Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí
CONTENT LAB PARA ICBC

Cómo plantar banderas argentinas en el mundo

Uno de los factores clave para el crecimiento de la economía es lograr una balanza comercial en la cual las exportaciones de valor agregado sean preponderantes. En una entrevista exclusiva, Fernando Negri, director de Mercados Globales de ICBC, comparte su visión actual

Fernando Negri, director de Mercados Globales de ICBC.
Fernando Negri, director de Mercados Globales de ICBC..
Miércoles 13 de julio de 2016 • 00:01

En un contexto de cambio, el comercio exterior se volvió uno de los ejes de proyección económicos más importantes del país. Y para ello es clave que empresas, emprendedores y pymes puedan acceder a herramientas de financiación que les permitan optimizar sus procesos y modernizarse para ser competitivas a escala global.

Fernando Negri, director de Mercados Globales de la filial local del Industrial and Commercial Bank of China ( ICBC ), revela los conceptos centrales en la materia.

¿Cómo ve el presente del comercio exterior argentino?

Desde 2011 hasta acá, el comercio exterior viene cayendo fuerte, de US$ 84 mil millones a US$ 56 mil millones, según datos del INDEC . Esto se dio por varios factores relacionados con temas internacionales, como la caída del precio de las materias primas, y también locales, como las restricciones cambiarias y al libre movimiento de los capitales. Ante la falta de inversión, se exportó menos. En este contexto, los términos de intercambio argentinos mejoraron desde 2004 hasta ahora un 25%, pero en las exportaciones los precios subieron más de 50%; por eso en 2015 se vendía 5% más, pero con valores 50% mayores. Creemos que este panorama se va a modificar por la salida del cepo, los cambios regulatorios, el arreglo con los holdouts y el despegue, aunque lento, de la economía mundial. Un dato que lo indica es que en el primer semestre de 2016, las exportaciones argentinas crecieron un 10% en volumen, a pesar de la economía retraída.

¿Cuál es el panorama desde la devaluación hasta ahora?

La balanza comercial está mejorando, en gran parte gracias a las exportaciones del agro. Se está haciendo un ajuste, pero para adelante hay una visión optimista. Por ejemplo, el complejo sojero, este año, está entre un 10 a 15% arriba en precios. Este sería un punto de inflexión en la caída. En 2015 tuvimos por primera vez déficit en la balanza comercial desde 1999. Con el libre flujo de inversiones, baja en los costos de financiación, acuerdos comerciales y previsibilidad, se debería generar inversión y mayores volúmenes de negocios.

¿Qué sectores tienen mayores oportunidades para exportar?

La Argentina estuvo aislada y el aislamiento es muy malo para el comercio exterior. Lo importante es celebrar acuerdos que se funden en bajar las barreras arancelarias y ver bien qué vender. Para transformar el poroto en harina o aceite y dar trabajo, se necesita invertir. El banco tiene presencia en todas las industrias, tales como energía (Oil&Gas), minería, automotrices y agro: todos exportadores. En el segundo trimestre, el agro es el driver del comercio exterior . Las oportunidades están en los proyectos de transporte e infraestructura para todas estas industrias.

¿Cómo incentivar a las compañías argentinas de otros rubros a exportar y así generar no sólo ingreso de divisas sino trabajo genuino?

Argentina estuvo integrada más a América Latina que con el resto del mundo, al que le vendíamos productos primarios. El desafío de las empresas argentinas es integrar horizontalmente la cadena de valor para multiplicar la posibilidad de venderle al mundo nuestros productos y servicios. Hoy la financiación es más barata, hay instrumentos de cobertura de riesgo, los mercados internacionales están con apetito por el riesgo argentino después de muchos años. El gobierno está mostrando su voluntad de mejorar la logística que, con productividad, innovación y tipo de cambio sincerado, forman un paquete para crecer. Desde el banco, apostamos al comercio exterior para que el país crezca y se desarrolle, con financiaciones para la inversión y mercado de capitales. Estamos para apoyar proyectos.

¿Qué oportunidades tienen las pyme para exportar?

Muchas. La pyme es importante porque tiene un reconocido emprendedurismo. Por eso, hay que darle financiación y el banco está allí, tanto en la financiación transaccional como para las inversiones de largo plazo necesarias en productos de valor agregado, con líneas que exceden los dos años. Muy pocos bancos están en mejor posición que el ICBC para empujar la inversión a largo plazo: somos el mayor banco del mundo, financiando inversiones en ingeniería, petróleo, agroexportaciones, entre otros rubros.

¿Qué ofrece el banco para estas empresas?

Durante 2015, ICBC fue líder en financiación al comercio exterior. Queremos construir puentes con el resto del mundo, y esto se materializa en los servicios en los que somos líderes: somos el banco con mayor experiencia en Comercio Exterior, con un equipo humano altamente capacitado, sistemas de avanzada -en los cuales venimos invirtiendo más de 10 millones de dólares-, una banca digital de vanguardia que permite operar de una manera más sencilla, eficiente y paperless todas las operaciones de comercio exterior. Una amplia gama de servicios financieros, instrumentos de cobertura y líneas de financiación se suman al soporte académico de la Fundación ICBC, una institución de gran prestigio y experta en Comercio Internacional. Todo esto, sumado a las misiones comerciales que desarrollamos con nuestros clientes para conectarlos con el mundo, nuestra oficina de China Desk que tiene como objetivo acercar el mercado asiático a las empresas argentinas, y nuestra alianza con Expoagro que nos permite estar más cerca de las pyme, genera un servicio experto para una gran fuerza de clientes.

En esta nota:
Te puede interesar