Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Cómo nos ven: los consejos que otros gobiernos dan a los turistas que visitan la Argentina

Desde una alerta por la imprudencia al volante hasta recomendaciones anti-robo, las embajadas exhiben particulares observaciones sobre los argentinos

SEGUIR
LA NACION
Jueves 25 de febrero de 2016 • 19:12
Hay que tener cuidado en La Boca, dicen algunas embajadas
Hay que tener cuidado en La Boca, dicen algunas embajadas. Foto: Archivo
0

Cuatro jeans, diez remeras, una campera, ojotas, dos pares de zapatillas, bronceador, anteojos de sol, repelente, ropa interior, perfume, el celular, la mochila, el pasaporte, dinero, medicamentos, un adaptador, el pasaje, cien pesos siempre encima, ojos en la nuca, cuidado al cruzar la calle, atención a la mostaza, desconfianza ante las bebidas regaladas...

A la hora de planificar un viaje al país, además de la lista típica que hacen todos los turistas en sus casas para no olvidar nada de lo necesario a la hora de cerrar la valija, los viajeros extranjeros cargan también con las recomendaciones que sus gobiernos, a través de las embajadas, les acercan para que, si eligen la Argentina como destino, pasen el mejor de los tiempos posibles. Un relevamiento entre diez embajadas que ofrecen esta guía permite descubrir cómo ven a la Argentina y los argentinos desde afuera.

Estados Unidos

El Departamento de Estado pareciera tener muy presente todas las recomendaciones para los turistas que elijan a la Argentina como destino y las ofrecen en una extensa guía, que contiene tips para distintos ámbitos, desde la seguridad hasta el turismo de aventura y de pesca.

Su mayor preocupación es, sin duda, el "crimen", como se llama el segmento más extenso del manual, de unas tres carillas. "Sospeche de cualquiera que se le acerque en la calle" es la recomendación más sorprendente. Entonces desvelan algunas de las técnicas de engaño que se pueden encontrar por estas latitudes, entre ellas, tentar a un turista con un cupón de descuento o un show gratis en un bar y "una vez adentro, la víctima no puede salir hasta que pague un precio exorbitante por un trago". También enumeran las modalidades delictivas más comunes, entre ellas, los robos de los motochorros -como el que sufrió, grabó y difundió un ciudadano de ese país en La Boca- y las zonas más peligrosas: San Telmo, Recoleta, La Boca y las villas.

"Se les recomienda a los visitantes entregar inmediatamente toda la plata y objetos de valor si les roban", aconsejan. Además de no dejar objetos de valor en las valijas por temor a que "desaparaezcan" antes de ser lanzados a la cinta en los aeropuertos de Buenos Aires, los estadounidenses también deben sospechar de aquellos que quieran acercarse a sus billetes. "Algunos viajeros han recibido moneda falsa en la Argentina. Vendedores sin escrúpulos y taxistas a veces pretenden ayudar a los turistas revisando sus pesos y luego les cambian buenos por malos", indican desde el Departamento de Estado.

Para los estadounidenses está claro que manejar un auto en la Argentina es "más peligroso que conducir en los Estados Unidos", principalmente porque -afirman- "los conductores en la Argentina tienden a ser agresivos, sobre todo en Buenos Aires, y con frecuencia ignoran las normas de tráfico", además de que "viajan a menudo a velocidades excesivas".

Gran Bretaña

Robo por distracción, robo de cartera, robo a mano armada, robo de vehículos vacíos, robo de pasaportes, engaños que terminan en hurto y secuestros exprés. Defintivamente lo que más les preocupa a los británicos es la seguridad de sus ciudadanos que deambulan por la Argentina. Por eso, les explican la variedad de delitos de los que pueden ser víctimas y recomiendan, entre otras cosas, "tener especial cuidado en los restaurantes y cibercafés, en el transporte público y en las zonas turísticas de Buenos Aires de San Telmo, La Boca y Retiro" y "mantener una estrecha vigilancia sobre sus pertenencias personales en todo momento".

La tensión por el irresuelto conflicto de soberanía sobre las islas Malvinas también puede ser un problema para los turistas británicos, alertan desde la Embajada. Después de mencionar que las "manifestaciones políticas y piquetes son más comunes en la Argentina que en Gran Bretaña", agregan que "ha habido protestas ocasionales relacionadas con las Falklands [como ellos denominan a las Malvinas], incluso fuera de la Embajada de Gran Bretaña y negocios afiliados con Gran Bretaña en la Argentina".

Otro de los puntos llamativos es que también critican la forma en que conducen los argentinos y otros inconvenientes que puede acarrear el uso de un automóvil. "El respeto de los límites de velocidad y las señales de tráfico es irregular, y otros conductores pueden hacer maniobras inesperadas. El crimen contra los usuarios de automóviles, sobre todo cuando está parado en un semáforo, es un problema. Mantenga las ventanas cerradas y las puertas cerradas en todo momento en las principales ciudades", dicen desde el gobierno británico.

Francia

La preocupación central para los franceses parece ser la inseguridad. Tras el crimen en julio de 2011 de las turistas Cassandre Bouvier y Houria Moumni en Salta, desde la embajada del país galo hacen referencia al tema una y otra vez: recomiendan precaución en los lugares turísticos pero también en los menos transitados porque "ningún aérea es inmune". Los accidentes viales tampoco pasan desapercibidos: de hecho, aseguran que lo mejor es no conducir e noche y jamás bajar la guardia, ni siquiera caminando, mucho menos en bicicleta. Y mejor nada de ostentación: cuando hay que salir a la calle, las joyas y los relojes mejor en el hotel.

La burundanga también despierta alarma entre las autoridades francesas, que avisan que la sustancia puede venir en los alimentos y en las bebidas y, por ende, recomiendan no aceptar tragos de desconocidos y en los bares controlar bien las copas. ¿Un tip para salir a la calle? Siempre tener un billete de cien pesos a mano. Si un delincuente se acerca a robar, mejor contar con algo para darle y "así generar satisfacción".

Los turistas que llegan a la Argentina lo hacen cargados de recomendaciones
Los turistas que llegan a la Argentina lo hacen cargados de recomendaciones. Foto: Archivo

Alemania

La alarma está encendida y el foco recae sobre el papel. Porque para los representantes de la embajada alemana en el país, el problema más grande para los turistas en la Argentina es el billete: que puede ser falso, que puede ser más caro, que puede ser robado. Por eso la recomendación es simple: siempre llevar poco efectivo encima.

Los alemanes que quieran ir a la cancha pueden hacerlo, claro, pero jamás sin la compañía de algún local que esté en tema por "las irregularidades en los partidos y los disturbios graves". La idea es ir a ver el partido y volver ni bien el árbitro pita y confirma el final. También advierten que el consumo de drogas aunque en cantidades pequeñas es ilegal y que las condiciones de las cárceles "no son comparables con las de las prisiones alemanas".

El dato de color, la mostaza: los alemanes reclaman particular atención al truco de ensuciar la ropa a propósito con este aderezo para después intentar limpiar la mancha y aprovechar el momento para despojar a la victima de todo lo que tenga en los bolsillos. El temor ante esta táctica se repite en casi todas las guías para turistas que visitan a la Argentina.

España

La falta de estadísticas oficiales de los últimos años en el país no pasa desapercibida para la embajada de España, que recomienda viajar a la Argentina con PRECAUCIÓN. Sí, así, en mayúscula. Por los asaltos, por la violencia callejera, por la imprudencia al volante.

Tampoco hay que relajarse en cuanto a la sanidad. Para las autoridades españolas, hay que estar con un ojo abierto porque las condiciones sanitarias del país "son desiguales". No hay inconvenientes si uno se enferma en las grandes ciudades, pero se gana un problema si lo hace en el interior.

Hay zonas seguras para pasear: en Recoleta, en Puerto Madero, en Palermo, en Belgrano. Pero hay otras en las que es mejor mantener el perfil bajo, bien bajo.

Puerto Madero es un barrio seguro, según España
Puerto Madero es un barrio seguro, según España. Foto: Archivo / Fabián Marelli / LA NACION

Y como con el cambio de gobierno hay cosas aún inestables, como la compra de divisas extranjeras, para España nada mejor que manejarse con medios alternativos para evitar el billete: tarjetas de crédito y cheques de viajero.

Israel

Para los israelíes, según una web que recomiendan desde la embajada de Israel, caminar por las calles de Buenos Aires a veces es como hacerlo por París. "La gente es amable, la comida es rica y la ciudad combina cultura e historia". Será por eso que les gusta tanto venir.

Los consejos más destacados: no beber agua de la canilla bajo ninguna circunstancia porque puede provocar diarrea, sólo tomar mineral o hervida; trasladarse por el país en avión pese a las demoras, "que son algo común", porque hacerlo sobre ruedas implica mucho tiempo para invertirlo en las vacaciones; que el itinerario de viaje no sea estricto porque los inconvenientes ocurren siempre; vacunarse contra la fiebre tifoidea si piensa comer en restaurantes baratos; y no olvidarse el adaptador especial: en la Argentina los enchufes tienen "una forma especial".

India

En un claro mensaje sobre su concepción de la relación entre ambos países, la Embajada de la India en la Argentina no tiene recomendaciones para turistas en general sino específicamente para los empresarios que vengan al país. En un documento titulado "Cómo hacer negocios con Argentina, Paraguay y Uruguay", los indios dan precisiones sobre los mercados, las industrias y datos macroeconómicos del país.

En una sección brindan recomendaciones para los "visitantes de negocios" que lleguen a Buenos Aires e indican la clave para tener éxito en estas tierras: "Los negocios en la Argentina están más orientados hacia las personas que hacia el sistema, como sucede en Estados Unidos o en Europa. Los encuentros cara a cara y los contactos personales hacen una gran diferencia".

El texto también brinda consejos sobre seguridad que servirían a cualquier turista indio en la Argentina, como tener "extremo cuidado" con los documentos de viaje y objetos de valor. "Si son confrontados por ladrones o criminales, es recomendable darle los objetos de valor sin resistencia. Los ladrones pueden dañarlo. Pueden tener armas y ser violentos bajo la influencia de la droga", indican. Como los franceses, los indios aconsejan a los turistas "llevar alrededor de 20 dólares en la cartera para entregarlos rápidamente si son enfrentados por ladrones".

China

El Barrio Chino, paso obligado para los turistas orientales
El Barrio Chino, paso obligado para los turistas orientales. Foto: Archivo

El gobierno de China se encarga de preparar a sus ciudadanos para cuando lleguen al país, donde reside una de las mayores comunidades chinas en el mundo occidental, después de recorrer 20 mil kilómetros. A través de su embajada, el régimen comunista elogia el sistema de salud pública en Argentina, menciona que la consulta a un médico en un hospital público es gratuita, pero que puede implicar enfrentarse a una fila muy grande.

Los chinos también alertan que "los argentinos conducen rápido" y, por otro lado, abordan la cuestión de la seguridad en el país, al afirman que "la tasa de criminalidad se disparó" en los últimos años. La embajada menciona que el gobierno argentino ha tomado "una serie de medidas" desde 2003 para mejorar la seguridad en la Capital, pero que "en resumen, las condiciones de seguridad pública siguen siendo una preocupación en Buenos Aires". El consejo: "Los turistas deben estar alerta, evitar ir a las pocas áreas de gran concentración de pobreza en la ciudad, y ser muy cautos cuando salen de noche".

Colombia

Cuanto más cerca, más parecidos. Por eso, las recomendaciones para los ciudadanos colombianos de la embajada en la Argentina no son tanto para los turistas como para quienes deciden venir a instalarse acá: educación pública, asistencia social, protección médica. Pero también para Colombia hay particularidades que conviene tener en mente: estar atentos a los horarios, porque en el interior del país se acostumbra a dormir siesta así que los negocios no abren de corrido; el dólar estadounidense es la moneda más popular después del peso nacional; y el alquiler de departamentos temporarios puede ser demasiado costoso para el turista común.

Para una estadía armónica, la embajada de Colombia recuerda que lo que para ellos es metro, para nosotros es subte; que los taxis son más seguros si son radio taxi (de hecho, "no acepte transporte ofrecido a viva voz"); y a no olvidar el tuteo porque "como rasgo distintivo, en el habla coloquial, se utiliza el «vos» en vez del «tú»".

Brasil

Uno puede imaginar el simpático sonar del idioma portugués interrumpido por una alarma cuando lee en la página de la Embajada brasileña que "el consulado general de Brasil en Buenos Aires ha recibido en los últimos meses un creciente número de [reportes de] ciudadanos brasileños que sufrieron hurtos de objetos de valor y documentos en el área de la calle Florida, conocido centro comercial de la Capital Argentina".

Esa es la recomendación más precisa de los brasileños, quienes además aconsejan a los turistas en la Argentina estar siempre alerta a sus pertenencia, evitar transitar calles o plazas desiertas de noche, evitar tomar taxis en la calle después de las 22 sino llamar a un radio taxi o remis y "desconfiar de quien, en la calle, le advierte sobre manchas en la ropa o se ofrecen a ayudarlo a sacarlas, ya que generalmente trabajan en grupos de dos o tres personas".

Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Las más leídas