Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Facundo Pieres: "Nos sacamos una espina, nos da una confianza increíble"

Después de interrumpir la larga racha de victorias de La Dolfina, el polista de Ellerstina valoró el factor psicológico de "dejar de ser segundos durante tanto tiempo"

Viernes 11 de noviembre de 2016
SEGUIR
PARA LA NACION
0
Facundo Pieres, feliz tras el triunfo por 10-9 en la final de Hurlingham
Facundo Pieres, feliz tras el triunfo por 10-9 en la final de Hurlingham. Foto: Sergio Llamera

Recordar un festejo así de Ellerstina en la Triple Corona implica remontarse al primer título del Abierto en 2008 o al último, cuando no eran favoritos en 2012. Hurlingham no es Palermo, pero el triunfo 10-9 en la final, que cortó una racha de nueve finales entre sí seguidas ganadas por La Dolfina, se festejó como tal.

"Nos sacamos una espina jodida. No merecíamos ser segundos durante tanto tiempo. No nos gustaba nada", reconoció Facundo Pieres, la figura del equipo. "Se vivió con mucha alegría, pero más que nada por el hecho de que hace mucho que no les podíamos ganar. Pero no se compara con Palermo".

-¿Fueron difíciles estos casi cuatro años sin títulos?

-Fueron años duros. Ni nosotros ni la organización estamos para ser segundos. Es duro perder nueve finales. La Dolfina es un equipo increíble, pero yo juego para ganar.

-¿Miraron videos de finales anteriores?

-Una de las cosas que vimos es que La Dolfina siempre jugaba distinto contra nosotros, así que no tenía sentido mirar videos de otras finales. Miramos videos de partidos nuestros. Confiamos en nuestro juego.

-¿Cómo vivieron esos últimos tres minutos del octavo chukker, en los que levantaron una desventaja de 9-6?

-Fue duro para nosotros. Estar tres goles abajo nos parecía bastante injusto, no parecía que hubiera esa diferencia. Nos cobraron algunos foules raros, nos podríamos haber calentado y hubiera sido fatal, pero el equipo se mantuvo en orden. En un momento no sé bien qué pasó, Juan Martín [Nero] se bajó del caballo y ahí nos calmamos un poco y nos organizamos mejor. Planeamos el saque, nos salió bien, hicimos un gol rápido y ahí volvimos a agarrar confianza.

-Como nunca antes se te vio protestando frente a la tribuna...

-No estaba protestando. Nos cobraron un offside que para mí estaba mal cobrado y fui a preguntar cómo era la regla. Nos cobraron 18 fouls y a ellos cinco. No me parece que haya habido tanta diferencia. Cuando cambiamos de caballo se apuraron a tirar el throw-in y cuando fue al revés, los esperaron. Son cosas que no tienen que pasar en este nivel. Tiene que ser igual para todos.

-¿Y el gol de oro? ¿Entró?

-El banderillero estaba bien ubicado y vio gol, y el juez que estaba justo atrás de Gonzalo dio gol. Fue el que mejor visión tuvo y fue el primero en decir que fue gol.

-Qué chukker y medio jugó Gonzalito, ¿no?

-Gonza siempre juega bien todo el partido. A lo mejor no se lo ve mucho, pero siempre está donde tiene que estar. Demostró que cuando las papas queman, aparece. Como en la final de Palermo 2008, como en 2011 en Tortugas, como en varios torneos afuera? Es muy frío.

-¿Cómo prepararon el partido con pocos días y con la cancha en esas condiciones?

-Era duro. Teníamos la desventaja de un día menos de descanso y con una semifinal muy dura. Los caballos lo sintieron. La cancha estaba difícil y había mucho viento, así que nos propusimos jugar con paciencia, aprovechar cuando tuviéramos viento a favor, y cuando fuera en contra cuidar la pelota y no entregarla.

-¿Cuánto les sirve esta victoria de cara a Palermo?

-Haber ganado nos da una confianza increíble. Es muy meritorio lo que hicimos. Necesitábamos un triunfo así. Ahora tenemos que seguir trabajando, sin bajar los brazos, sin relajarnos para lograr el objetivo que es Palermo.

-¿Ahora son favoritos?

-Favoritos, no. Subimos un escalón importante que nos sirve mucho en lo anímico. Sabíamos que se podía, pero no podíamos consolidarlo con una victoria. Pero La Dolfina sigue siendo el favorito.

am/gs

En esta nota:
Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas