Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Bailando por un Sueño 2016: Pedro Alfonso y su papá emocionaron a todos y lograron un gran puntaje

Padre e hijo compraron al jurado con la coreografía y emocionaron al recordar a la madre de la familia en un nuevo aniversario de su muerte

Sábado 05 de noviembre de 2016 • 02:15

cerrar

0

Siempre lo acompaña desde la tribuna pero esta vez lo hizo desde adentro de la pista: Horacio Alfonso fue el invitado especial de Pedro a la hora de bailar merengue en el Bailando por un Sueño . "Se puso las pilas en todos los ensayos, es un desafío muy grande para él, tiene 73 y es la primera vez que baila. Primero pensé en Paula, pero todavía no tiene el alta", expresó el hijo. "Yo me muevo simulando que bailo, pero nada más. De joven hasta el rock bailaba, después no", retrucó el padre.

A la hora de bailar, el trío sorprendió al jurado que quedó encantado. "Pedro, nunca te vi reírte tanto en un baile, bailaste mejor que nunca. Son muy efectivos", dijo Ángel De Brito (voto secreto). "Me encantó la coreografía, me reí muchísimo. Están todo el tiempo buscando cosas, nos conquistan siempre, no defraudaron con el invitado, espectacular", agregó Pampita Ardohain (10). "Brindaron un show de gran impacto, con muchas ganas. Maravilloso, los felicito, desbordaron de energía", los felicitó Moria Casán (10) y su compañera Soledad Silveyra (10) coincidió: "Que alegría, que estado maravilloso Horacio. Excelente la administración de toda la coreo, una joya. Una fiesta, perfectos, divinos, gracias". "Me gustó lo que hizo el equipo, igual el padre se suma a la lista de los parientes que nada, pero está bien la voluntad", concluyó Marcelo Polino (6). En total sumaron 36 puntos.

Un final emotivo. Una vez que terminó la devolución del jurado, Peter logró emocionar a todos hasta las lágrimas al recordar a su mamá. "El lunes fue un nuevo aniversario del fallecimiento de mamá, justo estábamos ensayando juntos y fue duro. Seguramente si ella estuviese acá estaría bailando conmigo, porque le encantaba", contó. "Este es un nuevo sueño que cumplo en este lugar en el que hice de todo y papá siempre me acompaña, no solo ahora bailando sino en las temporadas de teatro, en cada programa... yo siento mucho orgullo por él. Tenía muchos nervios porque sufría mirando que no se caiga, quería que lo disfrute más allá del puntaje, así que agradezco". Antes de retirarse, Horacio también quiso agradecer por el momento: "Estar acá con Pedro y con todos mis hijos que me están apoyando y lograr esto con 73 años es una bendición de Dios, gracias".

En esta nota:
Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas