Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Szpolski y Olmos deberán pagar deudas al Estado

Ascienden en conjunto a $ 53,7 millones; el Gobierno dio de baja acuerdos que los beneficiaban

SEGUIR
LA NACION
Lunes 21 de noviembre de 2016
0

La Secretaría de Comunicación Pública dio de baja dos acuerdos de canje de deudas previsionales e impositivas de las empresas Balkbrug SA, editora del diario kirchnerista Tiempo Argentino, y de Manucorp SA, propietaria de la revista Veintitrés. Ambas firmas pertenecían al grupo Veintitrés, cuyos propietarios reconocidos eran Sergio Szpolski y Matías Garfunkel. Tiempo Argentino dejó de imprimirse en enero de este año -y su marca y línea periodística fueron continuadas en un semanario por la cooperativa Por Más Tiempo, integrada por sus ex empleados- y la revista Veintitrés dejó de imprimirse y se convirtió en un sitio digital en octubre pasado. Esta última publicación había sido adquirida por el grupo Crónica, de Alejandro y Raúl Olmos, en noviembre de 2014. En conjunto ambas empresas deberán pagar 53,7 millones de pesos, más del 90% de los fondos que pretendían canjear por pauta oficial.

La decisión está plasmada en dos resoluciones del secretario de Comunicación Pública, Jorge Grecco. Esos textos recuerdan que el 6 de junio de 2014, mediante el decreto 852/15, el gobierno de Cristina Kirchner habilitó -con el tecnicismo de "dación en pago"- el mecanismo de canje de deudas fiscales y previsionales por pauta oficial. En total, por esos canjes el Estado nacional acumula un crédito de pauta oficial por $ 8000 millones, de los cuales unos $ 6000 millones aún no se canjearon. El 24 de octubre de 2014, Balkbrug SA solicitó para Tiempo Argentino la adhesión al sistema por una deuda de $ 38.021.630, y el acuerdo se firmó el 18 de noviembre de 2015. Desde entonces, el gobierno cursó pauta oficial allí sólo por $ 2.792.080. Como Balkbrug SA ya no edita el diario, las intimaciones no fueron respondidas por la empresa.

Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas