Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Para Macri, Madrid bien vale una misa

LA NACION
SEGUIR
Carlos Pagni
Sábado 24 de diciembre de 2016
0

El decreto que abriría la competencia entre operadoras de TV por cable y de telefonía iba a ser dictado el 15 de noviembre. Después se postergó para anteayer. Una nueva demora fijó el miércoles próximo. Pero en las últimas horas, Mauricio Macri, que evita hablar por su operación de cuerdas vocales, le escribió a Mario Quintana: "Pasá todo para dentro de 20 días".

El decreto es un campo de batalla entre telefónicas, cableoperadores y empresas de televisión satelital. La guerra lleva 20 años. Telefónica consiguió la última postergación. Alega que a las redes de TV -la más importantes es Cablevisión- se les conceden ventajas asimétricas. La nueva prórroga puede cobijar otra postergación. Aproxima demasiado la firma del decreto a la llegada del Presidente a Madrid. El 22 de febrero iniciará una visita de Estado a España. Es difícil que quiera malhumorar a los directivos de Telefónica, la principal inversora de ese país en la Argentina, antes de aterrizar en Barajas. ¿Postergará todo de nuevo? La fecha original ya era sospechosa: el Día de los Inocentes.

Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas