Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Cristina Kirchner impulsa la disolución de la ex SIDE

Enviará un proyecto de ley que propone dejar el sistema de escuchas en manos de Gils Carbó; acusó a ex agentes de inteligencia y a medios de comunicación; criticó la actuación de Nisman

Lunes 26 de enero de 2015 • 22:17
0

A una semana de la muerte del fiscal Alberto Nisman , y luego de que el oficialismo apuntara a ex agentes de inteligencia de maniobras contra el Gobierno, la presidenta Cristina Kirchner anunció que impulsará un proyecto de ley para disolver la Secretaría de Inteligencia (SI), más conocida como ex SIDE.

En una cadena nacional de una hora, grabada desde la quinta de Olivos, la Presidenta apuntó contra Diego Lagomarsino (el colaborador de Nisman dueño del arma mortal), defendió el accionar de su Gobierno en la causa AMIA, atacó a los medios de comunicación y dijo que ex agentes de la SIDE promovieron "todo tipo de denuncias judiciales" contra su persona.

"Disolución de la SIDE"

La jefa de Estado anunció que remitirá al Congreso, para que sea tratado en sesiones extraordinarias, un "proyecto de reforma del sistema de inteligencia argentino".

Según la Presidenta, la ex SIDE "evidentemente no ha servido a los intereses nacionales". "La disolución de la SI es una deuda de la democracia que me toca reformar. Hemos visto una suerte de calesita permanente de fiscales, jueces y medios de comunicación que evidentemente ha quedado al descubierto y que hay que cortar de cuajo", dijo Cristina Kirchner.

La Presidenta impulsó la creación de un nuevo organismo, la "Agencia Federal de Inteligencia" que estaría a cargo de un director y subdierector postulados por el Poder Ejecutivo con acuerdo del Senado.

Además, Cristina anunció la decisión de "transferir la totalidad del sistema judicial de escuchas al Ministerio Público Fiscal", al considerar que se trata de "el único ministerio extrapoder".

La jefa del Estado apeló al lenguaje popular y dijo que se trata del sistema utilizado "cuando se pinchan los teléfonos por orden judicial", conocido en la jerga de Inteligencia como "Ojota", que, según su propuesta, quedaría en manos de la Procuradora General Alejandra Gils Carbó .

Críticas a la actuación de Nisman

En su argumentación, Cristina hizo una férrea defensa de la actuación del kirchnerismo en la causa AMIA. Al comienzo de su mensaje, la Presidenta aclaró que el presidente Néstor Kirchner no fue quien nombró a Nisman al frente de la unidad fiscal de la causa AMIA. "Solamente una ignorancia supina puede creer que un presidente puede designar a un fiscal en una causa", dijo.

Al referirse a la negociación del pacto con Irán, Cristina dijo: "Luego de duros reclamos, los representantes de Irán públicamente manifestaron que estaban dispuestos a discutir un memorándum para lograr que los acusados iraníes se sentaran a declarar".

Fue entonces cuando cuestionó a Nisman por promover la inconstitucionalidad del memorándum. "Quien había reclamado tomar declaración a los iraníes, impulsó la inconstitucionalidad del acuerdo con Irán", cuestionó la Presidenta sobre el fallecido fiscal.

Denuncias "desde adentro"

Sin nombrar al desplazado Jaime Stiusso, Cristina apuntó a ex agentes de inteligencia de promover "desde adentro de las oficinas del Gobierno" denuncias penales contra su persona.

"Cuando se firmó el memorándum, integrantes de la ex SIDE comenzaron a bombardear este acuerdo. Desde 2013 se intensificaron una serie de denuncias contra esta presidenta de lo más insólitas", dijo.

Y continuó: "Comenzaron a sucederse denuncias con un ritmo de vértigo, con la complicidad de grupos de fiscales, grupos de jueces, denunciadores anónimos y también de periodistas. Esto se comenzó a hacer desde algunas oficinas del propio gobierno nacional". Fue entonces cuando justificó la disolución de la Secretaría de Inteligencia.

"Denuncia absurda"

Al referirse a la denuncia de casi 300 fojas que Nisman hizo el pasado 14 de enero, en la que denunció a la Presidenta y al canciller Héctor Timerman de obstruir la causa AMIA y de negociar la impunidad de los acusados iraníes, Cristina consideró: "No hay un solo abogado que pueda creer que eso haya sido escrito por un fiscal".

"Es descabellado pensar que nuestro Gobierno pueda siquiera ser sospechado de eso. Es tan absurda la denuncia que no cabe delito", dijo.

La Presidenta hizo una crónica de la madrugada del lunes pasado en la que relató cómo se enteró, a través de la ministra de Seguridad María Cecilia Rodríguez, de los sucesos en el departamento de Nisman en el Le Parc de Puerto Madero.

Además, por el crimen de Nisman, apuntó contra Diego Lagomarsino, quien hoy fue imputado por prestarle al fiscal Alberto Nisman el arma que produjo su muerte.

En esta nota:
Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas