Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Emprender en la industria de las bebidas: mucho más que negocios líquidos

La innovación en este campo donde hay espacio para nuevos jugadores admite nuevas fórmulas, pero también tecnología

Lunes 11 de julio de 2016
0
La industria de las bebidas ofrece cada vez más nichos de negocios
La industria de las bebidas ofrece cada vez más nichos de negocios. Foto: LA NACION / Colaborador

Cervezas artesanales, choperas de alquiler, previas con grupos cercanos, bebidas funcionales, fernet de autor, una app para mejorar el canal minorista... La bebida parece un rubro tradicional. Pero sólo parece. Las posibilidades de innovación en su entorno son tan amplias como ideas haya, y claro, emprendedores para ejecutarlas.

Por fortuna para este sector y para los consumidores, ninguno de estos dos elementos escasea. Quedó demostrado en la convocatoria de la multinacional AB InBev, dueña de Quilmes, que acumuló unas 200 candidaturas de emprendimientos con al menos un producto piloto en el sitio Web de Eklos, su primera aceleradora a nivel global inaugurada en la Argentina.

La competencia es apenas una muestra de la proliferación de iniciativas relacionadas con esta industria de abundantes espacios para la creación. Quizás una de las historias más conocidas sea la de Inés Berton, fundadora de Tealosophy, y de los blends de Inti Zen y Chamana, cuyos tes no sólo facturan millones, sino que llenaron las tazas del Dalai Lama y los reyes de España.

En otro rubro se destacan hace un tiempo Lucas Carimati (33) y Hernán Vecchioni (35): desde el año pasado lograron posicionar su fernet de autor más allá de su círculo de amigos. Con su marca Nero 53 Fernet Premium -en homenaje a sus raíces italianas y a la cantidad de hierbas en la fórmula- intentan, de a poco, conquistar a un público que valora el producto, más allá de su masividad. Carimati y Vecchioni invirtieron $ 2 millones, que esperan recuperar este año.

Entre los proyectos que recibió Eklos, la tecnología digital tuvo su espacio. La aplicación para smartphones Previando fue uno de los ganadores, que accederá a aceleración, con un premio de US$ 50.000 (por 7% de equity), mentoría de la red de Endeavor, la posibilidad de tener como cliente a la compañía y nueve meses en las oficinas que la multinacional tiene en Costa Salguero. La app creada por Marcos García Susini y Fernando Gabriel Caldi conecta grupos de jóvenes que estén reunidos con grupos cercanos, en función de una distancia e intereses predeterminados en los filtros de la herramienta. Entre las funcionalidades se ofrece a los usuarios un "menú de promos" a través del cual pueden participar de sorteos y promociones -como previas patrocinadas-, solicitar su inclusión en listas para pasar gratis en bares y boliches, o adquirir entradas. Además, y aquí el vínculo directo con la bebida, bartenders diseñan un "trago del mes" con o sin alcohol, para que los usuarios lo preparen. Ambas, cuenta Caldi, son oportunidades de monetización, para lo cual hay una instancia posterior en la que se ofrece a las marcas información de que, asegura, "no existe" sobre el comportamiento de los jóvenes. Pronto, anticipa, se pondrá en funcionamiento Previando Point, que buscará llevar las previas a los bares, donde las marcas podrán hacer lanzamientos y tener estudios de mercado a través de la app. Actualmente, la aplicación cuenta con 50.000 descargas por usuarios distribuidos en las principales capitales del país.

Otra de las ideas emprendedoras que fue condecorada por AB InBev es Central de Ofertas, una comunidad online de comercios minoristas que permite "acelerar acciones de sell out (promociones) al canal tradicional", explican en la empresa. Consiste en "una comunidad de comerciantes minoristas conectados, donde autoservicios, almacenes, quioscos u otros se agrupan para generar un volumen de compra que les permite establecer relaciones comerciales directas con empresas de consumo masivo para generar una dinámica comercial similar a la existente con supermercados", definen los jóvenes que obtuvieron el segundo puesto del concurso Naves, del IAE, en 2015. Actualmente, cuenta Joaquín Aguirre, la red tiene 170 comercios adheridos y alcanzaron los $ 450.000 de compras mensuales, aunque los montos varían en función de las promociones. Los ingresos provienen de una comisión del 2,5% a las empresas proveedoras, sobre las transacciones finales.

El beneficio, describe Aguirre, es que la app en la que están conectados los minoristas de esta suerte de "pool de compras" abre un canal de comunicación directo -hasta ahora, basado en un sistema que tiene limitaciones- para que las compañías puedan hacer ofertas segmentadas y de volumen. Los registros permiten a las empresas detectar oportunidades y, por ejemplo, hacer una promoción para una medida de lata que no están comercializando en algunos de los comercios. Según los emprendedores, esto genera "ventas incrementales y, en general, un traslado del beneficio a los consumidores", explican los fundadores de Central de Ofertas, que espera potenciarse ahora con la estructura de la dueña de Quilmes. "Creemos que nos puede dar escala rápida para alcanzar grandes coberturas, pero también es una empresa ideal como socio estratégico por su portfolio, que nos dará agilidad comercial", analiza Aguirre.

Marcio Froes, presidente de AB InBev para la región, aporta el punto de vista de la compañía en relación al vínculo con las nuevas empresas: "La innovación en la industria y la fuerza de la compañía van a venir de una combinación entre las startups y las corporaciones. Sería muy pretencioso que una compañía tuviera todo el conocimiento. Nos proporcionan una atomización que nos permite buscar otras soluciones", evalúa.

En materia de producto, Nepal es una de las novedades, acorde con la tendencia de alimentación saludable. Es una bebida funcional que promete "reducir el estrés, bajar la ansiedad y aumentar la concentración, sin producir somnolencia", dirigida a "un consumidor moderno que busca un «work - life balance»", describen los fundadores del líquido base de té verde y hierbas naturales, endulzado con stevia. El grupo de emprendedores formado por Santiago Stanham, Arturo Pfeiffer, Federico Gomez Romero y Nicholas Patrick Martinet produce, distribuye y comercializa en el país.

La cerveza artesanal ha sido una fuente de autoempleo en medio de la proliferación de microcervecerías. Mesta Nostra es uno de esos casos, al que Ignacio González Luna, Gastón Chauchard y Yuri Werefkin añadieron un servicio de alquiler de choperas de 30 y 50 litros para eventos. Los jóvenes originarios de San Martín de los Andes atienden a 40 anfitriones por mes y pretenden seguir creciendo en volumen y servicio. El litro de elaboración propia cuesta $ 45, con el alquiler, la entrega, el retiro y la limpieza incluidos. Las nuevas ideas en la industria y la unión entre empresas y emprendedores, dice Federico Espinosa, director de crecimiento disruptivo de AB InBev, "permiten mejorar el ecosistema que alcanza al consumidor".

Startups de y para el rubro

Existen nuevas compañías centradas en propuestas diferentes de bebidas, como el fernet Nero 53; Nepal, una bebida saludable, o los jugos de fruta de Curuba Labs.

Están también las que suman tecnología a la cadena de ventas o promueven el consumo, como Previando y Central de Ofertas.

En esta nota:
Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas