Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

El virus chikungunya podría llegar a la Argentina en septiembre

Lo afirmó el director de epidemiología del Ministerio de Salud de la Nación; suele producir dolores severos en articulaciones

Domingo 03 de agosto de 2014 • 10:52
0

El virus chikungunya, que se transmite a través de la picadura de mosquitos infectados, podría presentarse en nuestro país a partir de setiembre próximo, según informó a Clarín el director de epidemiología del Ministerio de Salud de la Nación, Juan Herrmann.

El chikungunya suele producir dolores severos en articulaciones y persistir durante meses. Las complicaciones graves son poco frecuentes, pero en las personas mayores puede contribuir a la causa de la muerte.

En estos días, hay brotes del virus en Chile, Perú, Bolivia, Brasil y Paraguay y podrían llegar viajeros del exterior con la infección, y desencadenarse un brote, aunque las medidas de prevención comunitaria serán claves para que no se produzca.

La fiebre chikungunya nunca se presentó en el país. "El riesgo de que llegue la infección chikungunya a la Argentina es importante. Puede introducirse por algún viajero que se haya infectado en otros países", reconoció el médico sanitarista Herrmann. "Como es un virus que se transmite por los mosquitos, la prevención es muy similar a la que venimos haciendo con el dengue: hay que promover que no haya lugares con agua acumulada para que no se conviertan en criaderos de mosquitos".

En tanto, Tomás Orduna, jefe de patologías regionales y medicina tropical del Hospital Muñiz, explicó a Clarín: "Con la llegada de la primavera, aumenta la población de mosquitos Aedes Aegypti . Por lo cual, existe la posibilidad de que llegue un viajero con la infección de chikungunya. Ese viajero puede ser picado durante los 6 días que dura el cuadro clínico por un mosquito local. Y si ese mosquito hace su ciclo y el virus se reproduce, a los 10 días puede infectar a otra persona. De esta manera se puede producir un caso autóctono, y desencadenar un brote. Todo dependerá de qué hacemos para controlar a los mosquitos".

La chikungunya fue descrita por primera vez en Tanzania en 1952. Fue luego identificada en Asia, África, Europa y, desde finales de 2013, en América.

"Hay que impedir que se formen criaderos debajo de las macetas, los floreros y las plantas en frascos con agua. Es magia pensar que la fumigación previene: sólo sirve en el momento del brote. Lo crucial es no tener criaderos de mosquitos para que ni el chikungunya ni el dengue afecten", dijo Orduna.

Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Las más leídas