Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Pedro Skvarca, el científico que entregó su vida al estudio de los glaciares

Es uno de los más destacados glaciólogos de la Argentina y quizás quien más conoce al Perito Moreno; fue uno de los testigos privilegiados de la ruptura

SEGUIR
LA NACION
Jueves 10 de marzo de 2016 • 22:10
El glaciólogo Pedro Skvarca
El glaciólogo Pedro Skvarca. Foto: Glaciarum
0

GLACIAR PERITO MORENO, Santa Cruz.- Hoy fue un gran día para Pedro Skvarca, uno de los glaciólogos más destacados de la Argentina. Tiene en su haber 41 expediciones a la Antártida y una extensa trayectoria que se cuenta por décadas de trabajo científico, tanto en el continente blanco como en la Patagonia. De todo lo que vio en sus expediciones reconoce que el glaciar Perito Morenoes su gran amor.

La ciencia que lo rige no se enfrenta a sus creencias, con lo cual no duda en afirmar que ser testigo del proceso de ruptura del glaciar "es un regalo de Dios". Pese a ser posiblemente el hombre que más conoce al glaciar, ésta fue la primera vez que pudo ser testigo directo del proceso de ruptura. "Estoy muy agradecido por tener esta gran oportunidad. Esperé muchos años, la vida está transcurriendo y ya no quedan muchos años", dice, con visible emoción Skvarca a LA NACION desde las pasarelas del glaciar, mientras de fondo se escucha el griterío de la gente ante cada nuevo desprendimiento.

De 70 años, aspecto atlético y la cara curtida por el rigor del clima, a Skvarca en El Calafate todos lo conocen y lo admiran: la ciencia y la vida lo trajo en innumerables visitas. Los que pasan, lo saludan con admiración y respeto. Responde con detalle y atención cada consulta y, por su acento, puede ser confundido por un extranjero. Pero Skvarca, si bien nació en Eslovenia, llegó a los doce años a la Argentina. Aquí se formó en la universidad pública y siente que lo que hace también es una devolución al país.

Bajo su dirección se realizaron la mayoría de los contenidos de Glaciarum, el centro de divulgación científica sobre el campo de Hielo Sur y que reflejan las últimas investigaciones y resultados de importantes estudios llevados a cabo en la región. El estado de los principales glaciares, su comportamiento, los cambios históricos, y otros aspectos interesantes de esta ciencia.

Foto: AFP
Foto: AFP
Foto: AFP
Foto: AFP
Foto: AFP
Foto: AFP
Foto: AFP
Foto: AFP
Foto: AFP
Foto: AFP

"Yo siempre digo que este es un país maravilloso, que tiene tantos recursos y tantas bellezas únicas en el mundo, pero no invierte prácticamente nada en investigación. No sabemos qué volumen de agua tenemos, qué volumen de agua [hay] en estado sólido (...) recién ahora se está haciendo el inventario de glaciares", relata al contar su desvelo por reunir toda la información que hay hasta el momento en un solo lugar, como es el museo inaugurado hace cinco años aquí.

Hace más de dos décadas que lleva adelante sus investigaciones sobre glaciares, la mayoría de ellos en cooperación con Japón, Alemania, Austria y EE.UU. "Eso nos permitió tener un glaciar mejor estudiado hoy en la Argentina, uno de los más hermosos. Tengo 41 expediciones a la Antártida, no se cuantas aquí. Pero aún nos falta mucho", dice.

Asegura que lo que se sabe sobre los glaciares patagónicos es en gran parte gracias al ministerio de Educación, Ciencia y Deporte de Japón que subvencionó expediciones y dinero para investigar los glaciares de la Patagonia, que también son muy importantes porque van a impactar en Tokio.

Según Skvarca, los científicos nipones justificaban el estudio explicando la forma en que el campo de Hielo Patagónico Sur iba a terminar impactando en Tokio, detallando la magnitud que tiene hoy la masa de agua que se pierde de los glaciares y en el aumento global del nivel del mar.

Para Skvarca, Glaciarium era su utopía, y logró que sea una realidad. "Yo estoy muy agradecido, puse todo mi esfuerzo en Glaciarium, veo plasmado en este lugar algo que es un tesoro: aquí está el resultado de mis investigaciones y todo mi conocimiento, y lo llamé un centro de divulgación de conocimiento de los glaciares, con especial énfasis en los patagónicos", detalla al hablar de lo que siente que será su legado.

Relata también que intentaron que sea un espacio didáctico, pero sin perder el rigor científico, y que se inspiraron en el museo de Noruega, aunque aclara que es más técnico. "Mis colegas extranjeros se sorprendieron de lo que hicimos aquí", cuenta con orgullo, y recuerda el día que la ex presidenta Cristina Kirchner lo inauguró: "Ella dijo que no podía creer que los argentinos podamos hacer algo de tanta calidad".

"La idea es brindar lo que uno pudo conocer. A mí el país me dio estudio, estudié en la Facultad de Ingeniería, de noche, y esta es mi forma de devolver algo al país", dice el destacado glaciólogo, quien siente que tiene aún mucho por hacer.

En esta nota:
Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Las más leídas