Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

La particular carrera entre un ídolo de la Fórmula 1 y un campeón de polo

Se midieron un Bugatti de colección vs. un caballo

Miércoles 09 de noviembre de 2016 • 19:48
0
La carrera
La carrera.

Fue una carrera inusual: de un lado, el ex bicampeón del mundo de Fórmula 1, Fernando Alonso, a bordo de una Bugatti de colección; del otro, Facundo Pieres sobre su yegua Future Remolacha; sucedió apenas unas horas antes de la final del Abierto de Hurlingham y fue puesta después de 140 metros de pique sobre la pista del Owner's Club en General Rodríguez.

"Sabía que el caballo me sacaría ventaja en los primeros metros porque siempre arranca más rápido que un auto, pero cuando la distancia va aumentando es posible alcanzarlo", contó Alonso, de paso por la Argentina camino a San Pablo, dónde este fin de semana correrá el GP de Brasil.

"Conozco el polo, en España tenemos el torneo de Sotogrande, pero aún estoy familiarizándome un poco... Sé que hay cuatro jugadores por equipo, cuántos tiempos son, me sorprendió que cambian tanto de caballo durante los partidos" explicó el piloto.}

Más tarde, campeón. Horas después de la carrera, Facundo Pieres ganó la final del Abierto de Hurlingham con Ellerstina, que derrotó por 10-9 a La Dolfina en chukker suplementario y le quitó al equipo de Adolfo Cambiaso un invicto de cuatro años y 39 triunfos consecutivos.

En esta nota:
Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas