Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

La matrioska más fashion

Del país más grande del mundo, una pequeña mujer llamada Miroslava Duma hace su aparición en las principales ligas de la moda tras dos años como editora de Harper's Bazaar, que sólo fueron la base de una carrera en ascenso

SEGUIR
LA NACION
Jueves 16 de enero de 2014
0

La matrioska es una muñeca tradicional rusa, que en su interior alberga una nueva muñeca y ésta otra y otra... Pueden ser muchas, siempre y cuando sea un número impar. Multicolores y excesivamente ornamentadas, algunas son iguales mientras que otras difieren entre sí. Este último es el caso de Miroslava Duma, una auténtica muñeca rusa de un metro y medio de altura y menos de 30 años (nació en 1985), que gracias a sus infinitos y sorprendentes looks ha cautivado al mundo de la moda.

Formada en la prestigiosa escuela de la Harper's Bazaar rusa, donde trabajó como editora de 2008 a 2010, hoy se desempeña como redactora freelance para revistas, como OK, Tatler o Glamour, además de llevar adelante su sitio de moda, www.buro247.ru , que se convirtió en un consultadísimo medio de vanguardia gracias a la mirada de esta trendsetter .

Miroslava es una de las it girls más buscadas en los fashion weeks porque nunca desilusiona con su puesta escena. Atrevida, colorida, chic y sofisticada, no le tiene miedo a nada: estampados, tonos flúo, prendas oversize o superposición de capas. Eso sí, make up y peinado simple. Zapatos altísimos y, siempre, accesorios, los verdaderos protagonistas de sus outfits , en forma de sombreros, pañuelos, bolsos, clutches, anillos, collares, pulseras, anteojos... Entonces, Scott Schuman, creador de The Sartorialist; su novia, la fotógrafa Garance Doré, y el fotógrafo canadiense Tommy Ton, autor del blog Jack and Jill, son tres de los líderes de opinión más populares del mundo del street style , se obnubilan ante Duma, la llamada muñeca rusa.

Del street style al digital fashion: Instagram, Statigram, Twitter, Facebook y hasta Wikipedia; la pequeña invasión rusa de las redes arrasa, con más de medio millón de seguidores
Del street style al digital fashion: Instagram, Statigram, Twitter, Facebook y hasta Wikipedia; la pequeña invasión rusa de las redes arrasa, con más de medio millón de seguidores.

La lista de sus firmas favoritas, o la pregunta más recurrente que recibe, incluye a Alexander Wang, Prada, Miu Miu, Yves Saint Laurent, Lanvin y a Prada. Pero nunca se olvida de nombrar, conocedora del poder de su apoyo, a algunos diseñadores compatriotas, como Vladislav Zaitsev, Valentin Yudashkin, Ulyana Sergeenko, Alexander Terekhov o Vika Gazinskaya, esta última una de sus mejores amigas, con quien suele vérsela en muchos eventos de moda.

Nació en Surgut y se crió en Moscú. Es hija de un famoso político ruso, Vasily Duma, y está casada con un conocido empresario, Alexei Mikheyev, con quien tiene un hijo, George. Miroslava tiene gran sentido de la estética, no por nada la siguen más de 530.000 personas en Instagram, pero también y quizá gracias a su fama, ha desarrollado otras capacidades que la ennoblecen, como la solidaridad. Así creó Peace Planet, una fundación que recauda fondos para orfanatos, madres solteras y ancianos, que necesitan ayuda de todo tipo. De esta manera, este proyecto se enfoca en la educación y creación de oportunidades para estos sectores tan necesitados de su sociedad.

Buscada también por las grandes marcas, Duma ya colaboró con Louis Vuitton para promocionar los bolsos Mini Crossbody, y posó junto con otras dos conocidas blogueras, Hanneli Mustaparta y Elin Kling. También fue nombrada Digital Media Director de TSUM, la versión rusa de tiendas similares a Neimans o Saks.

Pequeña y sofisticada, esta matrioska de interminables vestiditos de colores, suele exhibirse sola o junto a otras modelos rusas, también íconos de la moda, como Elena Perminova, Natalia Vodianova, Ulyana Sergeenko, Polina Kitsenko y Vika Gazinskaya, con quienes forma una colección sweety.

Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas