Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Otra escucha revela aprietes a la Justicia en el kirchnerismo

En un audio, Cristina Kirchner exige "apretar a los jueces" y cercar a Stiuso

Lunes 13 de marzo de 2017

Nuevas escuchas de conversaciones telefónicas entre Cristina Kirchner y Oscar Parrilli aportaron ayer una evidencia más de las presiones que el kirchnerismo ejercía sobre la Justicia. "Hay que salir a apretar a los jueces", dijo, lisa y llanamente, la ex presidenta en referencia a los magistrados que tenían causas vinculadas al ex espía "Jaime" Stiuso.

Los audios, que se difundieron anoche en el regreso del programa La cornisa, conducido por el periodista Luis Majul, muestran a una Cristina Kirchner enojada por declaraciones del ex espía, que en una entrevista con LA NACION la había acusado de mandar a matar al fiscal Alberto Nisman.

La entonces mandataria le dijo al entonces jefe de la Agencia Federal de Inteligencia (AFI) que había que presionar a los jueces federales Julián Ercolini, Sebastián Casanello y Sergio Torres para que aceleraran las causas vinculadas a Stiuso. Cristina manifestó su malestar porque había trascendido que el ex espía había recurrido a "servicios de inteligencia extranjeros" para preservar su seguridad luego de la muerte de Nisman.

"A los jueces, claro", le responde Parrilli, quien luego califica los dichos Stiuso de "amenazas".

Inmediatamente, Cristina le pide a Parrilli responder mediáticamente a los dichos de Stiuso. La entonces presidenta enumera incluso con qué periodistas debía hablar.

"¿Sabés por qué tenemos que seguir con esto? Porque es un tipo deleznable. Hay que salir a [«pegarle», interrumpe Parrilli]. Éste está con Macri", lanzó la ex mandataria.

En ese diálogo, Cristina le cuenta a Parrilli que ya había llamado al entonces jefe de Gabinete Aníbal Fernández para que saliera a hablar y le recuerda que el entonces jefe del Ejército César Milani -hoy detenido por supuesta vinculación con secuestros durante la última dictadura- iba a ser otro de los que arremeterían contra Stiuso, dejando entrever que la relación entre ambos era tensa. "No quiero saber nada con eso", dice Cristina.

En otra llamada, la mandataria sigue digitando el paso a paso de la respuesta mediática. Luego de que Parrilli le contó en qué medios había salido a hablar en las últimas horas, la ex presidenta le ordenó instalar la discusión sobre las entradas y salidas de Stiuso del país a pesar de que tenía varias causas abiertas en la Justicia.

"Lo que hay que remarcar ahora mucho, y [el entonces titular de la Afsca] Martín Sabbatella lo va a hacer, es el hecho de que este hombre entra y sale del país. Tiene ocho denuncias y ningún juez, ningún fiscal lo requiere", se queja la entonces presidenta. Y agrega: "Me parece que el que tiene los carpetazos es él".

Atentado a la AMIA

Por otro lado, Cristina critica la inacción de la Justicia por la afirmación de Stiuso de que todos los gobiernos "sobornaron jueces y ocultaron todo" con respecto al atentado contra la mutual judía, y que aun así lo dejaban salir del país.

En respuesta, Parrilli le dice que iba a trabajar en el asunto. "Hoy lo mandé a hablar a Martín [Mena, el entonces subdirector de la AFI] para ver si él tiene llegada para que los fiscales de la causa que tienen ahora la investigación lo citen."

Además, la entonces presidenta le comenta en el audio que quería iniciar "alguna acción" contra Stiuso por decir que ella había mandado a matar a Nisman. "Quiero meterme en la causa AMIA porque quiero hablar."

Con respecto a los dichos de Stiuso, el entonces jefe de la Inteligencia dice que iba a instruir a diputados del Frente para la Victoria en el Congreso para que "tomen cartas en el asunto", pero Cristina se lo prohíbe y afirma que ellos lo iban a hacer "naturalmente".

En esta nota:
Te puede interesar

Debido a la veda electoral estas notas estarán cerradas a comentarios hasta el domingo a las 18hs. Muchas gracias.