Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Un seguro de 500 mil dólares y una bóveda secreta: así cuidan al trofeo de la Copa Davis en la Argentina

La ponchera que ganó el equipo nacional descansa con una fuerte custodia en el país, donde permanecerá hasta septiembre; la AAT lo exhibirá ante Italia y prepara un itinerario por distintas ciudades para tratar de estimular la práctica del deporte

Martes 03 de enero de 2017
SEGUIR
LA NACION
0
La Copa Davis en Buenos Aires, durante un evento privado y muy custodiada
La Copa Davis en Buenos Aires, durante un evento privado y muy custodiada. Foto: Prensa BNP Paribas

La Copa Davis , como objeto material, es sumamente atractiva y deseada. Al toparse con el trofeo, es instantáneo el antojo de tomarle una fotografía o acercarse a ella para tratar de distinguir los nombres de las plaquetas adheridas en los tres zócalos de madera que sostienen la bandeja de plata. Luego de tanto tiempo generando dolores de cabeza, polémicas y daños, la Argentina conquistó la Davis y el trofeo permanecerá en el país hasta septiembre próximo, cuando regresará a la Federación Internacional de Tenis, en Londres, para una limpieza general y continuar con el viaje al país anfitrión de la final, una rutina que se repite temporada tras temporada. Ser "propietario" de la copa durante varios meses le permite a la Asociación Argentina de Tenis tener un plus para planificar distintas acciones de promoción del deporte e intentar generar nuevos ingresos económicos.

Claro que los dirigentes de la AAT, según contaron a LA NACION, no quieren que la copa sirva simplemente para "tomarse una foto y nada más". Pretenden que sea una especie de vehículo de estimulación, un atractivo impulso para los más jóvenes que empiezan a empuñar una raqueta en los clubes. Es más: la mesa chica de la asociación, conformada por el presidente, Armando Cervone; el vicepresidente 1º, Daniel Fidalgo, y el vicepresidente 2º y director deportivo, Diego Gutiérrez, tiene una política: los acuerdos que hagan con los distintos gobiernos provinciales o municipales para llevar la Copa Davis a esos lugares deberán incluir el compromiso de construir nuevas canchas de tenis en la zona. En definitiva, lo que no quieren es que la copa llegue a una ciudad o a un pueblo, la gente se tome fotografías y siga rápidamente a otro destino sin haber dejado algo más que la presencia misma. "La copa tiene que ser un verdadero objeto para que más chicos jueguen al tenis en el país. Ése es nuestro gran objetivo", expresó Gutiérrez.

Uno de los modelos que quieren tomar es el de la asociación británica de tenis (The Lawn Tennis Association). En las semifinales del año pasado en Glasgow, los dirigentes vieron cómo luego de ganar la Davis en 2015 los británicos tuvieron un plan para lucir el trofeo en clubes, parques, escuelas y centros comerciales del Reino Unido, con el deseo de promocionar el tenis.

Diariamente en la AAT reciben consultas sobre cuáles serán los destinos del trofeo. Hasta el momento, y desde su llegada a la Argentina, la copa fue exhibida en un evento privado de BNP Paribas, el patrocinador principal de la ITF, y en la exhibición del 27 de diciembre pasado entre Juan Martín del Potro y David Ferrer, en Tortuguitas; sin embargo, será presentada en forma oficial durante la 1a rueda de la Davis, ante Italia, del 3 al 5 de febrero, en Parque Sarmiento, con la presencia de la mayoría de los integrantes del equipo campeón (el tandilense anunció que no jugará ante Italia). La asociación nacional está estudiando y preparando los diversos caminos que tendrá la copa, pero ya está confirmado que durante esa semana de acción frente al equipo italiano el público en general podrá tener acceso.

La copa es sumamente valiosa y cuenta con un exigente protocolo para su manipulación, traslado y seguridad. La ITF posee su propio seguro del trofeo, pero cada federación que la tiene temporalmente debe añadir un resguardo legal local. Y en nuestro país se aseguró por 500.000 dólares, una cifra impactante. Los cuatro baúles que preservan la copa desarmada (tres para los zócalos de nogal y uno para la bandeja plateada) descansan en la bóveda de un banco porteño; por seguridad, no se informa oficialmente de cuál se trata.

Antes de hacer ninguna acción con la copa, la asociación albiceleste se lo debe informar a la Federación Internacional. Ésta, tras analizar el pedido, aprueba o desautoriza. Adónde se llevará, en qué tipo de transporte -generalmente es en un camión de caudales-, con qué cantidad de efectivos de seguridad contará. La AAT dispuso que dos de sus empleados sean los únicos autorizados para armar y desarmar la copa -deben hacerlo con guantes y quitarse los relojes, anillos y pulseras para evitar rayarla- y se está confeccionando una cabina acrílica que la cubrirá durante su exhibición en los días previos y durante la serie frente a Italia. Tantas veces la Argentina soñó con la Davis y se frustró que todavía parece increíble que el trofeo se haya conquistado y permanezca en el país hasta septiembre.

Para tener en cuenta

1| aspecto comercial

La presencia de la Copa Davis en la Argentina también enciende un costado comercial. Los derechos económicos le pertenecen a la Federación Internacional y la Asociación Argentina de Tenis no está autorizada a promocionar el trofeo con patrocinadores que pertenezcan a los mismos rubros de auspiciantes que posee la ITF (un banco, una consultora de recursos humanos, una empresa de apuestas y juegos, y una compañía televisiva). Sí puede hacerlo con sponsors de otras secciones o características. La AAT evalúa distintas oportunidades comerciales para el futuro cercano.

2| más de cien kilos

La Copa Davis tiene una altura de 1,10 metros y su peso completo pasó a ser de 105 kilos. Con los años se le fueron agregando bandejas para colocar los detalles de las finales y tiene capacidad hasta 2036.

Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas