Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

La realidad virtual está a punto de despegar

Varias compañías comienzan a crear contenido para los anteojos que Oculus, Samsung, Sony y otras empresas están desarrollando

SEGUIR
LA NACION
Domingo 15 de febrero de 2015 • 00:49
El visor de realidad virtual de Samsung, llamado Gear VR, aprovecha la pantalla de un smartphone
El visor de realidad virtual de Samsung, llamado Gear VR, aprovecha la pantalla de un smartphone. Foto: AFP
0

Lista o no, aquí viene la realidad virtual.

Los juegos fueron el enfoque de los anteojos originales de Oculus Rift , el equipo de visión de realidad virtual que inició la reciente ola de interés por esta tecnología. Pero ahora, compañías como Samsung, estudios cinematográficos y empresas de Silicon Valley están compitiendo para crear nuevos tipos de experiencia de video para realidad virtual y, en algunos casos, incluso las cámaras que necesitarán para filmarla.

"Los videos, los juegos, el teléfono, el sistema operativo: todo debe hacerse desde cero para lograr que esto funcione", dice Nick DiCarlo, quien dirige los esfuerzos de realidad virtual en Samsung. "Verdaderamente es el nacimiento de una nueva era", señala.

¿Pero realmente dónde estamos en el desarrollo de la realidad virtual?

El mejor casco de realidad virtual que puede comprar por el momento es el Samsung Gear VR, de 200 dólares (de hecho fabricado en sociedad con Oculus), que también requiere tener un teléfono inteligente Samsung Galaxy Note 4. El casco funciona insertando el teléfono frente a los lentes, y el teléfono hace de computadora y pantalla.

Un visor de realidad virtual Oculus Rift
Un visor de realidad virtual Oculus Rift. Foto: AP

Para una experiencia más barata y universal, Google creó un patrón para los Google Cardboard (lentes de realidad virtual creados con cartón que irán con casi todos los teléfonos). Al igual que con el Gear VR, para empezar debe meter un teléfono en el casco. Algunas compañías ya los venden hechos por entre 10 y 45 dólares, o puede seguir las instrucciones de Google y armar uno propio con materiales fácilmente disponibles.

Microsoft anunció recientemente un casco de realidad aumentada llamado HoloLens, que podría salir este año. La realidad aumentada es ligeramente diferente a la realidad virtual porque pone elementos virtuales sobre el mundo real en lugar de llevar a una persona a una experiencia completamente contenida. Google ha invertido más de 500 millones de dólares en Magic Leap, una compañía que también está trabajado en tecnología de realidad aumentada.

Una vez que prueba la realidad virtual, incluso pese a algunos inconvenientes técnicos y visuales, puede imaginarse fácilmente que ver vídeos cortos, jugar juegos o interactuar con amigos sería divertido, envolvente y arrebatador. Verdaderamente es una nueva forma de entretenimiento, una vez que de hecho se puede ver algo.

Y el contenido está llegando. El Festival de Cine Sundance de este año, por ejemplo, contó con una lista de películas de realidad virtual que incluyó programación envolvente de noticias de Vice, y una breve grabación acompañante de la película "Wild," creada por Fox Searchlight Pictures, que permite que los videntes se paren en el tráiler junto a la estrella de la película (Reese Witherspoon). Y 8000 anteojos Google Cardboard fueron entregados a los asistentes del festival para que pudieran ver.

Oculus anunció una nueva división dentro de la compañía, llamada Story Studio, que está dedicada a crear películas de realidad virtual generadas a computadora que responden a lo que hace el usuario. Durante el festival de Sundance, Story Studios presentó su primera película, un proyecto llamado "Lost" cuya duración de hecho cambia dependiendo de lo que el vidente haga dentro de la experiencia.

Jason Rubin, director de contenido de Oculus, dice que la compañía seguirá trabajando en juegos y demás contenido de realidad virtual, además de vídeo generado por computadora.

"El entretenimiento será la piedra angular a corto plazo" del auge de la realidad virtual, considera. "En el largo plazo, VR tiene tanto potencial en tantas áreas: educación, arquitectura, turismo. El entretenimiento hace que empiece, pero no es el fin en sí mismo", explica.

Sin embargo, para crear el entretenimiento se necesita nuevo hardware. Ahí es donde están entrando algunas empresas de Silicon Valley. Una de ellos, una compañía de Palo Alto, California, llamada Jaunt VR, presentó en Sundance un cortometraje de monstruos de nombre "Kaiju Fury", creado en sociedad con New Deal Studios.

Los anteojos de realidad virtual funcionan proyectando imágenes en estéreo para simular un entorno tridimensional. En este caso, en un casco de la firma VRvana
Los anteojos de realidad virtual funcionan proyectando imágenes en estéreo para simular un entorno tridimensional. En este caso, en un casco de la firma VRvana. Foto: Reuters

Jaunt VR fabrica una cámara de 360 grados que usa 16 lentes GoPro fuertemente modificados dentro de un armazón impreso en 3D para filmar películas con libreto y eventos en vivo como conciertos. Los ingenieros de la compañía escribieron software que automáticamente puede unir las imágenes de todas esas cámaras. Y después Jaunt VR crea aplicaciones que pueden enviar contenido a varios anteojos.

Hasta el momento, la compañía ha filmado el corto de monstruos, una historia de la II Guerra Mundial llamada "The Mission" y grabación de cosas como ciclismo BMX, un recorrido por el Puente Golden Gate y la Torre Eiffel, entre otras experiencias.

En los cuarteles generales de Jaunt recorrí virtualmente el escenario de filmación de la película "The Hobbit, The Battle of the Five Armies", donde disfruté de un espectáculo de fuegos artificiales junto a Gandalf. También vi un adelanto de una película de terror que se llama "Black Mass". En esta película, usted es víctima de un misterioso secuestro. Una cosa quedó clara: las películas de terror probablemente nunca serán lo mismo. Sigo estremeciéndome.

Jaunt dijo que su próximo paso era fabricar una cámara cara que le gustaría entregar bajo licencia o alquilar a productoras de películas de realidad virtual.

Sony también tendrá unos anteojos de realidad virtual, conocidos por ahora como Project Morpheus
Sony también tendrá unos anteojos de realidad virtual, conocidos por ahora como Project Morpheus. Foto: Reuters

Algunas de estas películas eventualmente podrían aparecer en Milk VR, un servicio que Samsung anunció en enero durante la muestra CES Internacional, que enviará vídeo de realidad virtual (descargado o vía streaming) a dueños del Gear VR.

Durante el CES, Samsung anunció una sociedad con David Alpert, director ejecutivo de "The Walking Dead". Alpert dijo que su estudio Skybound crearía una serie de ficción para el servicio, pero no ofreció ningún otro detalle. Samsung también anunció sociedades con Red Bull Media House y la Asociación Nacional de Básquetbol de Estados Unidos (NBA, por su sigla en inglés), entre otras marcas.

Matt Apfel, vicepresidente de estrategia y contenido creativo de Samsung, dice que la meta es crear series originales para los videntes. "No solo ver programas únicos del Monte Everest o de Burning Man", afirma, "sino un thriller de 20 episodios o cinco o seis series de la NBA".

Samsung ha creado un primer prototipo de cámara a la que llama Project Beyond, que grabará video 3D en 360 grados y que eventualmente será enviado a los cascos vía streaming. Se han anunciado pocos detalles sobre la cámara, y nada sobre su fecha de lanzamiento o precio.

Pese a la premura, la realidad virtual sigue estando a un par de años de distancia para la mayoría de la gente. Transmitir un evento en vivo es una tarea de grandes proporciones: los archivos de vídeo creados por cámaras con 16 o más lentes de alta definición son enormes, de cientos de gigabytes. Se necesitarán nuevas tecnologías para mover fácilmente esa cantidad de datos.

Y actualmente la experiencia de realidad virtual sigue siendo más virtual que real. Ver videos con el Gear VR hace que uno se acerque tanto a la pantalla del Note 4 que pueden verse los espacios entre los pixeles. Impide que se sienta completamente inmerso, como puede imaginarse.

Brendan Iribe, CEO de Oculus VR, la compañía que creó el Oculus Rift
Brendan Iribe, CEO de Oculus VR, la compañía que creó el Oculus Rift. Foto: Reuters

Se dice que el prototipo más reciente de Oculus, el Crescent Bay, reduce este efecto, pero aún no está disponible. Pero está llegando, junto con un montón de propaganda.

"Hasta que uno se pone un casco, lo que hace que casi todo mundo se vuelva creyente instantáneamente, es muy difícil explicar lo que se dice y por qué es tan distinto", dice Rubin respecto a la realidad virtual. "Creo que tardará un poco, pero pienso que crecerá de una forma que obviamente resultará enorme", afirma.

Tendremos que ver qué tan enorme. Pero si el nivel de interés de la tecnología poderosa y las compañías mediáticas sirve de algún indicio, en el futuro cercano nos aguarda una avalancha de productos de realidad virtual.

En esta nota:
Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Las más leídas