Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Fue para Blue Dacnis, en un final que quitó el aliento

En el Bosque, ganó por ventaja mínima el Clásico Jockey Club de la Provincia de Buenos Aires ante Vagabundo Inc, segundo por media cabeza sobre sobre Harlan's Cachet

Martes 22 de septiembre de 2015 • 20:26
0

LA PLATA.- Un final sensacional, a grito puro, con tres potrillos definiendo. Tres potrillos que habían quedado relegados en las cotizaciones por los dos ganadores de primer nivel que iban a medirlos en el Clásico Jockey Club de la Provincia de Buenos Aires (G 2-2000 m), en el hipódromo de esta ciudad.

Blue Dacnis, Vagabundo Inc y Harlan’s Cachet llegaron juntos al disco, pero con distintos métodos. De atropellada el primero, después de venir en el fondo del lote; asediando desde la suelta al puntero, el segundo, y el tercero marcando el camino, con valentía para sostenerse casi hasta el final, incluso con una reacción cuando parecía que retrocedía ante sus dos rivales, a 200 metros de la meta. Ventaja mínima y media cabeza fue el fallo. Para quedar sin aliento.

Por afuera, el defensor de Los Cerrillos desequilibró cuando ya no quedaba otra cosa que luchar, y alcanzó su tercera victoria al hilo, un rosario conformado por su primer éxito aquí mismo, ajustado también (por la cabeza), seguido de su presentación en San Isidro, su única actuación fuera del Bosque, donde se impuso en 1800 metros. Siempre de atrás, bien de atrás, para arremeter en el derecho.

Los que no estuvieron a la altura de las expectativas fueron Sarónico Island (cuarto), que venía de ganar la Polla, y Take it All (quinto), dueño del Clásico José Pedro Ramírez. Quedaron lejos, al decaer desde el codo final.

Comentó Rodrigo Blanco, por tercera vez jockey de Blue Dacnis: "Me gustaba mucho, especialmente luego de la partida del miércoles pasado, y le dije al entrenador que ganaba el Jockey Club. Siempre vino cómodo y en los 400 lo sentí que había chances. Pero nos trenzamos los tres, y al cruzar el disco lo vi ganador, por poco; estaba seguro de que no había perdido. Da un poco de trabajo, a veces se empaca, pero está mejorando, gracias al entrenador".

El entrenador es Luciano Parisi: "Es una enorme satisfacción, porque con éste ya gané tres veces el Jockey Club. El potrillo sigue en ascenso. Está madurando. Tiene su genio, pero se va serenando. Seguramente correremos el Gran Premio Provincia de Buenos Aires y si todo sigue bien, el Dardo Rocha".

Altair Domingos, jockey de Vagabundo Inc, estaba resignado: "Cuando te ganan corriendo, no queda mucho por decir. Fue un final bravísimo, pudo ser para cualquiera de los tres; todos llegamos a fondo".

Damián Ramella se mostró más que satisfecho y optimista respecto del futuro de Harlan’s Cahet. Y contó un percance que sufrió en el desarrollo: "Corrió bárbaro. Por la milla me golpeé contra los palos y el potrillo saltó para afuera. Pero lo rearmé, no quería entregarse. Estoy convencido de que en más distancia no va a tener problemas".

En esta nota:
Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas