Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Marcelo Luján ganó el premio Hammett de Novela Negra

El lauro distingue a la mejor obra del género escrita en español durante el último año; el escritor argentino está radicado en España desde 2001

Viernes 15 de julio de 2016 • 11:41
SEGUIR
LA NACION
0
Marcelo Luján
Marcelo Luján. Foto: EFE

El escritor argentino Marcelo Luján ganó el premio Dashiell Hammett de Novela Negra con su novela Subsuelo, editada en España por Salto de Página. La novela, una oscura historia de crimen, está ambientada en un paisaje rural y cuenta con un elenco acotado de personajes. Otros dos escritores argentinos, Ernesto Mallo y Raúl Argemí, se encontraban entre los cinco finalistas del premio: Mallo con su novela La conspiración de los mediocres y Argemí con A tumba abierta. Hoy concluye la XXIX Semana Negra de Gijón, donde se dan cita autores del género de la novela policial, investigadores, periodistas de la crónica roja y lectores. El fallo del galardón, que entrega la Asociación internacional de Escritores Policíacos, premia la mejor novela negra escrita en español durante el último año.

Marcelo Luján nació en Buenos Aires en 1973, en el barrio de Mataderos. Fue empleado del Hipódromo y es, como el Papa, hincha fanático de San Lorenzo. Se fue del país con la crisis de 2001 a España y se radicó en Madrid. Allí desarrolló su carrera de escritor y de a poco se fue consolidando como una de las voces más interesantes de la narrativa negra española. Con Subsuelo obtuvo antes otros premios: en marzo ganó el premio Tenerife Negro, luego el Novelpol y finalmente el más importante, el Dashiell Hammett. Subsuelo se editará en la Argentina en septiembre, en el sello de novela negra Revólver. "Llevo quince años viviendo en España y creo que mi narrativa se ha adaptado a las reglas literarias de este país. De hecho, Subsuelo está escrita con un castellano español. Los latinoamericanos que vivimos en España tenemos un problema, entre comillas, de contaminación que, por ejemplo, no sufrió el Cortázar que residió en París, pero lo vamos superando", comentó con humor el novelista.

Luján ha publicado Flores para Irene (2004), En algún cielo (2007), El desvío (2007), La mala espera (2009), Arder en el invierno (2010), la recomendable Moravia (2012), Pequeños pies ingleses (2013) y Subsuelo en 2015. Es también autor de cuentos que figuran en antologías de varios países. Entre otros galardones obtuvo la Segunda Mención en el Premio Clarín de Novela 2005.

"Si el género negro es un país, el policial es una provincia de ese país -declaró en una entrevista el ganador del prestigioso premio Hammett-. Subsuelo primero es una novela y luego hay que ubicarla. En este libro lo que hice fue sacar a un núcleo familiar de la interacción social para someterlo en una parcela en medio de la nada, en verano, le inoculé a cada personaje una gota de mal a raíz de un hecho extraordinario para ver cómo reaccionaban. Existen unos engranajes que se van moviendo a partir de unos sucesos muy simples; unos hechos que en cualquier caso se podían haber evitados y que derivan en la comisión de unos errores por parte de dos adolescentes." En su página web se pueden encontrar otras noticias sobre su obra y declaraciones del autor, casi siempre rotundas.

Horacio Convertini, periodista y autor de las novelas negras La soledad del mal y New Pompey, es amigo y lector entusiasta de la obra de Luján. "Él evita tópicos del género como el detective melancólico o el investigador iluminado por la astucia. La suya no exactamente literatura policial, como reclama y celebra el mercado, sino una mirada profunda sobre la oscuridad de la mente humana. Su novela más clásica dentro del género probablemente sea La mala espera, con la que ganó el premio Getafe Negro en 2009, en la que cuenta la historia de un exiliado argentino que sobrevive en España haciendo pequeños trabajos para organizaciones criminales. Pero ya en la excelente Moravia se despega y aborda una historia de sordidez entre madre e hijo en tiempos del primer peronismo." Con Subsuelo, agrega Convertini, se afirma en esta última línea narrativa: "Menos peripecia y más búsqueda interior, más espesor en la trama, en los personajes y en los recursos literarios que utiliza. Luján ensancha y profundiza los límites del género negro en español y, desde luego, los enriquece".

Para compensar tanta argentinidad consagrada, el periodista y escritor español Ramón Lobo ganó en la XXIX Semana Negra de Gijón el premio bautizado con el nombre del escritor argentino Rodolfo Walsh (que premia obras narrativas de no ficción), por su libro Todos náufragos, un retrato de su familia a través de la historia de España.

Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas