Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Dos pulseras deportivas nacionales a examen: PCBox Lance y EXO Fitband E12

Probamos estos dos dispositivos, pensados para deportistas ocasionales o quienes quieren tener más información sobre su actividad física y sumarle algunas funciones de un reloj inteligente

Lunes 06 de marzo de 2017 • 00:16
SEGUIR
PARA LA NACION
0

Se llevan con estilo. Se lucen con glamour. Se combinan con la ropa, por supuesto, ya sea la del día a día o la deportiva. Son las pulseras deportivas (o inteligentes; también se las llama smartbands), una alternativa a los smartwatches: útiles tanto para saber quién envía un mensaje sin necesidad de tener el smartphone en la mano (ideal para un viaje en auto o en transporte público) como para tener más información sobre nuestro rendimiento al momento de hacer actividad física.

Muchas empresas decidieron lanzar sus propias versiones de smartwatches, algo que también comenzaron a hacer algunos fabricantes locales. En la Argentina se consiguen tanto unos como otros, que buscan ser una alternativa más económica a dispositivos especializados de Garmin, Fitbit u otras compañías. Probamos y comparamos el rendimiento de dos modelos autóctonos: Lance de PCBox (que comercializa en nuestro país la marplatense Grupo Núcleo) y Smart FitBand e12 de Exo.

Diseño

Es un gran punto a favor de ambos modelos. Más parecidos a una pulsera que a un reloj, ambos tienen una onda muy futurista. Por un lado, el Lance es un poco más delgado, viene en color negro y se adapta a la muñeca con una malla parecida, en esto sí, a un reloj (aunque sin pernos). El FitBand cuenta con un diseño bien deportivo, varias opciones de colores llamativos y una malla que cuenta con un cierre a presión.

La Exo Fitband e12, en varios colores
La Exo Fitband e12, en varios colores.

Ambas traen pantallas OLED táctil, que muestran las letras y números en forma clara y visible. Pero ahí la FitBand le saca un punto de ventaja a la Lance, porque su pantalla es más visible bajo la luz directa del sol. Aunque hay que tener en cuenta que son pantallas relativamente frágiles, porque ante un roce contra una pared se rayan irremediablemente. Igual que un reloj pulsera.

En cuanto a su manejo, es bastante sencillo. Mientras la Lance no trae ningún botón físico, porque es totalmente táctil, la FitBand sí lo incluye, y es a través del cual se pueden ir alternando las distintas funciones del reloj. Para poder ver la hora o las funciones en la pulsera Lance hay que oprimir la pantalla en su parte inferior, en una superficie delimitada por un rectángulo rojo. Con un toque, se accede a la hora y fecha, con dos o más, las funciones más deportivas.

De esta manera, no se gasta batería al no estar encendido continuamente. Pero Lance incluye el encendido del cronómetro al mantener la presión durante más de tres segundos sobre la pantalla. Al ser muy sensible, esto hace que el cronómetro se inicie a cada rato, al presionar sin querer la pantalla contra alguna superficie.

Y el hecho de poder ver la hora rápidamente en ambos productos con solo sacudir la muñeca, hace que se active el dispositivo al caminar, hacer un ademán sin pensarlo o al hacer deporte, con lo cual la batería se va gastando.

Ambas pulseras sirven también como reloj
Ambas pulseras sirven también como reloj.

Un punto a favor de la pulsera Lance es que se puede usar también para actividades acuáticas o al bañarse, porque resiste la inmersión hasta un metro de profundidad. En cambio, el Fitband hay que sacárselo antes de entrar a la ducha, porque no es a prueba de agua.

Las funciones

Presionando más de una vez la pantalla o el botón físico de uno y otro modelo, decíamos más arriba, se accede a otro tipo de información, ideal para deportistas y también para quienes desean monitorear su actividad física diaria: contador de pasos, monitor cardíaco y medidor de calorías quemadas. También cronómetro y las alertas de distancia en relación al smartphone (suena una alarma cuando nos alejamos demasiado) y de sedentarismo (avisa si llevamos mucho tiempo sentados), funciones disponibles en muchos otros modelos. En la Fitband, esto sucede al cambiar de modo Normal al modo Deportes con el botón físico.

Y, configurándolas desde la aplicación correspondiente, en su pantalla digital también es posible leer las notificaciones de SMS, llamadas, Facebook, Twitter y Whatsapp.

Entre otras opciones, también es posible establecer metas de pasos por día (como la mítica de 10.000 diarios para estar en forma) o la cantidad de horas de sueño.

En modo reposo, según las especificaciones, la batería debería durar unos 15 días. En la práctica, con un uso moderado, es decir, mirando la hora cada tanto y usando el cronómetro cada uno o dos días, la batería dura más de una semana. Con un uso intensivo, de 3 a 4 días.

Ambos modelos de pulseras se vincular con teléfonos Android o con el iPhone
Ambos modelos de pulseras se vincular con teléfonos Android o con el iPhone.

El Fitband incluye, además, un botón antipánico, que activa una alerta en el celular (en dispositivos Android 4.4.4 o superior) y envía un mensaje hasta a 5 contactos que seleccionemos con nuestra posición geográfica (que toma del GPS del teléfono).

Las aplicaciones

Pero el control de mandos de ambos productos no está en la muñeca, sino que está en las aplicaciones que se instalan en los smartphones. La del Lance se llama PcboxFIT (para Android y para iOS) mientras la otra fue bautizada como Exo SmartFit (para Androidy para iOS)

Una vez instaladas, las aplicaciones deberían reconocer al dispositivo a través de la conexión Bluetooth del smartphone. En nuestras pruebas, esto no siempre sucedió y requirió varios intentos. Una vez que quedan vinculados, la conexión permite controlar toda la actividad desde la misma aplicación, que se sincroniza con la pulsera.

La configuración completa de lo que se verán en las pulseras se hace a través de la aplicación, introduciendo los datos personales y luego los más genéricos: cuántos pasos se quieren dar por día, cuántas calorías quemar, las alarmas que se quieran establecer y los mensajes que se deseen ver en el dispositivo, por ejemplo.

El análisis de descanso incluye las horas de sueño (y si es suave, moderado o profundo). Para que empiece el análisis, hay que establecer la hora en que uno se va a dormir y la hora en que piensa despertarse. O sea, lo que se llama un buen análisis del descanso. Acá pueden hallarse varias sorpresas, como darse cuenta que uno realmente descansa mucho menos de lo que realmente piensa.

Toda la información recopilada a diario se puede compartir a través de las redes sociales desde la misma aplicación. La aplicación de PCBox, además, incluye la opción de compartir o competir con amigos o contactos, una manera de desafiarse a ver quién está mejor físicamente.

La PCBox Lance tiene una pantalla que muestra el progreso en la actividad física
La PCBox Lance tiene una pantalla que muestra el progreso en la actividad física.

Los cargadores

Ambos equipos se cargan a través de un cable USB con fichas especiales. Es decir, que no tienen la ficha universal mini USB. Esto termina siendo una desventaja, porque es fundamental no perder el cable. No se puede reemplazar por cualquier otro genérico. Si se rompe, hay que acudir al fabricante.

Por el lado positivo, la carga es bastante rápida. Con una hora y media de carga se pueden utilizar durante varios días.

La Lance se consigue en el mercado local a 1299 pesos. La FitBand de Exo tiene un precio de 1499 pesos.

En esta nota:
Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas