Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Por la crisis en Brasil, Lear y Fate suspenden a más trabajadores

En el sector de autopartes prevén un recorte de 1200 puestos de trabajo en 2015

SEGUIR
LA NACION
Jueves 24 de septiembre de 2015
0

La crisis industrial brasileña y la grave falta de competitividad que sufre la economía argentina siguen impactando directamente en el empleo en la industria automotriz. En un sector que recortó puestos de trabajo el año pasado y que prevé incluso achicar sus plantillas laborales este año, las empresas que concentran la atención son dos emblemas de los conflictos de los últimos años: Fate y la estadounidense Lear.

La mayor fábrica de neumáticos del país comenzó hace tres semanas (y por el lapso de tres meses) con paradas de producción de un día y medio. Los miércoles ya no trabaja ninguno de sus 1700 operarios. En tanto, los jueves sólo el 40% de la planta produce, confirmaron a LA NACION fuentes sindicales. "Hace tres semanas firmamos un acuerdo con la empresa, ya que está sobreestockeada por las bajas ventas en Brasil", afirmó Pedro Wasiejko, secretario general del Sindicato Único de Trabajadores del Neumático Argentino (Sutna).

"Creemos que en el verano esto va a levantar un poco por la mayor demanda en la temporada", se aventuró el gremialista, que señaló que no se registraron despidos en la empresa.

Javier Madanes Quintanilla, dueño de Aluar y Fate, reconoció durante una entrevista con LA NACION en julio que el sistema de cierre de mercado de los últimos años "disimuló algunas distorsiones de competitividad que tiene el país". Sin embargo, y antes de la fuerte devaluación brasileña de más del 30%, el empresario había recalcado: "Si todo lo que podemos hacer es pedir devaluación, estamos jodidos". La tradicional fabricante de neumáticos convive con los problemas gremiales desde hace varios años, con paros y protestas constantes por reclamos salariales.

La situación del sector autopartista es compleja. De acuerdo con una encuesta elaborada por la Asociación de Fábricas Argentinas de Componentes (AFAC), el sector que vivió su auge hace sólo dos años habrá despedido a 5580 empleados entre 2014 y el fin de este año.

El relevamiento realizado entre abril y junio de este año entre 74 fabricantes de autopartes, que representan el 40% del empleo directo en el sector (donde trabajan en total unas 60.000 personas), arrojó que el ajuste en las plantillas laborales de este año será del 2% (1200 puestos). El año pasado había sido, según estimaron en AFAC, del 7,3%.

La falta de competitividad argentina está golpeando las exportaciones y fomenta la escasez de dólares en el país. Las ventas al exterior de autopartes alcanzaron a US$ 876 millones en el primer semestre, lo que reflejó un retroceso de 20% con relación a igual período de 2014.

En ese mismo período las importaciones disminuyeron un 9%, para alcanzar US$ 4099 millones. En el primer semestre, en tanto, la producción de automotores había disminuido 12,4%. El déficit comercial del sector de la primera mitad de 2015 ascendió a US$ 3223 millones, con una caída de 5% con relación a igual período de 2014.

Según datos de AFAC sobre el comercio bilateral con Brasil, las exportaciones cayeron en el primer semestre a US$ 519,8 millones, contra los US$ 744,0 millones de 2014. Es una contracción de 29,9%. "Como factores de esta caída se puede remarcar la baja del mercado brasileño sumada a la pérdida de competitividad y la carga tributaria de los derechos de exportación", señalaron en la cámara.

Otros con problemas

Según pudo saber LA NACION, otra de las firmas con problemas es la estadounidense Lear, productora de mazos de cables para varias terminales, pero fundamentalmente para Ford. La compañía, que vivió fuertes reclamos de trabajadores alineados en partidos de izquierda el año pasado, suspendió a 117 empleados (el 20% de su plantilla total) hasta mediados de octubre. En el sector confiaron que la situación podría normalizarse en noviembre, si es que Ford le da impulso a su proyecto de producción de la nueva Ranger. Hasta esos días los trabajadores suspendidos cobran el 75% del sueldo.

"Las suspensiones arrancaron el 14 de septiembre y llegarán por lo menos hasta el 12 de octubre", confió Rubén Matu, delegado de Lear. "Se rumorea que después de esa fecha podría haber más suspensiones, pero aún no hay nada confirmado", dijo el gremialista, que aclaró que "durante este año hubo despidos de contratados y efectivos por goteo".

La situación de las autopartistas está directamente relacionada con la de sus primos mayores, las terminales automotrices. Fiat y General Motors vienen achicando sus nóminas de empleados mediante retiros voluntarios. Ford tiene 170 suspendidos rotativos hasta fin de año en su planta de Pacheco.

Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas