Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Fiesta para los sentidos

Caminos y Sabores vuelve a lo grande, en La Rural, con productos de todo el país

SEGUIR
LA NACION
Domingo 03 de julio de 2016
0

Un campo en San Pedro tiene naranjos de invierno; sus frutos, grandes y de ombligo son los que cosecha Marcela y su familia para hacer golosas mermeladas con una receta de abuela. En el norte de Corrientes elaboran el té negro local que Eugenia mezcla con las plantas aromáticas y especias que crecen en su campo de Santa Fe. En esa alquimia logra tés e infusiones con seductores aromas y sabores. Regiones, zonas, productos y productores con sus recetas o valor agregado son lo que caracteriza a cada uno de los participantes de una feria que va por su docena de años. Como Alfredo, que empezó con seis vacas para luego con la leche ordeñada realizar pastas blandas o duras para los quesos que llevan la marca del terroir de Pergamino.

Cada uno tiene una apasionante historia para contar, la mayoría son emprendimiento que se convirtieron en el sostén y generador de ganancias de toda la familia. Comenzaron a pequeña escala y hoy su desarrollo los llevó a ampliar el espacio de producción así como las redes de distribución.

Lo mismo pasó con Caminos y Sabores, la feria que arrancó en un pequeño espacio de Puerto Madero y que hoy suma 400 expositores de doce provincias y se realizará de jueves al domingo próximos, en los salones de La Rural. Allí están los productores, que vienen desde distintos puntos del país a mostrar aquello que elaboran con la diversidad de la tierra y a exhibir el valor que tiene lo nuestro. En esta edición tendrá protagonismo el Espacio de degustación, un sector con acceso exclusivo en donde un chef elaborará recetas con algunos de los productos de los expositores, generando un menú que une los sabores y propone una nueva experiencia a los visitantes.

Yerba, queso y aceite de oliva: cada uno con su camino

Como lo indica su nombre, hay un camino para cada producto de la yerba mate y el té, a las carnes, los quesos, los frutos de la tierra, del aceite y las especias, pasando por dulces y bebidas.

En el Camino de la yerba mate y el té hay novedosos productos, como el licor a base de yerba mate, harina y hasta dulces. También estarán presentes la yerba Playadito de Corrientes, Piropé de Misiones, y el Instituto Nacional de la Yerba Mate, un organismo que acompaña el desarrollo de pequeños productores yerbateros.

En el Camino de los quesos, Adrianita ofrecerá su grana padano y en De acá para allá hay que probar los quesos Fermier. Además, salchichas alemanas y cortes de carne en Sersale, salames de Jamón del Medio; o llevarse una pata de jamón de El Artesano y degustar las carnes ahumadas de Secretos del Monte.

Productores de Mendoza, San Juan y La Rioja ofrecen sus aceites de oliva y en el Camino de los Dulces hay que probar el chocolate Hönecker de Santa Teresita, la miel Ceta y las mermeladas El Brocal, de San Pedro.

El sábado, en la plaza central, se realizará el concurso Experiencias del Sabor, en el que habrá cinco categorías: Dulce de leche familiar, Aceite de oliva extra virgen, Queso, Yerba mate y, por primera vez, Cerveza artesanal.

Eugenia Guerschanik trabajaba en relación de dependencia en ventas y un día se dio cuenta de que quería vender para ella misma e independizarse. Así, empezó a saborizar todo: aceites, vinagres, encurtidos, dulces, especias... No le alcanzaba el día para su exitosa producción. Entonces eligió una categoría, y hace más de diez años que elabora blends de té. Cosecha la frutas, las rosas y cultiva las mezclas de especias para algunos de los tés, un producto que siempre estuvo junto a su familia europea sobre la mesada.

"Soy sumamente creativa y sé cocinar, entonces para mí es fácil saborizar las cosas. El primer té que hice fue de naranja con canela, puse té en hebras, canela en rama, la parte bien naranja de la cáscara." Ese fue su primer medio kilo de té, al que luego le agregó flores y algunas hierbas. Ella es de Paraná, y el establecimiento y el desarrollo lo realiza en Santa Fe. En su búsqueda, el objetivo fue el de revalorizar el producto nacional: "Tenemos un té de un color maravilloso, que se exporta bastante. Cuando participé por primera vez en Caminos y Sabores, mi stand de té era el único; ahora hay dos caminos", explica, y recuerda que al principio hubo que hacer mucha docencia, porque lo único que se encontraba en el país eran los saborizados en saquitos. "La gente necesita gratificarse y hoy que el té está de moda, con una infusión es más accesible."

Tany cuenta con 17 blends con te (verdes, rojos y negros), una línea libre de teína con base de la flor ibiscus, y llegan en coquetas cajitas de 25 y 50 gramos en hebras. Cada blend tiene sus instrucciones. Eugenia agrega: "La temperatura del agua es fundamental, cuando sube la burbuja chiquita hay que servir el agua, esperar que decante y listo".

Quesos

Los orígenes de Alfredo Trucchia son agropecuarios, de la zona de Pergamino, y como a muchos, en las complicaciones de finales de los años 90 tuvieron que reconvertirse. Empezaron con seis animales y en 2000 hicieron mozzarela junto con su mujer e hijos. Con un perfil totalmente artesanal, cuentan con 150 animales propios y compran leche a productores de la zona. Así crearon Don Eugenio. "Lo que nos diferencia es lo artesanal y el cuidado personal que tiene cada queso. En el mercado se encuentran muchos productos que entran por los ojos y no tiene sabor. Eso es porque le quitan los valores reales de cada condimento; la crema es lo que le da el verdadero sabor", explica Alfredo, que dice que para lograr un buen producto final la leche tiene que respetar los parámetros de elaboración.

Cuando se habla de estacionar los quesos es para que adquieran más sabor. "El producto se debe guardar a 15° C continuo con 75% de humedad. Según el queso, cuanto más grande es la horma más se tiene que guardar. En el caso del queso duro no tiene vencimiento: cuanto más tiempo está estacionado y guardado, mejor."

La familia Tucchia participa en la feria desde el inicio: "No reencontramos con los que vuelven a buscar el producto y nos piden que les contemos cómo se hace el queso. Es un gran placer. El año pasado ganamos el premio de los quesos y fue muy gratificante. ¡Este año vamos por el segundo!, dice entre risas".

Dulces

Desde San Pedro, El Brocal es un emprendimiento familiar que nació en 1999 con la inquietud de elaborar productos que debido a la masificación los consumidores extrañaban. "Siguiendo antiguas recetas familiares, creamos una línea de mermeladas artesanales, almíbares y conservas", explica Marcela Baz.

En la finca tienen plantaciones de árboles frutales y una moderna planta elaboradora en donde procesan los productos a partir de verdaderos trozos de frutas frescas. "El frasco final es totalmente natural, como si lo hicieras en tu casa, no tiene aditivos ni conservantes", dice Marcela, que elige volver cada año a la feria porque la relación con la gente es lo que más le gusta. Siempre está presente para charlar con sus clientes y escuchar ideas y opiniones.

Las mermeladas las va haciendo estacionalmente y las guarda en conserva para tener oferta durante todo el año. A la hora de reconocer un dulce natural o artificial, explica que el color es lo más característico, ya que debe tener el de la fruta y no llamar la atención por su estridencia.

Caminos y Sabores se lleva a cabo del jueves 7 al domingo 10 de julio, de 12:00 a 21:00hs. En La Rural, ingreso por Av. Sarmiento 2704. Las entradas salen $ 110 y se pueden comprar en puerta o en Ticketek .

Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Las más leídas