Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

James Gunn: "Guardianes de la Galaxia 2 es un drama familiar"

El director de una de las películas más exitosas del universo de Marvel dialogó en exclusiva con LA NACION, adelantó cómo será la secuela y aseguró que su villano favorito es del sello rival, DC

Lunes 01 de mayo de 2017 • 00:18
SEGUIR
PARA LA NACION
0
Jammes Gunn, el director de Guardianes de la Galaxia 2
Jammes Gunn, el director de Guardianes de la Galaxia 2. Foto: gentileza Disney

Luego de haber convertido un oscuro y olvidado cómic en una de las franquicias más exitosas de la última década, James Gunn estrena este jueves Guardianes de la Galaxia. Volumen 2, la continuación del film de 2014 que recaudó casi 800 mil millones de dólares en todo el globo. Desde el lanzamiento de los primeros trailers, casi seis meses atrás, los fanáticos están enloquecidos por volver a ver sus personajes favoritos, con un alto grado de expectativas con lo que vendrá. "No me siento presionado por esto, no tengo por qué dar lo que necesariamente esperan, puedo sorprender, generar intrigas", contó.

Distendido y de excelente humor, el realizador recibió a LA NACION en San Pablo tiempo atrás, ciudad a la que visitó promocionando su flamante film. Sin pelos en la lengua, adelantó algunos detalles de la trama y reconoció que su villano favorito no es parte de la familia Marvel.

-Cuando debutó Guardianes de la Galaxia, nadie sabía qué esperar y fue un éxito increíble, tanto de público como de crítica, ¿ese suceso se convirtió en una presión con la nueva película?

-¡Para nada! Ahora me siento mucho más relajado. Con la primera película me levantaba a las 3 de la mañana pensando en que podría haber arruinado todo, sufriendo especulando que si la gente la odiaba iba a convertirse en el primer fracaso de Marvel... después de todo, nadie conocía a los personajes y no podía creer que me dejaran hacer una producción así, con un árbol y un mapache de protagonistas. Eso es para mí la verdadera presión. Esto que estoy viviendo ahora, en cambio, es como hacer una película "común y corriente". Siento que la gente la espera, que sabe lo que quiere encontrar, que tiene afecto por sus personajes... es el sueño de cualquier artista, de cualquier creador, saber que hay una audiencia que está ansiosa por conocer lo que se ha hecho.

-Entonces eso no lo viviste como una presión, sino como una motivación...

-¡Pero por supuesto! Me entusiasma saber que hay interés porque puedo jugar con eso. No tengo por qué dar lo que necesariamente esperan, puedo sorprender, generar intrigas... es una posición maravillosa de la que puedo disfrutar hoy y que me hace sentir muy afortunado.

Llega a la pantalla grande Guardianes de la galaxia 2
Llega a la pantalla grande Guardianes de la galaxia 2.

-¿Y cómo pueden replicarse los elementos que volvieron a la primera película tan fresca y novedosa?

-La novedad, creo, es que no estoy replicando lo que hicimos en el volumen uno de Guardianes de la Galaxia. La estructura narrativa es completamente diferente, hay mucho humor, como en todas mis cosas, pero también hay mucho drama. Esa una película sobre vínculos, sobre la familia y sus relaciones. Es una película sobre Peter Quill y su padre, sobre Gamora y su hermana, sobre Rocket y Groot. Estoy convencido de que lo que van a ver es un drama familiar. En ese sentido, esta película es más arriesgada que la primera, por el tipo de historia que quiere contar

-¿Cuándo pensaste en esta continuación? ¿Una vez que terminaste de rodar la primera?

-Fue mientras filmaba el volumen uno, me di cuenta que el núcleo de la segunda parte debía ser el vínculo entre Peter y su padre. Así que fui anotando de manera desordenada las ideas que se me venían a la cabeza, las cosas que quería contar, de qué forma... así que cuando me dieron luz verde para hacerla, simplemente volví a mirar esas anotaciones y a diseñar la estructura argumental.

-Uno de los motivos por los cuales Guardianes de la Galaxia se diferenció del resto de las películas de superhéroes, ya sea de Marvel o de cualquier otro estudio, fue su música. Sin dudas, se trató de un film centrado en su banda de sonido, ¿cómo elegiste las canciones? ¿volveremos a escuchar algo así en el nuevo film?

-Claro que sí. Tengo una colección gigantesca de temas que me gustan en mi cuenta de iTunes y tengo una playlist muy grande de canciones que considero que son apropiadas para Guardianes de la Galaxia, temas que me parecen que son apropiados para el tono que busco, para las escenas que quiero contar. Así que cuando escribo las escenas, ya voy pensando qué tiene que estar sonando. Es un proceso totalmente orgánico.

cerrar

-Tenés una presencia muy fuerte en redes sociales y sos quien cuenta, en primera persona, los cambios y novedades de las películas, como la incorporación del personaje Ego, el planeta viviente, ¿eso le trajo dolores de cabeza con el estudio Marvel?

-¡En todo caso les habrá traído dolores de cabeza a ellos! Vamos a ponerlo así: nunca nadie me dijo que dejara de usar Facebook para hablar de mis proyectos o responder a fans. Yo sé que en ocasiones parece que no tengo filtro y que hablo de más, pero tal como lo veo yo, estoy constantemente promocionando la película, incluso cuando no estoy dando una entrevista como en este momento. Cuando revelé que habíamos negociado con Fox los derechos de Ego porque hay acuerdos con distintos estudios sobre personajes de los cómics de Marvel, quizá no fui del todo claro, pero les di a los fans una muestra de cómo se trabaja. De lo único que me arrepiento es que una vez conté que no íbamos a estar en la Comic-Con de San Diego cuando aún no era información oficial y eso trajo algunos problemas. Digamos que si a alguien en Marvel le molestan mis mensajes en redes sociales, nunca me lo dijo. Y si me lo dijera... sabría que inmediatamente lo contaría en las redes sociales.

-Muchas veces se ha dicho que las películas de Marvel tienen un problema con sus villanos, que no son lo suficientemente malos ¿estás de acuerdo? ¿Tenés un villano favorito?

-Uf... entiendo lo que decís. El problema de los chicos malos es que no pueden ser muy malos, porque nadie se preocuparía por ellos y la gente perdería interés, pero tampoco pueden ser demasiado interesantes, porque uno espera que la audiencia esté del lado del héroe. Es una gran encrucijada. Creo que Marvel tiene villanos como Locki, el hermano de Thor, que son geniales. Mi villano favorito, sin embargo, es el Guasón... creo que es perfecto porque es interesante, peligroso, atractivo, divertido de ver. Nadie puede superarlo.

En esta nota:
Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas