Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Aumentaron los delitos violentos contra las personas en la Capital

Un informe vecinal reveló que entre el primero y el segundo semestre de 2015 creció un 32% la cantidad de robos y arrebatos denunciados

SEGUIR
LA NACION
Miércoles 24 de febrero de 2016
0

Caminar por las calles porteñas se volvió más peligroso en los últimos meses. Eso revela el más reciente mapa del delito elaborado por distintas asociaciones vecinales con datos recabados entre julio y diciembre de 2015 a partir de las denuncias de vecinos. Según ese informe, la cantidad de los delitos denunciados creció 4,38% con respecto al primer semestre del año. Pero fue más significativo el aumento de los hechos violentos, lo que significa que hubo más ciudadanos que no sólo fueron víctimas de robos o arrebatos, sino que debieron padecer mayor violencia en las calles.

El 86,13% de los 35.428 casos reportados en el segundo semestre de 2015 fueron robos y agresiones en la vía pública. En el primer semestre de ese año, ese tipo de delitos representó el 65,35% de los 33.942 hechos denunciados. Entre ambos semestres, entonces, la cantidad de hechos violentos creció un 32%.

"Los datos muestran la preocupación de los vecinos por lo que les pasa cuando caminan por la ciudad. Y eso que sólo se trata de los casos que nos informan", dijo a LA NACION Nelson Durisotti, coordinador de la estadística y referente de la Asociación Barrio Recoleta.

Las organizaciones vecinales decidieron realizar el relevamiento debido a la falta de cifras oficiales. De los 35.428 hechos denunciados entre julio y diciembre de 2015, 30.512 (el 86,13% del total) los sufrieron los vecinos en carne propia, en la calle. El resto, 4916 casos, correspondió a "entraderas", denuncias de lugares de venta de droga y robo de autopartes, entre otros.

En la mayoría de las denuncias, 19.122 casos, los transeúntes fueron víctimas de arrebatos. Estas situaciones se notaron con mayor frecuencia en el corredor norte de la ciudad, tomando como eje la Avenida del Libertador, según consigna el informe. De acuerdo con el mapa del delito, los vecinos de las comunas 1, 2, 13 y 14 fueron los más afectados por esta modalidad.

En Recoleta, por ejemplo, el arrebato callejero fue el hecho más denunciado: el 69% de los 2491 casos registrados. "Los cruces de Libertador con Callao y Pueyrredón son los puntos álgidos en esa zona", destacó Durisotti.

En Palermo hubo, en promedio, 10 hechos de esa clase por día. "Hace tiempo que ese tipo de delito se instaló en esas zonas. Tal vez faltan controles", señaló a LA NACION Leandro Halperín, docente de Derechos Humanos de la UBA y especialista en temas de seguridad.

La zona sur, castigada

La mayor cantidad de robos con armas se registró en el cinturón sur del territorio porteño y en los alrededores de la villa 1-11-14. En el informe se consignaron 5310 casos de asalto a mano armada.

En la comuna 7, que integran Flores y Parque Chacabuco, se registraron 772 hechos; en la 8, formada por Villa Soldati, Villa Lugano y Villa Riachuelo, hubo 707 robos con armas, y otros 593 en la comuna 9, que incluye a Liniers, Parque Avellaneda y Mataderos.

Quienes transitan por esas zonas también son víctimas asiduas de robos "piraña", una modalidad delictiva cometida por grupos de delincuentes jóvenes. De las 3234 denuncias realizadas entre julio y diciembre de 2015 por robos "piraña", más de la mitad tuvo por escenario las comunas 7, 8 y la 4, integrada por La Boca, Barracas, Parque Patricios y Nueva Pompeya.

Las inmediaciones de algunos de los centros de transbordo de transporte público son un centro de atención para los arrebatadores que, además, agreden a sus víctimas.

El relevamiento señala que los vecinos de las comunas 7 y 8 fueron los que más sufrieron los arrebatos, aunque los encargados de procesar la información notaron una gran proporción de ataques en la Plaza Miserere, en la comuna 3 y en los alrededores de la terminal de ómnibus de Retiro y la de trenes de Constitución.

Con respecto a las líneas de subte, la mayoría de los robos denunciados corresponden a las estaciones 9 de Julio, de la línea D, y Carlos Pellegrini, de la B.

Tanto Durisotti como Halperín reconocieron que estos datos reflejan la necesidad de la gente de contar lo que les sucede, de hacerlo visible. "Esta información es esencial para hacer un correcto diagnóstico", coincidieron.

En uno de los compromisos anunciados para su gestión, el jefe de gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, señaló que en 2017 se confeccionará un mapa que servirá como base para la elaboración de políticas públicas de seguridad.

Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Las más leídas