Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Michetti dio de baja a 2035 empleados nombrados por Boudou

Creó además una comisión para revisar 2317 recategorizaciones de trabajadores de planta permanente

SEGUIR
LA NACION
Martes 05 de enero de 2016
Michetti anunció ayer que dará de baja a empleados del Senado y revisará la planta permanente
Michetti anunció ayer que dará de baja a empleados del Senado y revisará la planta permanente. Foto: Hernán Zenteno

La escoba llegó al Senado de la Nación. La vicepresidenta y titular de la Cámara, Gabriela Michetti, dispuso dar de baja los polémicos nombramientos en planta permanente de 2035 empleados que su antecesor Amado Boudou designó a lo largo de 2015 y que colocaron en rojo las cuentas de la Cámara.

Michetti también decidió avanzar sobre otro cuestionado legado de Boudou: 2317 recategorizaciones de personal que el compañero de fórmula de Cristina Fernández de Kirchner firmó en la recta final de su mandato, y que ahora serán analizadas, una por una, por una comisión revisora. "Hablamos con los presidentes de distintos bloques del Senado y acordamos que no convalidaremos el despilfarro del dinero público", indicó Michetti a LA NACION, minutos antes de comunicar la depuración, que comenzó con la firma de un decreto durante las últimas horas de 2015. "Estamos hablando de más de 1000 millones de pesos que se gastarían en sueldos que podrían y deberían destinarse a otros fines", afirmó la vicepresidenta. Continúa en la página 12

Los nombramientos objetados se acumularon en tres decretos que firmó Boudou, pero que jamás se publicaron en la página oficial del Senado en Internet. Durante meses, LA NACION buscó y solicitó de manera formal las copias de esos textos, pero el ex vicepresidente se negó a entregarlas. Son los decretos 128 y 129, del 26 de enero del año pasado, y el 1682, del 3 de noviembre último.

Mediante esos tres decretos, Boudou designó o recategorizó a miles de personas que engrosaron la plantilla del Senado. La mayoría figura desde enero de 2015 -los restantes, desde el 1° de octubre-, aunque no se descarta que el ex vicepresidente haya conservado bajo llave esos decretos para así incluir de manera retroactiva en sus anexos a los diversos candidatos que se sumaron a lo largo de 2015.

La fecha de ingreso al Senado de los empleados no es algo menor ni responde al cobro de antigüedad. De acuerdo con el artículo 9 de la ley 24.600, el personal en planta permanente de la Cámara adquiere estabilidad laboral cuando cumple un año de servicios. Eso hubiera ocurrido ahora, pero Michetti lo evitó al darlos de baja por decreto con fecha 30 de diciembre.

La cifra definitiva de contratos que se dará por terminada, sin embargo, dependerá de la comisión revisora que creó ayer Michetti como parte del acuerdo que selló con los referentes de diversas bancadas, entre ellos Miguel Ángel Pichetto, del Frente para la Victoria (FPV), y Adolfo Rodríguez Saá.

Esa comisión quedó integrada por el prosecretario administrativo de la Cámara, Mario Daniele -un ex senador de confianza de Pichetto-, junto al director general de Recursos Humanos, Pablo Casals, y el subdirector general de Administración, Diego Lacu, en tanto que se invitó a los gremios (APL, ATE y UPCN) a participar como veedores.

Los plazos y previsiones para esa comisión varían según los consultados por LA NACION. Los más duros estiman que los resultados podrían darse en 60 días -y que sólo el 10% de todo el personal cuestionado podría superar el análisis-, en tanto que los más cautos extienden los plazos a 120 días y los eventuales sobrevivientes al 40 o incluso el 50 por ciento.

Dinero y amigos

Las designaciones con que Boudou se despidió del Senado representan un "desmadre administrativo", según lo caracterizó Michetti. Si se mantuvieran intactas, conllevarían un aumento del 146% en la planta permanente de la Cámara, además de un incremento del 80% de las partidas salariales, que pasarían así de insumir $ 2400 millones a fines de 2014 a superar los $ 4300 millones este año, sin contabilizar los aumentos a acordarse por paritarias.

Boudou "violó todas las reglas de ingreso y promoción que protegen la carrera administrativa de los trabajadores" del Senado, afirmó Michetti en un comunicado. También apuntó contra su antecesor por "poner en crisis" el funcionamiento de la Cámara: "Si hoy el Senado quisiera hacer frente al pago de sueldos, sin aumentos, ya tendría un déficit de 570 millones".

La primera revisión del personal que nombró Boudou durante 2015 ya arrojó algunas sorpresas. Entre otras, que al menos 195 personas no tenían ni siquiera iniciado un legajo cuando se las designó en el Senado. "Pasaron de caminar por la calle a integrar la planta permanente, sin escalas intermedias", indicó un funcionario de la Cámara.

Las listas del personal ahora bajo la lupa incluyen técnicos que se sumaron a las comisiones, colaboradores y parientes de actuales y ex legisladores, amigos de Boudou y hasta protagonistas del "caso Ciccone" como Ignacio Danuzzo Iturraspe, el abogado que ventiló los mensajes de texto que intercambió con el juez federal a cargo de aquella causa, Daniel Rafecas. También aparecen amigos de Boudou de Mar del Plata, como su secretario privado Héctor "Cachi" Romano, o colaboradores suyos en el Ministerio de Economía, como Manuel Somoza, esposo de la ex titular de la Casa de Moneda Katya Daura. Los tres figuran designados en la categoría 1, la más alta en el escalafón del Senado.

Las cifras del escándalo

2035

Nombramientos

Son los que dio de baja Gabriela Michetti. Habían sido firmados por el ex vicepresidente Amado Boudou

2317

Recategorizaciones

Se creó una comisión para revisar esos ascensos y verificar cuáles están justificados

1000

Millones de pesos

Es lo que se gastaría en sueldos si se mantuvieran firmes las designaciones que hizo Boudou

146%

Más de personal

Es el incremento que significaría mantener intactas las designaciones hechas por Boudou desde 2014

195

Empleados sin legajo

Son personas que pasaron sin trámite a ser empleados de planta permanente del Senado

Boudou, de viaje en México

El ex vicepresidente Amado Boudou está en México, donde vive su pareja, la diputada de ese país Mónica García de la Fuente. Aunque está procesado y rumbo al juicio oral, Boudou logró salir de la Argentina tras superar dos prohibiciones judiciales, firmadas por los jueces Ariel Lijo y Norberto Oyarbide.

En esta nota:
Te puede interesar