Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Mariana Cortés: "Me compran almas sensibles"

Durante el fashion week y hasta fines de este mes Juana de Arco está en un pop up store en el East Village. Mariana Cortés habla de su Juana for export y de su nuevo local en Japón

SEGUIR
PARA LA NACION
Jueves 18 de febrero de 2016
0

Hasta el 28 de este mes, Juana de Arco está en Nueva York con un pop up store a puro celeste y blanco, con una selección de su línea de únicos y algunos elegidos de su invierno 2016. Su llegada a Manhattan es en el año en que Mariana Cortés celebra su mayoría de edad como marca. Hace 18 que abrió su local en Palermo -por entonces con una colección dedicada a la heroína con la que empezó su historia de diseño- y también abre un tercer local en Osaka, Japón. Su gusto por lo artesanal, los materiales nobles y los textiles que genera, sus prendas únicas que dan cuenta de un crecimiento constante, en manos de un equipo que reconoce hacen de Juana una marca con identidad cada vez más fuerte, capaz de presentarse en la capital de la moda, en pleno fashion week.

-¿Cómo surgió el pop up en Nueva York?

-Hace dos años que vendemos en Estados Unidos en ferias, también hicimos una instalación en noviembre último en Miami para Art Basel, una feria de arte contemporáneo, y tenemos una distribuidora en la Florida. Pero el pop up es en un local de la tienda HP France, que son los japoneses que distribuyen Juana de Arco en Oriente. Se trata de una instalación por 20 días de un artista cada mes; y Eligieron a Juana durante el fashion week; hasta fin de mes está en el East Village.

-¿Qué hay?

-La línea de únicos, con ropa interior y de yoga, que está a la venta. Y algunas piezas de la colección invierno. Vamos a hacer una instalación de telas en celeste y blanco y exhibirán fotos de Geo Bogunovich, la fotógrafa de Juana desde hace dos años, y de nuestras campañas en blanco y negro.

-¿Cómo es la experiencia de vender en el exterior?

-En Juana siempre lo hicimos. A Japón exportamos desde hace diez años y tenemos dos locales, además de estar en 20 multimarcas en el país. También abrí en Chile y España. Juana tiene buena recepción en el exterior y me gusta hacerlo. Es la primera vez que estoy en Nueva York, y también que vendo; además me quedo en la feria de ropa interior Curve.

-¿Cómo está Juana hoy?

-Es una marca muy sana, que se autosustenta. En Juana todo se reutiliza, hasta con los últimos recortes hacemos algo. Estamos organizados, la mitad de la producción se vende en Argentina y el resto se exporta, trabaja poca gente pero muy sólida. Y este año cumplimos 18 años en Palermo. Nunca tuvimos un crecimiento meteórico, siempre fuimos de a poquito pero nunca dejamos de crecer. Lo que hacemos en muy específico, no es moda, va evolucionando con clientes genuinos, con mucho de boca a boca.

-¿Y qué dice en ese boca a boca?

-Creo que gustan las prendas artesanales, cada producto es diferente y eso encanta. Se fijan en los detalles de cada prenda y se genera un vínculo afectivo con la marca.

-¿Qué hace únicas a las prendas?

-Hago prints muy grandes que dibujo personalmente, son siempre diferentes; es que al cortar, en cada prenda el estampado cae de manera distinta; entonces los productos que hacemos pueden ser parecidos pero nunca iguales. Además hay diferencias en las terminaciones que muchas se hacen a mano, los interiores que son forrados, la serigrafía también se realiza a mano también. Somos todos únicos, así que voy siempre por la anti uniformidad.

-¿Cómo es tu invierno?

-Se llama Jeanne d'Arc y tiene que ver con la auténtica Juana de Arco. Tomé la bibliografía que tenía, empecé a investigar y me inspiré en la heroína que da nombre a la marca. Juana está siempre presente en mis colecciones de una forma u otra, por ejemplo en los cortes, en los corsets, en textiles, pero nunca había hecho una colección entera a partir de ella.

-¿Y por qué ahora?

-Porque este año cumplo 18 en Palermo, es nuestra mayoría de edad y necesitaba hacerlo con la idea de retomar sus valores. Las tipologías que uso son vestidos con corset, camperitas, ponchos y ruanas. Hice una serie de dibujos en los que se ven laureles y en su interior dibujos de corsets, espadas, coronas, la libertad, el arco y la flecha, y hasta la figura de su perfil con la leyenda Todos somos Juana. Además convoqué a Luisa Freixas, una artista plástica que trabaja con xilografía -talla el dibujo en madera y después pasa al papel con una prensa-, que hizo un dibujo de la Juana guerrera que aparece en algunas estampas de la colección. Elegí los colores de la bandera francesa, y sumé bordó y tonos de rojo, que tienen que ver con la realeza. Después hay una línea pastel inspirada en un libro antiguo sobre Juana que compré hace mucho en París; de ahí saqué diferentes estereotipos como la Juana campesina y la guerrera.

-¿Qué te inspira?

-Lo que voy sintiendo. Me pueden inspirar artistas plásticos, la naturaleza, los lugares, un cartel, las plantas, las flores, todo me enriquece. Estoy ahora haciendo un textil con los dibujos de mi hija que tiene 5 años, para una colección para chicos. Todo puede ser textil si lo traducís y también todo puede ser Juana si lo interpretás. Hago un testimonio de mi vida en mis colecciones. Pretendo hacer más lo que quiero y siento.

-¿Cómo es la chica Juana?

-Muy espiritual, busca vestirsepara ser feliz, y nos elige por intuición. Así se suman muchos artistas plásticos y músicos. Me compran almas sensibles.

-¿Proyectos?

-En mayo abro mi tercer local en Japón, en Osaka, y voy para festejar los 18 años. Habitualmente, se realizan fiestas y van vestidas de Juana de pies a cabeza; se ponen todo junto, y logran una versión muy barroca; me sorprende a mí todo lo que genera Juana.

Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Las más leídas