Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

El Pola, de Catán a la Berlinale en un flash

Sábado 22 de febrero de 2014
SEGUIR
LA NACION
0

El Pola es Jonathan Da Rosa. Quizá no te suene (poco importa, no todo tiene que "sonar"). Es uno de los chicos de González Catán que detectó el coreógrafo Juan Onofri Barbato cuando empezó a gestar ese grupo que terminó llamando KM29. El mismo grupo que montó un impresionante trabajo que se estrenó en el Tacec que impresionó tanto al cineasta Santiago Mitre que llevó a la pantalla grande una gran película que llamó Los posibles, el mismo título de la obra coreográfica de Onofri y su ballet.

Alguna vez El Pola acompañó a un amigo suyo para el casting de una película y quedó él, y fue quedando, y fue ganando minutos sin que se diera mucha cuenta. La película se llama La historia del miedo. Es de Benjamín Naishtat. Acaba de presentarse en el Festival de Cine de Berlín. Obtuvo muy buenos comentarios. De hecho, se proyectará en el MoMA, de Nueva York. Y como El Pola es el protagonista, este pibe que destila facha y una expresividad en escena que hipnotiza, se subió por primera vez a una avión, por primera vez se puso un saco con moñito, por primera vez anduvo por una red carpet en medio de flashes y por primera vez durmió en el mismo hotel lleno de estrellas en el que estaba George Clooney. Y la flasheó (cosa que no se cansó de decir y repetir),

La historia de El Pola con fondo de Potsdamer Platz ya concluyó. De hecho, volvió a trabajar con su banda de KM29 porque en poco tiempo estrenan nueva obra. Eso será, seguramente, otro flash. Pero un flash sin moñito, ni red carpet y del cual George Clooney nunca se enterará (avísenle que se la pierde).

Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas