Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Las trabas que deben sortear los estadounidenses para votar en las primarias

Las identificaciones, las complicaciones laborales y las trabas a las clases trabajadoras hacen de los comicios toda una aventura

Martes 08 de marzo de 2016 • 09:45
Elecciones primarias en Estados Unidos
Elecciones primarias en Estados Unidos. Foto: AP
0

VIRGINIA.- Emitir el voto es algo simple. El ciudadano llega al colegio electoral, se identifica, es controlado por los voluntarios que trabajan en los comicios y después se acerca a la mesa con las papeletas del partido que eligió apoyar: el demócrata o el republicano. Ya en el cubículo, toma la boleta y marca con una fibra a su candidato. Entonces el papel pasa por un escáner, la máquina registra el voto, da un certificado al votante y se guarda el voto.

Lo difícil es poder hacerlo.

Es que en Estados Unidos cada vez son más las trabas que se instalan a la hora de votar.

El pueblo elige a los candidatos que participarán de las elecciones presidenciales de noviembre
El pueblo elige a los candidatos que participarán de las elecciones presidenciales de noviembre. Foto: AP

Por ejemplo en el estado de Virginia. Allí las primarias, que no son obligatorias, son abiertas, lo que significa que los electores no deben estar inscriptos en ningún partido a la hora de sufragar; es decir, pueden votar a quien se les ocurra sin levantar ningún tipo de sospecha, de acuerdo a lo publicado en una nota del diario español El Mundo. Si son republicanos de palabra pueden votar a un demócrata sin reparos.

Sin embargo, en los últimos tiempos en este estado cada vez son más estrictos los requisitos. En las últimas votaciones, que tuvieron lugar la semana pasada, sólo se admitieron 200 tipos de identificaciones. Es más, todos los documentos para ser aprobados deben tener sí o sí foto de la persona. Si no, no pueden participar de la elección.

Pero no es una imagen la única complicación con la que se topan los estadounidenses que quieren participar en las primarias para elegir a los candidatos que en noviembre de este año competirán por convertirse en los sucesores de Barack Obama .

Las elecciones se realizan en días laborables y como no son obligatorias, quienes no están enmarcados por la ley tienen problemas para participar. La gente que tiene trabajos poco calificados debe pedir permiso a sus jefes para ausentarse y emitir su voto. Y encima, si la paga es por hora, pueden perder dinero por el solo hecho de hacer cumplir uno de sus derechos.

Son varias las voces que estima que estas disposiciones no son más que una estrategia de los republicanos para limitar el voto de las clases más bajas, que no se caracterizan por apoyar al partido.

Tema aparte es lo que sucede en Puerto Rico. La isla es un territorio no incorporado de los Estados Unidos: es decir, pertenece a EE.UU. pero no forma parte de ellos, tiene su moneda, sigue ciertas de sus reglas pero no es parte del país; por eso no tiene derecho a votar en las elecciones presidenciales aunque sí puede hacerlo en las primarias. Muchos consideran que es hasta ridículo hacerlo, otros creen que peor es nada.

En esta nota:
Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Las más leídas