Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Cartas de los Lectores

Disculpas; Voto contra la droga; Un daño evitable; Sísifo; Prepagas; Sindicatura; Penas reparativas; Saber de qué se trata; Leona; Poca iluminación

Sábado 17 de octubre de 2015
0

Disculpas

Si la fiscal del caso Nisman -ni más ni menos- permitió la salida del país de Stiuso, ¿no deberíamos pedir disculpas a los Estados Unidos?

Denise Gallagher

denisepgallagher@hotmail

Voto contra la droga

Sabido es que a los males que padecemos de pobreza, corrupción, impunidad, inflación e inseguridad, se le agrega uno aún mucho mayor, como es el del narcotráfico y el consecuente incremento en el consumo de drogas que destruye la salud de nuestros jóvenes, familiares y amigos, quebrando a la familia y, por ende, a la sociedad. Por consiguiente, es responsabilidad de todos los ciudadanos, sin distinción de banderías políticas, cooperar en la lucha contra este flagelo. La mejor oportunidad se nos presenta en las próximas elecciones cuando, a través de nuestro voto, podremos convertir dicho propósito en algo efectivo. La convocatoria es a no votar por aquellos candidatos que estén cuestionados por sus vínculos con el narcotráfico o que sean partidarios de la despenalización de las drogas. Y si para ello es necesario cortar boletas, pues hagámoslo sin titubear.

Es tiempo, como ha dicho recientemente el papa Francisco en Cuba, de "comenzar a servir a las personas y no a las ideas". Si así no lo hiciéramos, Dios y la Patria nos lo demanden.

Jesús María Silveyra

DNI 11.045.065

Un daño evitable

El daño a los cables de alta tensión no fue un accidente, se hubiera evitado usando tecnología que está disponible y que debería usarse aun teniendo planos actualizados de todos los servicios tendidos en el subsuelo. El recurso se llama georradar o radar de subsuelo (en inglés GPR = Ground Penetrating Radar). Buscando en la Web servicios de georradar argentino aparece información sobre el tema, incluido el sitiohttp://www.ssplan.buenosaires.gov.ar/index.php/proyectos/mapeo-del-subsuelo, que inhabilita excusas de cualquier sector involucrado.

¿Qué nos pasa? ¿Será incompetencia, imprudencia o negligencia que nos impide hacer un simple agujero en el suelo -de eso se trataba- sin producir un desastre?

Jorge A. Reyes

reyesjoal@yahoo.com

Sísifo

Qué misteriosos son los laberintos de la memoria. Estamos en vísperas de un trascendental momento en la historia republicana del país, próximos a la elección de quien regirá por cuatro años nuestros destinos y seguimos sin aprender nada de las experiencias vividas. Recuerdo que en 2003 muchos hemos ido a votar con la consigna de votar al adversario de un ex presidente sobre quien pesaban acusaciones de corrupción. Cualquiera hubiera sido el candidato lo habríamos votado. Seguramente sería mejor. Y si bien sacó un 22 por ciento, la "atomización" de los aspirantes hizo que finalmente fuera elegido sin necesidad de segunda vuelta. El rechazo a Menem hizo que ni siquiera se presentara a la segunda vuelta. Y así nos fue. Una década perdida, una década de corrupción, una década que dividió aún más a los argentinos a causa del odio promovido desde los despachos oficiales. Ahora volvemos a vivir aquella experiencia. Hoy el oficialismo es minoría, el rechazo se palpa en el aire, pero la soberbia de los candidatos opositores no les ha permitido constituir un frente que seguramente ganaría por amplio margen. Entonces seguiremos transitando la misma senda, cargando la piedra cual moderno Sísifo.

Tal vez Macri, Massa, Stolbizer, Rodríguez Saá, respondan algún día por esta nueva oportunidad perdida. Pero ya será tarde... una nueva piedra sobre nuestras espaldas.

Juan Manuel Otero

juanm.otero@usal.edu.ar

Prepagas

Con motivo del constante aumento de la medicina prepaga, y al tener 90 años, considero que los que alcanzamos esa edad o la superan tengan una diferenciación en el oneroso monto mensual que se paga. Todos somos jubilados, con las limitaciones de todo orden que ello implica. Por lo tanto, no estamos en condiciones de soportar, si no es a cambio de grandes privaciones de otro orden, los constantes incrementos en la cuota, Entiendo perfectamente la inquietud de la empresas de medicina prepaga y la regulación que el Estado efectúa al respecto, pero se trata de una cuestión de humanidad. Mi sugerencia es que a partir de determinada edad, por ejemplo, 80 años, se permita al afiliado expresar sus mínimas necesidades, que seguramente,pueden limitarse al servicio de un laboratorio (para análisis, radiografias, estudios, etc.) y el de una clínica, para una posible internación y cirugía. Esto podría reducir la cuota mensual, pues esas personas no necesitan los servicios que sí usan regularmente los asociados de menor edad. No creo pecar de demasiado optimista y estoy seguro de que es viable.

En otros países, la ancianidad es sinónimo de respeto, tolerancia y consideración. Una vida dedicada con dignidad al país merece terminar también con dignidad.

Ángela Iorno de Buccello

DNI 0.307.019

Sindicatura

La Federación Argentina de Consejos Profesionales de Ciencias Económicas publicó una solicitada en la que rechaza el proyecto de ley que propicia que los abogados puedan integrar las listas para resultar designados síndicos en los procesos concursales. En ella afirma, erróneamente, que esta incumbencia "ha sido reservada a los contadores en exclusividad desde hace ciento diez años" y ello así por "la necesidad de proteger a la sociedad en el ámbito económico, y facilitar la recuperación de las empresas en crisis". Tal análisis resulta parcial e inexacto. La ley 19.551, sancionada en 1972, establecía en su artículo 277 que "en los concursos de personas no comerciantes que no desarrollan su actividad en forma de empresa económica, la sindicatura es ejercida exclusivamente por abogados de la matrícula, designado por el juez de conformidad con las reglas locales". La ley 24.432/94 fijaba en su artículo 4° que "la sindicatura es ejercida por contadores públicos diplomados y abogados, en ambos casos, con más de cinco años de ejercicio profesional". El proyecto de ley de concursos (actual ley 24.522) contemplaba en su origen la posibilidad de que sean designados síndicos concursales indistintamente contadores o abogados y estudios de contadores o abogados. La Comisión de Legislación General del Senado emitió su dictamen en idéntico sentido. Sin embargo, al llegar al recinto, el proyecto se modificó en forma antojadiza e infundada -ver diario de sesiones del debate respectivo- tal como se mantiene hasta nuestros días, postergando a los abogados.

El sindico concursal, entre otras tareas, debe fundamentar la aceptación o rechazo de pedidos de verificación de créditos, promover acciones reivindicatorias, contestar demandas de verificación tardía e incidentes, contestar -fundando en derecho-, impugnaciones, nulidades o pedidos de revisión, trámites todos eminentemente jurídicos. Los aspectos señalados hacen ver que la sindicatura concursal no ha sido patrimonio exclusivo de los profesionales contadores y, por otro lado, que la presencia de los abogados, en virtud de los temas a tratarse, deviene necesaria e imprescindible, en aras de brindar una sólida respuesta a cuestiones tan delicadas y sensibles en el seno de una comunidad organizada. Y aún si consideráramos solo la necesidad de proteger las empresas en crisis como postula la solicitada, debe aceptarse que la actual complejidad empresaria obliga a recurrir a una ingeniería jurídica y societaria que jamás podría prescindir de asistencia legal, tal como lo postula el proyecto en estudio, que por otro lado no elimina la posibilidad de que los contadores puedan integrar junto a los abogados los listados para las designaciones, propiciando la intervención conjunta, cuando las circunstancias del caso así lo requieran.

Por lo tanto, esta federación ratifica su apoyo al proyecto en cuestión, en el convencimiento que más allá de la defensa de una incumbencia profesional, nos mueve el interés supremo de continuar trabajando sin desmayos en la búsqueda de una mejor justicia para la sociedad, basada en la idoneidad, la capacidad, la responsabilidad y la excelencia.

Ricardo de Felipe

Presidente FACA

Horacio Vero

Vicepresidente segundo

Penas reparativas

En su carta, el fiscal Marcelo Carlos Romero menoscaba la idea de no discriminar ni estigmatizar a las personas que cometieron delitos. Muchas personas tienen esa postura, pero no advierten que discriminar y estigmatizar, al causar resentimiento, alientan la reincidencia y, por lo tanto, atentan contra la seguridad, mientras que convertir y rehabilitar pueden lograr, vía reducción de esa reincidencia, un resultado más satisfactorio. No se trata de impulsar la impunidad ni de aplicar penas leves, sino de transformar las penas denigrantes en penas reparativas y repersonalizadoras, siguiendo las ideas del criminólogo español y sacerdote jesuita Antonio Beristain y de otro jesuita, el actual papa Francisco.

Dr. José Deym

jdeym@fibertel.com.ar

Saber de qué se trata

Quiero dar las gracias a todo LA NACION Data. Y esto no lo digo sólo como participante de la Maratón Cívica que organizó para clasificar los telegramas de las PASO, sino como ciudadano. Gracias por cuidar la democracia. Una vez hubo personas que no pudieron participar del Cabildo abierto y querían saber de qué se trataba. Liberando y organizando datos, más de 200 años después, a través de ustedes y junto a ustedes, los ciudadanos podemos volver a saber de qué se trata. Imposible sería encontrar agujas en un pajar si no tenemos acceso al granero o tridentes para todos. Gracias por abrir las puertas del granero y darnos las herramientas. Es difícil encontrar agujas, pero más complicado era contar todas las pajas. Ustedes lo hicieron posible.

Por la noche, continué la labor, con más telegramas, junto con mis chicos, uno de ellos de 10 años. Sembrar.

Javier M. Areco

arecojavier@yahoo.com

Leona

Como fiel lector de LA NACION, me siento obligado a destacar un error publicado en la LN Revista del 4 de octubre, pues en la página 40 se publica la foto de una leona y al comentarla se consigna "?la gran foto del león?", lo que es incorrecto ya que es una leona. La diferencia entre uno y otro hace que sea imposible confundir los sexos. El rey de la selva tiene gran melena oscura, que la leona no tiene, siendo también diferente el tamaño de la cabeza.

Juan Carlos Araya

jcaraya@infovia.com.ar

Poca iluminación

Solicito a Buquebus que en los largos accesos a los barcos se provea de iluminación apropiada y personal responsable para atender a discapacitados, personas mayores, familias con menores, etc., evitar accidentes y otros inconvenientes. Tengo casi 80 años, y tuve una mala experiencia viajando a la noche en el Eladia Isabel, brillando por su ausencia el personal de la empresa para ayudarme.

María Marta N. de Battro

DNI 3.743.552

En la Red

La nieta recuperadanúmero 117

Facebook

"A esta persona le robaron una vida, unos padres, unos hermanos, unos abuelos, en definitiva , le robaron a su familia, así pasen 100 mil años tiene el derecho y el deber de saber quién es y quiénes son los suyos" - Alejandro Duarte

"Que la dejen tranquila y elegir lo que conoce y quiere" - Raquel Arana

"¡Y de los desaparecidos en democracia y los hijos muertos en democracia no se hace cargo nadie!" - Lucía Sandoval

"Esto era (y es) Abuelas de Plaza de Mayo. Lástima todo lo demás" - Miguel Michalun

Los textos destinados a esta sección no deben exceder las 15 líneas o los 1100 caracteres. Debe constar el nombre del remitente, firma, domicilio, teléfono y número de documento. Por razones de espacio y de estilo, LA NACION podrá seleccionar el material y editarlo. Los mensajes deben enviarse a: cartas@lanacion.com.ar o a la dirección: Av. Del Libertador 101, Vicente López (B1638BEA) Buenos Aires, Argentina

Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas