Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Ernesto Clarens, pieza clave en el rompecabezas entre las empresas de Lázaro Báez y los Kirchner

El financista figuró como empleado en relación de dependencia en Invernes, una empresa conocida en la Patagonia como Inversiones Néstor, por el ex presidente Kirchner

Martes 11 de marzo de 2014 • 06:53
0

A los 63 años, el financista Ernesto Clarens puede afirmar que ya vivió varias vidas. Se desarrolló en la City porteña, se fundió, debió marcharse de apuro al Sur, resurgió de sus cenizas y retornó a Buenos Aires, donde ahora lidera un conglomerado de sociedades, empresas y propiedades.

En los papeles, su nombre sólo aparece en unas pocas firmas: Excel Servicios Aéreos, Procredit, Pampa Sports y Patagonia Financial Services. Pero el entramado llega mucho más lejos, de la mano de colaboradores y parientes. En una de esas empresas, incluso, Clarens figuró como empleado en relación de dependencia. Se trata de Invernes, conocida en la Patagonia como "Inversiones Néstor", aunque el nombre proviene de "Inversiones Ernesto".

Los libros societarios de Invernes exhiben vínculos profusos con Báez. Entre sus directores aparecen Carlos Calvo López -el hombre que transportó valijas con millones de pesos desde Uruguay, según el testimonio ante la AFIP del propio Báez-, y a Guido Santiago Blondeau, que también figura en Austral Construcciones con Báez.

En esta nota:
Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas