Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí
CONTENT LAB PARA SC Johnson

Tips para poner la vida en orden

Marzo es el mes en el que verdaderamente comienza el año, cuando decidís retomar la actividad física, anotarte en algún curso o, simplemente, acomodar tu cabeza. Te ayudamos en ese proceso de limpieza real, virtual y emocional. A veces con muy poco, podés hacer mucho

Miércoles 16 de marzo de 2016 • 00:01

Decidiste retomar las riendas de tu vida y no sabés por dónde comenzar? ¿Necesitás empoderarte y volver a sentirte dueña de tu mundo? Todas en algún momento del año sentimos lo mismo y, por lo general, marzo es un mes clave porque es el momento en el que todo parece comenzar; incluso los cambios. Y, si bien es cierto el refrán que asegura que para verse bien por fuera, hay que estar primero bien por dentro, también es verdad que tanto desde la psicología como desde terapias alternativas y diferentes filosofías hacen hincapié en la importancia de mantener un orden y entorno armonioso para conseguir pequeños logros cotidianos como descansar bien, concentrarse o, incluso, sentirse mejor anímicamente. ¿Estás decidida a ponerle orden a tu vida? Empezá con estos pequeños pasos con los que podés arrancar ya mismo.

Dejala que fluya

Si lo que querés es transformar la mala onda en buena vibra, podés hacer varias cosas. A algunas les hace bien practicar técnicas de respiración consciente, otras prefieren meditar, varias bailan o descargan broncas en el gimnasio. Sin embargo, si bien todo eso es útil, hay mucho más que podés hacer para que siempre respires y vibres buena onda. Según el Feng Shui, para crear un ambiente positivo debés hacer limpieza; es decir, separar todo lo que ya no usás. La idea es lograr que tu casa quede lo más despejada posible y limpia, de este modo la energía fluirá y eso redundará en buenas vibras para vos también. Así que, a correr muebles, separar lo que ya no sirve o simplemente no querés más, a hacer lugar y limpiar, en todos los sentidos. Pasá por el supermercado, comprá bolsas de residuos bien grandes, ponete los guantes de látex y empezá a descartar o donar todo lo que ya no querés que te acompañe. Una vez que soltaste eso, es hora de reorganizar el espacio, mover tus muebles y cuidarlos un poco con Blem para que brillen y reflejen la vida que estás a punto de comenzar.

Aromas que reconfortan

Los especialistas en aromaterapia aseguran que este método ancestral ayuda a equilibrar emociones y encontrar el bienestar. Cada aroma tiene su bondad y la técnica implica acudir a aceites esenciales y otros ritos, pero si no te la querés complicar también existen alternativas. Los sahumerios son una muy buena opción, aunque a algunas nos les gusta porque les dan alergia, ensucian (¡pocas veces logramos que todas las cenizas caigan adentro del porta-sahumerios!) o, simplemente, duran apenas algunos minutos. ¿Otra opción? Hacela fácil y buscá un buen aromatizante de ambientes, que transmita lo que estás necesitando. Por ejemplo, si querés sentirte alegre, el aroma a cítricos de Glade es perfecto. Si necesitás crear un ambiente acogedor y confortable, no dudes en elegir aroma a manzana y canela. Cuando vayas al súper, pasá por la góndola de limpieza y elegí la fragancia que más necesitás. Hay muchísimas y te ayudarán a crear emociones sin tanto protocolo ni ceremonia.

Acariciar hace bien

Tomate cinco minutos y ¡acariciá al perro! Según un estudio realizado por los doctores Erika Friedman y Aaron Katcher, de la Universidad de Pensilvania, interactuar con una mascota trae muchos beneficios; el principal, alarga la vida (al menos un año más). Al parecer, acariciar a un perro reduce la presión arterial y el ritmo cardíaco, disminuyendo también el estrés. Pero además, tener un animal en casa nos obliga a mantenernos activas y mejora el estado de ánimo. Así que, no te rehúses más y adoptá a ese cachorrito que tanto querés. Eso sí, tener un perro implica responsabilidad para con el animal y para con vos y tu casa. Así que no te olvides de vacunarlo, alimentarlo, pasearlo y, por supuesto, desinfectar tu hogar, ya que los animales son también portadores de gérmenes (igual que las personas). No te estreses, Lysoform Aerosol y Lysoform limpiador líquido te ayudarán a mantener totalmente desinfectada la cucha, su comedero, su recipiente para el agua, sus juguetes y todos los rincones en los que el perro esté. ¡Facilísimo!

Aunque no lo veamos

Por último, pero no por eso menos importante, dejá siempre que entre el sol a tu casa. La luz solar mejora el ánimo y es uno de los mejores antidepresivos que existen, ya que es un regulador de hormonas y neurotransmisores. De hecho, los países con más horas de sol suelen estar entre los más felices del mundo mientras que aquellos con más oscuridad, en el extremo opuesto de todos los rankings. Para aprovechar al máximo el efecto del sol en tu casa, y que no sólo haga brillar tu humor sino también tu hogar, asegurate de tener las ventanas limpias, impecables, así la luz solar invade tus ambientes sin obstrucciones. ¿Odiás esa parte de las tareas domésticas? ¡Sé más práctica! Rociá un poco de Mr Músculo limpia vidrios y retiralo con papel de cocina. Bien simple, rápido y efectivo.

Ya sabés, estar bien sólo depende de vos. Ya no tenés excusas para seguir pateando para mañana lo que podés empezar hoy. Pasá por el supermercado, cargá el changuito con estos productos y, de paso, sumale un chocolate para darte un gusto y sumarle una sonrisa extra a tu día.

Te puede interesar