Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí
lanacion.com | Las noticias que importan y los temas que interesan

Relevamiento mensual de precios de LA NACION

En alimentos, la brecha entre los Precios Cuidados y los libres es del 27%

Economía

La diferencia se mantiene estable desde el lanzamiento del programa, una señal de que los comercios por fuera del acuerdo no bajaron sus precios en alimentos básicos

Por   | LA NACION

La diferencia para una misma canasta básica de alimentos con productos de Precios Cuidados es del 27% dependiendo si se va a comprar a comercios con precios regulados (que adhieren al acuerdo) o libres. Este dato surge del relevamiento mensual de febrero, marzo y abril que realizó LA NACION.

Durante abril, una misma canastas alimentaria de 29 productos incluídos en la nómina del acuerdo costó $948,77 en autoservicios chinos y comercios de proximidad que no adhieren. Por otra parte, el promedio en cinco supermercados adheridos (Coto, Jumbo, Wal-Mart, Vea y Carrefour) fue de $759,15.



Este mes la diferencia entre ambas opciones de compra fue del 25%; en marzo, 32,38% y febrero, 22,29%. El promedio de las tres oscila en 27% según dieciocho relevamientos hechos en los seis mismos supermercados del sur de la Capital Federal.

También vale cuestionarse cuál es el alcance real del acuerdo. En el primer trimestre, las bocas de expendio minoristas de alimentos adheridas no llegaban a un tercio del total nacional. A partir de abril se incluyeron algunos supermercados chinos y algunos comercios de proximidad.

Dispersión de precios

Una de las claves para explicar la brecha de valor entre canastas de productos regulados y libres es la dispersión de precios que existe en la economía como consecuencia de un proceso inflacionario prolongado.

 
En los comercios que no adhieren al acuerdo, la brecha con los precios regulados puede ser hasta del 32 por ciento. Foto: Archivo 
 

"Cuando los precios suben por largos períodos, el consumidor suele perder una referencia próxima e inmediata sobre el valor de los bienes. Eso permite que exista una dispersión alta en un mismo mercado", explica Gabriel Caamaño Gómez, economista jefe de Joaquín Lesdesma & Asociados y experto en macroeconomía.

"Luego de muchos años de inflación se comienzan a perder los precios de referencia. Precios Cuidados intentó introducirlos, pero si la brecha entre los regulados y los libres se mantiene o amplía no se puede hablar de un programa exitoso en este sentido", concluye.

Precios Cuidados iba a funcionar como un punto de referencia para consumidores y comerciantes; la eficiencia del programa bien podría medirse por la reducción de la brecha entre libres y regulados.

Así debería ocurrir sustitución de canales de compras: dado que si un comerciante cobra a los productos del acuerdo más caros debería bajar precios para no perder clientes.



Caamaño Gómez opina que "Precios Cuidados no contribuye a bajar la inflación, sino a retrasar correcciones, dado que las razones de la suba de precios son distintas a la base de sustento del acuerdo".

Durante el primer relevamiento de precios que efectuó este medio se encontró que una misma canasta podía pagarse entre $700 y $900 según donde se compra. Al igual que ahora, la brecha oscilaba en un tercio.

Productos frescos, los más inestables

La explicación de la brecha se encuentra en la disponibilidad en supermercados de alimentos incluídos en Precios Cuidados. Incluso dentro del mismo acuerdo, principalmente los frescos pueden costar más del doble cuando las versiones "acordadas" no están disponibles para la compra.

Los alimentos de vencimiento rápido (papa, leche, pan, carne y hortalizas) son en la canasta alimentaria argentina [en la mayoría de los países se presenta una situación similar] los de mayor ponderación en la estructura de compras de una familia. Es decir, comprensiblemente en un hogar tipo la incidencia del pollo y la lechuga es mayor que sal gruesa o vinagre, por ejemplo.

Asimismo, los frescos se ven sujetos a fuertes cambios de valor por cuestiones estacionales. El mes pasado el caso emblemático fue la lechuga (hortaliza más consumida): el precio acordado en góndola es de $11 por kilo, pero cuando no se encontró disponible apareció una versión similar a $30.

REVISIÓN TRIMESTRAL.Tomate, yerba, aceite y carne lideran los aumentos en los Precios Cuidados . Análisis de la nueva lista del acuerdo; las principales subas y bajas por grupo de productos, los nuevos y los que salen de la nómina en los grandes supermercados.

La papa con precio disparado

En abril fue la papa, el alimento de más incidencia. El precio acordado de $5,36 por kilo no se encontró en ninguno de los cinco supermercados adheridos relevados. En cambio, este producto se ofrecía entre $9 y $14,9 (hasta 178% respecto al valor regulado).

 
El precio de los alimentos frescos suele ser el más inestable por cuestiones estacionales. Foto: Archivo 
 

Agustín Pizzichini, productor de papa y titular de Federación Agraria de Córdoba, explicó que en abril unas fuertes precipitaciones dañaron una porción considerable de los cultivos del sur la provincia de Buenos Aires -la principal región productora del país- y el precio de la bolsa de 25 kilos pasó se duplicó de $75 a $150 durante algunos momentos.

Pizzichini explica que debido a los problemas climáticos algunos lotes no pudieron ser fumigados y afectaron la sanidad del producto a vender. Dos cadenas de supermercados consultadas reconocieron este problema en sus proveedores y debieron reducir su compra.

Por su parte, Fabián Zeta, presidente de la Cámara de Operadores Frutihortículas (Comafru) del Mercado Central afirmó que durante este mes "hubo fueron días e los cuales la papa entró mucho menos y levantó el precio hasta casi $110 a $115 por bolsa".

Zeta aclara que fue una cuestión de estacionalidad y que, para la tercera semana de abril, la papa había vuelto a no más de $70 por bolsa. La situación de alza en el Mercado Central se circunscribió del 8 al 15 de abril.

Sobre la canasta alimentaria

El relevamiento mensual que realiza este medio desde febrero es sobre 29 alimentos básicos incluídos en Precios Cuidados en cinco cadenas nacionales y un autoservicio asiático de referencia. Si estos no se encuentran disponibles, se busca su sustituto más próximo en precio y presentación.

Los precios de los artículos relevados se ponderan sobre la base de los requerimientos calóricos diarios para un adulto varón de 30 a 59 años activo (adulto equivalente), que viene informando en Indec en su última edición de la Canasta Básica Alimentaria. Así se obtiene un importe mínimo que necesitaría esta persona para comer durante el mes.



Si desea conocer la metodología de trabajo y la lista de productos relevados haga click aquí (Google Docs).

TEMAS DE HOYLa relación EE.UU. - CubaMariano BeneditMercosurMundial de ClubesElecciones 2015