Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

La línea B reanudó el servicio luego de la interrupción de la mañana

Hubo una medida de fuerza del gremio del subte entre las 5 y las 13

Miércoles 16 de marzo de 2016 • 13:40
0

La línea B de subte, que une las cabeceras J. M. de Rosas y Leandro N. Alem, reanudó su servicio a las 13:20 luego de la suspensión que duró más de ocho horas por un conflicto laboral.

El servicio estuvo interrumpido desde las 5 debido a una medida de fuerza de representantes de la Asociación Gremial de Trabajadores del Subte y Premetro (AGTSyP). Varios operarios se pararon en las vías en la estación Malabia, impidiendo la prestación del servicio y otros bloquearon los ingresos a la estación.

Claudio Dellecarbonara, delegado de la línea B, dijo que la empresa "no cumplió con el acuerdo firmado en el 2013, que refiere a mejoras en las condiciones de trabajo y la incorporación de personal", entre otros reclamos.

Foto: LA NACION / Soledad Aznarez
Foto: LA NACION / Soledad Aznarez

Desde Metrovías señalaron sobre el conflicto: "La medida resulta absolutamente irracional dado que se encuentra abierta una mesa de negociación en el ámbito de la Subsecretaría de Trabajo de la Ciudad, en la cual participan miembros de Metrovías, Sbase y AGTSyP. La misma se viene dando en un marco de acuerdo, en dónde varios de los aspectos mencionados hoy en declaraciones de los representantes gremiales ya han sido implementados o se encuentran en implementación", sostuvieron.

Foto: LA NACION / Soledad Aznarez

"Metrovías lamenta los inconvenientes que esta medida de fuerza injustificada y sorpresiva provocó a los miles usuarios que utilizan la Línea B para trasladarse por la Ciudad", agregaron.

Según informó Facundo Ayala, metrodelegado, a LA NACION hay 3 puntos fundamentales que no se cumplieron de aquel acuerdo firmado en principales: blindaje de las boleterías, mejora en las condiciones en su lugar de descanso y mayor dotación de empleados.

Foto: LA NACION / Soledad Aznarez

Durante la mañana hubo un clima de irritación y hartazgo, los pasajeros armaron colas que alcanzaban una cuadra para tomar colectivos. Mientras que las entradas al subte de Lacroze y Malabia Pugliese estuvieron custodiadas por efectivos policiales.

En esta nota:
Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Las más leídas