Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

El Mundial de Qatar 2022, en el ojo de las investigaciones

Varios médios británicos aportan más datos sobre la corrupción y la compra de votos en la adjudicación del torneo; sostienen que si la FIFA le retira la sede "no habría batalla legal"

Domingo 08 de junio de 2014 • 00:24
Mohamed Bin-Hammam, el hombre acusado de comprar votos para el mundial qatarí
Mohamed Bin-Hammam, el hombre acusado de comprar votos para el mundial qatarí. Foto: AFP
0

Si se llega a organizar como está previsto, el Mundial de Qatar 2022 será el de la polémica. Por los obreros inmigrantes fallecidos durante la construcción de los estadios, pero, sobre todo, por las sospechas de corrupción que salpican a varios pesos pesados de la FIFA , y que tienen a Mohammed Bin-Hammam, ex integrante del comité ejecutivo de la entidad, como figura central.

Si hace una semana el diario inglés Sunday Times provocaba un terremoto en el mundo de la pelota con una tapa titulada "Así se compró el Mundial de Qatar", el matutino prosigue, en su edición de hoy, la línea contra Bin-Hammam, y desvela un acuerdo gasífero entre Qatar y Rusia (que se adjudicó la sede del Mundial de 2018).

La investigación cita, por primera vez, a un gran sponsor de la FIFA: la tecnológica japonesa Sony. La compañía nipona pide una "investigación apropiada" sobre el papel de Bin-Hammam, la compra de votos en el comité ejecutivo y todo el proceso que derivó en la selección del emirato para el torneo ecuménico.

Dos voces fundamentales de la FIFA como Michel Platini (máxima autoridad del fútbol europeo, cabeza de la UEFA) y Jim Boyce, vicepresidente de la entidad como el argentino Julio Humberto Grondona, ya exteriorizaron su voluntad de que, si se comprueba algún acto de corrupción, el Mundial de 2022 se mude a otra sede. En declaraciones a una radio inglesa, Boyce recordó que la FIFA comenzó una investigación sobre este tema hace dos años, encabezada por el abogado neoyorquino Michael García. "Estamos 100 por ciento con él", declaró Boyce. Y agregó: "Si el reporte dice que se hicieron las cosas mal en la votación para el Mundial de 2022, y recomienda volver a votar, yo no tendría ningún problema en aceptarlo".

Algo parecido señaló Platini: "Si se prueba la corrupción, entonces deberá haber sanciones y una nueva votación". Platini, que votó por Qatar, fue acusado por la investigación de haber estado en una reunión secreta con Bin-Hammam. En declaraciones a L’Equipe, el ex astro de la selección francesa señaló que sólo estaba desayunando con un colega de la FIFA.

Claro que la investigación de García puede no dar los resultados esperados. A los rumores sobre el boicot interno que surgían desde el interior de la FIFA se le sumaron, en los últimos días, notas periodísticas que no auguraban nada bueno. Otro diario inglés (perdió el Mundial de 2018 a manos de Rusia), The Guardian, anticipó que García no tendrá en cuenta los argumentos y los miles de e-mails, facturas y transferencias bancarias procesados por el reportaje del Sunday Times. El abogado neoyorquino debería tener lista su auditoría mañana mismo. Está previsto que la presente en seis semanas, justo después del Mundial de Brasil. El problema es que Bin-Hammam y otro peso pesado que aparece en las investigaciones periodísticas, el triniteño Jack Warner, ya no pertenecen al comité ejecutivo de la FIFA y, por tanto, lo que hayan hecho en el pasado ya no importa. La entidad con sede en Zürich, de hecho, despidió a ambos, involucrados en otros casos de corrupción.

Además del Sunday Times, otro medio inglés aporta más datos contra la FIFA y, prácticamente, da por hecho que Qatar será despojado del torneo. En su portada de hoy, The Independent asegura: "La FIFA es libre para mover el Mundial. Qatar renuncia a todos sus derechos, desterrando la posibilidad de una batalla legal".

Mientras tanto, la máxima entidad del fútbol lanzó una campaña publicitaria con la intención de lavar su imagen. Se llama "Elementos" y destaca la tarea de la FIFA en el desarrollo del deporte que rige, sobre todo en los países más pobres. Será lanzada en todo el mundo durante el Mundial, aunque un avance ya puede verse en YouTube. El suizo Joseph Blatter espera que el comercial, sumado a los partidos, contribuyan a devolverle algo de la paz que perdió el mundo de la pelota en los últimos días. De esa manera podría ver concretado su sueño de aspirar a un quinto mandato consecutivo.

En esta nota:
Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Las más leídas