Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Uruguay-Ecuador, eliminatorias Rusia 2018: la Celeste festejó en el Centenario y se afirma en la tabla

El equipo del Maestro Tabarez se impuso con goles de Coates y Rolan y se consolidó en el segundo puesto de las eliminatorias; descontó Felipe Caicedo

Jueves 10 de noviembre de 2016 • 23:00
SEGUIR
Corresponsal en Uruguay
  |  
UruguayUruguay

-

P
EcuadorEcuador

-

P
0

Coates celebra su gol, el primero de Uruguay
Coates celebra su gol, el primero de Uruguay. Foto: AFP

MONTEVIDEO - Lo mejor estaba reservado para el final, en esos minutos de tensión e incertidumbre sobre el resultado. Uruguay jugó su partido de más flojo desempeño como local, pero logró un resultado inmenso para la tabla. Ecuador perdió, pero estuvo cerca de empatarlo, y aunque se fue con la bronca de la derrota, demostró que está para dar pelea firme para sacar pasaje al próximo Mundial. Suárez es un goleador que pasó a ser más jugador que goleador. Ya no se trata de esperar que alguien juegue para él y que convierta apelando a su olfato de arco.

Luis Suárez aprendió a jugar para los demás, y entonces aprovecha su calidad futbolística para generar fútbol para otros. Y entonces es más peligroso que si se limitara a la condición de goleador. Uruguay tiene a ese Suárez en un momento clave de la eliminatoria para el mundial de Rusia 2018. Y aunque no juegue para 10 puntos, igual es una ventaja relevante para un partido de eliminatorias.

Ecuador llegó al Centenario con un equipo afectado por bajas importantes, pero con un entrenador que fue cauteloso pero no especuló a la defensa cerrada, sin que apostó a largar ataques por puntas y por el medio. Y aunque la Celeste comenzó el partido marcando superioridad de juego, igualmente acusó fallas en defensa que fueron aprovechadas por los dirigidos por el argentino Gustavo Quinteros.

El maestro Tabarez puso un 4-4-2, con una delantera en la que Cristhian Stuani suplantó a Edinson Cavani que estaba suspendido por tarjetas amarillas, y vio el partido desde la platea.

El partido comenzó con tensión, enredado y con mejor ataque celeste, aunque Ecuador se soltaba y desnudaba carencias en la defensa oriental. Tras un par de jugadas de "casi gol", generadas siempre por Suárez, Sebastián Coates, que justamente era el mejor de la defensa celeste, aprovechó un corner para ganar en el área con coraje y suerte: de golpe de muslo llegó el primer gol. Eso abrió un tiempo favorable para los charrúas que pudieron aumentar, pero desperdiciaron ocasiones. Y eso se paga.

Cuando se iba el primer tiempo, y luego de hacer méritos para emparejar el partido, Alex Ibarra recuperó la pelota, avanzó con el arco en la mente y habilitó a Caicedo que definió con perfección y silenció al Centenario.

El primer tiempo se iba con un empate merecido, pero Gastón Silva sorprendió con una pelota de fuera del área, y cuando parecía que hacía ese centro al borbollón, tiró derecho al arco y Dreer dio rebote, que e el entrevero aprovechó Rolán para definir de taco y hacer explotar al Estadio.

Ecuador volvió al segundo tiempo más decidido y la celeste se retrajo y fue dominada en gran parte del segundo tiempo. Pero la celeste se soltaba y buscaba definir el partido.

La mejor jugada colectiva del partido mostró a una defensa celeste desorientada, y Bolaño, sacó flor de disparo de media vuelta que Muslera mandó al corner con la punta de los dedos. Suárez parecía que estaba a media máquina. Pero sólo su presencia generaba riesgo. Al final, Ecuador se lanzó al empate y mostró su toque habilidoso. Uruguay se defendió con garra y corazón. Sufrió, pero ganó. Y se llevó tres puntos de oro para seguir arriba de la tabla, segundo detrás de Brasil.

El gol de Coates

El 1-1 de Ecuador

El 2-1 uruguayo

En esta nota:
Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas