Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Condenan a un remisero por violar a una chica

La víctima, que era su cliente, tiene un retraso madurativo

SEGUIR
LA NACION
Lunes 07 de marzo de 2016

Un remisero fue condenado a 11 años de prisión por haber violado, en junio de 2014, a una pasajera, una chica de 17 años que padece un leve trastorno madurativo. El Tribunal Oral en lo Criminal (TOC) N° 21, además de culpable, declaró al chofer Juan Díaz, de 65 años, reincidente, ya que había cumplido una pena igual por otro abuso sexual.

"Estamos conformes. Fue estremecedor ver a los familiares de la víctima llorar cuando se conoció el fallo. Da gusto tener un tribunal que impone todo el peso de la ley a los imputados. Esto tiene que servir de mensaje para que los jueces garantistas aprendan que con la sociedad no se juega", dijo a LA NACION el abogado Rafael Cúneo Libarona, que representó a los padres de la chica.

En su alegato ante los jueces Diego Barroetaveña, Carlos Bossi y Horacio Días, Cúneo Libarona había solicitado la pena de 20 años de cárcel -la fiscal María Luz Jalbert había pedido la mitad- al considerar que se había tratado de una violación doblemente agravada por la penetración y porque el remisero actuaba de guarda. "Era la persona responsable de trasladar en debida forma a su pasajera", explicó el abogado a LA NACION.

El hecho ocurrió el 23 de junio de 2014, cuando Díaz, cerca del cementerio de la Chacarita, detuvo el auto y trabó las puertas para luego arrojarse sobre su pasajera. La violó y la amenazó: le dijo que si contaba lo sucedido la iba a secuestrar. Luego, como si nada hubiera ocurrido, la dejó en su casa, en Villa Urquiza.

La chica le contó a la madre lo que le había pasado ese mismo día. De inmediato, sus padres denunciaron a Díaz en la comisaría 39» y en julio de 2014 el remisero fue procesado por el juez Jorge López por el delito de abuso sexual agravado.

Díaz ya había sido condenado a 11 años de prisión por una violación. En mayo de 2004, el Juzgado de Ejecución Penal N° 2, con la firma del por entonces secretario Axel López, le concedió la libertad condicional. Ese antecedente, precisamente, le valió al remisero la declaración de reincidente por parte del TOC N° 21.

Te puede interesar