Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Más incertidumbre que certezas

La Fundación Observatorio Pyme elaboró un informe sobre la realidad y el futuro del sector industrializado, debido a una caída en la actividad en los últimos meses, por la falta de créditos y una posible devaluación, que impactaría en los precios de materia prima importada

Lunes 30 de noviembre de 2015
0

La Fundación Observatorio Pyme realizó un informe sobre la situación del sector con preponderancia respecto del financiamiento productivo en industrias. Debido a la ausencia de una reputada moneda nacional, los residentes argentinos no ahorran en pesos y, en consecuencia, el sistema bancario local recoge una cantidad totalmente insuficiente de depósitos para financiar los deseos de inversión de las empresas privadas.

Entonces, el mercado de capitales es prácticamente inexistente en el país, ya que la moneda argentina no es una buena unidad de cuenta para registrar deudas y créditos de largo plazo. Entre las regiones económicamente más desarrolladas de Argentina como es la del centro, Santa Fe, Córdoba, Entre Ríos y Buenos Aires, excluido el conurbano, se verifica que los depósitos bancarios de los residentes no son suficientes ni siquiera para financiar las inversiones de las pyme industriales, que informan que tienen proyectos de inversión frenados por falta de fondos.

"En esta región, aún si todos los depósitos bancarios del sector privado se utilizaran para financiar los proyectos frenados de inversión de las pyme industriales por falta de financiamiento, serían necesarios otros 800 millones de pesos adicionales para financiarlos. Quedando sin financiamiento los proyectos de inversión frenados por falta de financiamiento de las pyme del sector agrícola, comercial y de servicios", dijo Vicente Donato, director de la Fundación.

Se observa que sólo una de cada tres pyme accede al crédito bancario, "contra prácticamente el 100% de las pyme europeas. Mientras que en Argentina, el crédito a largo plazo representa sólo el 30% del total, en Europa esta proporción es más del doble", agregó Donato.

Es posible afirmar que si Argentina no logra en los próximos años construir una moneda local prestigiosa que funcione como unidad de cuenta para registrar débitos y créditos y como reserva de valor para proteger ahorros, el capitalismo continuará funcionando sin sistema financiero y sin esperanzas para poder competir en igualdad de condiciones con sus rivales comerciales del mundo.

Las regiones

Los datos que figuran en este informe especial surgen de la Encuesta Anual Estructural a Pyme Industriales (2004-2014), de las encuestas de coyuntura trimestrales y de las investigaciones especiales elaboradas por los distintos observatorios pyme regionales. Todos los relevamientos antes mencionados son realizados de forma periódica por la Fundación Observatorio Pyme y las organizaciones que colaboran con ella. La Encuesta Anual Estructural releva a más de 1400 pyme de todo el país.

La Fundación Observatorio Pyme comparte el informe Inflación y Producción de las Pyme en el tercer trimestre y perspectivas 2016. "La producción industrial de las pyme, que había experimentado un fuerte crecimiento durante el segundo trimestre del actual (+7,5%), se detuvo completamente durante el tercer trimestre (-0,4%). La ocupación volvió a mostrarse estancada en cero y, atendiendo las expectativas de los empresarios, sin ninguna expectativa de cambio para el próximo año", opinó Donato.

El impacto de una devaluación del 20% produciría un incremento de los precios mayoristas de estas empresas del 1,9%, variando por sectores en función del grado de dependencia de los insumos importados y de su potencial sustituible por componentes locales.

"El impacto de la devaluación sobre los precios de las pyme industriales será mayor entre las exportadoras debido a su mayor dependencia de insumos importados de alta calidad y prácticamente insustituibles, que será tres veces mayor en el sector de los aparatos eléctricos y de precisión, y electrónicos, que en el sector alimenticio y bebidas", explicó Donato. Y el director de la Fundación concluyó: "Las expectativas empresarias para el último trimestre del año y para 2016, quedarán completamente estables. Habrá incertidumbre sobre ventas, inversiones y exportaciones. Para las pyme industriales el escenario más probable es de estancamiento productivo y de empleo".

Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Las más leídas