Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Crean un nuevo órgano para controlar las operaciones de comercio exterior

La "Unidad de Seguimiento y Trazabilidad" dependerá de la Jefatura de Gabinete; monitoreará los bienes, servicios y divisas que ingresen y egresen del país

Lunes 17 de noviembre de 2014 • 09:34
0

El gobierno nacional creó un nuevo órgano para controlar las importaciones y exportaciones de bienes, servicios y divisas, que denominó Unidad de Seguimiento y Trazabilidad de las Operaciones de Comercio Exterior.

Así lo estableció a través del decreto 2103/2014 publicado en el Boletín Oficial esta madrugada, firmado por la presidenta Cristina Kirchner, el jefe de gabinete, Jorge Capitanich, y la ministra de industria, Débora Giorgi.

La Unidad estará bajo la órbita de la Jefatura de Gabinete de Ministros y estará formada por por representantes del Ministerio de Economía (a través, en parte, de la Secretaría de Comercio); la AFIP; el Banco Central (BCRA), la Comisión Nacional de Valores (CNV), la Superintendencia de Seguros de la Nación, la Unidad de Información Financiera (UIF) y la Procuraduría de Criminalidad Económica y Lavado de Activos (Procelac).

El decreto de creación de la Unidad de Seguimiento y Trazabilidad del Comercio Exterior fue publicada en el Boletín Oficial
El decreto de creación de la Unidad de Seguimiento y Trazabilidad del Comercio Exterior fue publicada en el Boletín Oficial. Foto: Captura de pantalla

Entre las atribuciones que se le otorgan a la Unidad se encuentra la posibilidad de "solicitar y brindar información a otras jurisdicciones sobre los temas de competencia de la Unidad".

Luego de asegurar que la decisión tiene el fin de "asegurar la estabilidad macroeconómica", el Gobierno esgrime en el texto del decreto que la creación del nuevo órgano se debe al incremento del comercio exterior, a la participación mayoritaria de empresas multinacionales en los intercambios y a la detección de maniobras "ilegales".

Alega que la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP) detecta casos de "sobrefacturación de importaciones, subfacturación de exportaciones y precios de transferencia que disminuyen el monto de impuestos a pagar en el país [que promueven] sistemas encubiertos de transferencias de divisas afectando de este modo la calidad de vida del pueblo argentino mediante maniobras delictivas".

Se refiere también a violaciones de la ley penal cambiaria, lo cual, expresa, repercute "negativamente en la economía". Por último, menciona casos de evasión del impuesto a las ganancias en el proceso de importaciones y de realización de remisiones ilegales de utilidades.

Tareas y atribuciones de la nueva institución:

Efectuar el monitoreo de las operaciones de comercio exterior, procurando su seguimiento y trazabilidad; coordinar el acceso, por parte de los organismos competentes, de los reportes de las operaciones de comercio exterior a los efectos de verificar el cumplimiento de los requisitos formales y sustanciales exigidos por la normativa vigente.

Efectuar el seguimiento de los ajustes y denuncias formuladas por los organismos de control relacionadas con las operaciones de comercio exterior.

Solicitar y brindar información a otras jurisdicciones sobre los temas de competencia de la Unidad.

La explicación de Capitanich

El jefe de Gabinete, Jorge Capitanich, afirmó hoy que la creación del ente de vigilancia de las exportaciones e importaciones buscará "evitar la evasión fiscal" en operaciones de exportaciones e importaciones y la "manipulación de transferencias de divisas".

Capitanich, en su habitual conferencia de prensa, explicó esta mañana que la medida fue adoptada porque la AFIP ha "identificado la operación de sobrefacturación de importaciones, subfacturación de exportaciones y manipulación de transferencias de divisas entre empresas multinacionales".

Esa situación, advirtió, tiene un "impacto" en el "pago de impuestos" en el país que el gobierno busca evitar, señaló.

"Necesitamos observar que no existe evasión fiscal", dijo, y que la administración central puede "tener identificadas cada una de las transacciones" para impedir la violación de las leyes que afecten la recaudación.

Además el gobierno aspira a frenar que las "transacciones de contado con liqui" se conviertan en un "proceso de manipulación legal para evadir divisas".

Existen empresas que evaden "el pago de impuestos y minimizan la liquidación de divisas, afectando macroeconómicamente al país", subrayó el jefe de Gabinete.

En esta nota:
Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Las más leídas