parte, el consultor José Luis Aiello también prevé que las condiciones de neutralidad se mantengan por los próximos tres meses. A partir de septiembre podría, eventualmente, surgir un leve calentamiento del océano Pacífico que podría definir un Niño de baja intensidad. El escenario previsto por Aiello, de lluvias normales en los próximos meses en la región pampeana, generaría buenas condiciones para los cultivos de granos finos ya implantados. Por su parte, los granos gruesos también se verían favorecidos por la disponibilidad de humedad en el fin de invierno y tendrían posibilidades de buen desarrollo una vez implantados a partir de las lluvias primaverales.

Fuentes de precipitaciones

El consultor Eduardo Sierra coincide en que los agricultores tienen por delante un año de buenas lluvias, aunque por motivos diferentes a los mencionados más arriba. De acuerdo con los pronósticos que compila el Servicio Meteorológico Australiano, con los que se guía el especialista, en julio y en agosto se desarrollaría una Niña débil, para luego prevalecer una condición neutra. Simultáneamente, se verifica un calentamiento del océano Atlántico, que es independiente de la condición Niño/Niña.

El océano Atlántico caliente producirá lluvias que podrían entrar a las provincias del litoral fluvial argentino y al este de la región agrícola núcleo. Por su parte, el sistema boliviano, activado por la Niña, podría llevar alivio al NOA con tormentas fuertes en primavera, que podrían incluir a las provincias de Cuyo y al oeste de la región pampeana. Sin embargo, las dos fuentes de lluvias podrían ser insuficientes para abastecer los requerimientos en los cultivos del sudoeste de Buenos Aires de algunas áreas de La Pampa.

El escenario descripto podría proyectarse hasta enero de 2014, según indican los modelos usados por Sierra. Febrero podría decrecer en precipitaciones y en marzo y abril podrían recobrar intensidad.

En síntesis: los meteorólogos prevén un año bueno, no excelente, para los productores de granos gruesos, aunque no exento de lluvias torrenciales y mal distribuidas espacialmente. En ese contexto posible, no habría que dejar de lado los seguros agrícolas y estar preparados por el potencial desarrollo de enfermedades fúngicas o problemas del piso durante la recolección..

REDES SOCIALES
 

TEMAS DE HOYEl caso de Lázaro BáezCristina KirchnerInflación y preciosNarcotráfico