Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Edgardo Bauza, con LA NACION: "Los jugadores siguen estudiándome"

El DT no esquiva temas: "Dybala todavía no se siente importante"; "Icardi no es un jugador que se pueda enganchar en el juego colectivo"; "A esta generación la vamos a extrañar"

Visita, recorrida, fotos y charla del DT de la seleccion Argentina en La Nacion.. Foto: Rodrigo Nespolo
Visita, recorrida, fotos y charla del DT de la seleccion Argentina en La Nacion.. Foto: Rodrigo Nespolo
Visita, recorrida, fotos y charla del DT de la seleccion Argentina en La Nacion.. Foto: Rodrigo Nespolo
Visita, recorrida, fotos y charla del DT de la seleccion Argentina en La Nacion.. Foto: Rodrigo Nespolo
Visita, recorrida, fotos y charla del DT de la seleccion Argentina en La Nacion.. Foto: Anibal Greco
Visita, recorrida, fotos y charla del DT de la seleccion Argentina en La Nacion.. Foto: Anibal Greco
Visita, recorrida, fotos y charla del DT de la seleccion Argentina en La Nacion.. Foto: Rodrigo nespolo
Visita, recorrida, fotos y charla del DT de la seleccion Argentina en La Nacion.. Foto: Rodrigo nespolo
Visita, recorrida, fotos y charla del DT de la seleccion Argentina en La Nacion.. Foto: Rodrigo nespolo
Visita, recorrida, fotos y charla del DT de la seleccion Argentina en La Nacion.. Foto: Jorge Bosch
Visita, recorrida, fotos y charla del DT de la seleccion Argentina en La Nacion.. Foto: Jorge Bosch
Visita, recorrida, fotos y charla del DT de la seleccion Argentina en La Nacion.. Foto: Jorge Bosch
Visita, recorrida, fotos y charla del DT de la seleccion Argentina en La Nacion.. Foto: Anibal Greco
Visita, recorrida, fotos y charla del DT de la seleccion Argentina en La Nacion.. Foto: Anibal Greco
Visita, recorrida, fotos y charla del DT de la seleccion Argentina en La Nacion.. Foto: Anibal Greco
Visita, recorrida, fotos y charla del DT de la seleccion Argentina en La Nacion.. Foto: Rodrigo nespolo
Viernes 17 de marzo de 2017
SEGUIR
LA NACION
0

En casa hay un debate íntimo que supera las discusiones por Icardi o Lavezzi. Maritza, su señora ecuatoriana, le advierte que el pequeño Nicolás será hincha de Liga de Quito. Patón sonríe, sólo sonríe. "La dejo., total, el primer día que Nico pise el Gigante va a entender todo." Nicolás anda por los tres años y medio y por suerte para Bauza, las infantiles y penetrantes 'Canciones de la Granja' ya quedaron atrás. Si volver a ser padre después de los 50 le cambió la vida a Bauza (Emiliana, de 34, y Maximiliano, de 31, son sus hijos del primer matrimonio), el seleccionado completó la revolución.

Amante de las biografías y de las críticas cinematográficas, la lectura ha quedado postergada: 'Fútbol total', la vida de Arrigo Sacchi, y 'El juego infinito', de Jorge Valdano, esperan. Como también está pendiente la mudanza a un departamento más amplio en Palermo. Suena el teléfono de Bauza. Martilla el ulular hasta que lo silencia. Él ni sabe el número porque perdió la cuenta de las veces que cambió el celular desde que asumió en el seleccionado. Ocupado por lo urgente, no pierde de vista lo importante. "La gente no se da cuenta del nivel que han alcanzado estos jugadores de selección: juegan en los mejores equipos del mundo, con la presión que eso conlleva. Y creo que la generación que viene todavía tiene que vivir todo ese proceso; en cambio éstos se fueron muy chicos de acá y a los 22

23 años ya se acostumbraron a jugar en estos niveles con naturalidad. Por eso, no me cabe ninguna duda de que a esta generación de jugadores la vamos a extrañar. No quiero caerle a la Sub 20, pero hace diez años en la categoría había cuatro o cinco jugadores consolidados en Primera que ya estaban para la mayor. Y en la Sub 20 de hoy vemos dos o tres buenos jugadores pero todavía, todavía... Está este chico Barco, que es buen jugador, pero. Hoy la Sub 20 no te da la seguridad de saber que acá tenés cinco o seis jugadores para la mayor.".

cerrar

-Pero también a Vietto, Kranevitter, Mammana o los Correa les cuesta afirmarse en Europa.

-Sí, pero ya lo van a hacer. La competencia misma te lleva a mejorar, sino te pegás la vuelta, allá no te esperan. Pero, repito, lograr tantos jugadores de tan buen nivel va a ser muy difícil para poder mantener a la selección allá arriba. Pero bueno, el recambio hay que empezarlo a hacer.

-La selección está en repechaje, perdió tres finales, no jugará la Copa de las Confederaciones, el equipo olímpico se despidió en primera rueda, el Sub 20 entró por la ventana en el Mundial y el Sub 17 directamente no se clasificó. ¿Alarma, derrumba.?

-No sé si es una alarma, pero el hecho de no salir campeón y no haber ganado ninguna de las últimas tres finales no lo hizo retroceder al fútbol argentino, pero necesitamos sacarnos esa espina. La gente a veces no toma dimensión de lo difícil que fue llegar a esas tres finales, pero necesitamos un título para revalidar toda nuestra historia. Todos me dicen 'pero a esa mochila vos te la cargás más', y sí, ya lo sé, pero si no soy yo, será el que venga. Necesitamos un título. Vamos a luchar.

-Lo que le falta a la selección también le falta a Messi...

-No, yo creo que a Messi no le falta nada.

-Sí, un título mundial.

-Bueno, obviamente, pero él tiene todo para ayudar a la Argentina a que salga campeón. Como toda esta generación, ellos mismos se lo deben. Nadie destaca todo el sacrificio que han hecho por estar en la selección. Todos creen que es una boludez, pero no: jugar en tu club, subirte a un avión y viajar 15 horas, al otro día viajar a Bolivia o donde sea, jugar a 3600 metros y tener que ganar sí o sí. Y hace años que lo hacen y nunca se lo han reconocido. Esta generación necesita un título para terminar de ser reconocida.

-¿Tenés la sensación de que es 'ahora a nunca'?

-No sé si es ahora o nunca, sólo digo que estos jugadores tienen la gran oportunidad de lograrlo.

-Porque en 2022 ya será otra historia.

-Con los otros va a ser otra historia y la selección se va a tener que acomodar a otra cosa. A otra forma de jugar.

-¿Para Messi puede ser su último Mundial?

-No, creo que tranquilamente tendrá uno más por delante. No lo han golpeado mucho, pero va a depender de sus ganas y de muchas otras cuestiones.

-¿Y para Icardi el primero?

-Me rompen con Icardi. Yo le dije a él, textual: 'quedate tranquilo que si le pasa algo a alguno de los dos [por Higuaín y Pratto], te voy a llamar'. El pibe está feliz, tranquilo, no tiene problemas. Me dijo 'yo estoy tranquilo'. Y le repetí que en cualquier momento le puede tocar. Y le aclaré que nadie en la selección tiene problemas con él.

-Lavezzi no juega en China. ¿Qué te aporta?

-Lavezzi ya empezó a jugar y hace dos meses que empezó a trabajar muy bien, es un jugador que en la selección siempre rindió y jugando por afuera es desequilibrante. Y ése es un lugar en el que Icardi no puede jugar.

-¿Qué te parece Icardi como futbolista?

-Para mí es un buen finalizador, no es un jugador que se pueda enganchar en el juego colectivo del equipo. De los tres, en eso Pratto es más que todos, lo que pasa es que no aguanta como Higuaín una marca. Icardi en los últimos 30 metros es muy peligroso, y ahora con la confianza que tiene, más todavía. En el juego en sí, no es un jugador que te va a ayudar mucho en la tenencia de la pelota.

-¿Tal vez lo cites para el amistoso con Brasil, en junio?

-Puede ser, pero no lo sé. Le dije a la gente de la AFA que me quiero ir a Australia 8/10 días para trabajar con los jugadores, pero aunque es fecha FIFA los clubes de Europa no me los van a dar. Y como ya es post temporada, los jugadores tampoco quieren saber nada, ¡se quieren ir de vacaciones, están planificando a qué playa ir con sus mujeres...! Y vos les decís que hay que ir a Australia., va a ser un quilombo eso. Jugás con Brasil, no podés inventar mucho: los llevo a Maidana y a Caruzzo, de tres lo pongo al de Independiente [Tagliafico]... perdés 4-0 y te matan. Lo vi a Tite ahora en Europa y le dije: '¿Vos lo querés jugar al partido?' Me dijo que no. 'Bueno, entonces salimos 0-0 así no nos rompen las bolas a ninguno de los dos'. Se mataba de risa.

-Vos le pediste esos 10 días al Comité de Regularización, pero ahora vas a tener que volver a hablar con el nuevo presidente de la AFA.

-Qué se yo, sí, ese es otro tema, vamos a ver qué pasa en la AFA. Sería bueno que ya esté todo ordenado, para que el fútbol argentino funcione bien para poder planificar.

-Dijiste que apoyabas a Tinelli en la presidencia de la AFA y todo indica que el próximo presidente será Chiqui Tapia. ¿Temés alguna reprimenda?

-Lo dije en su momento porque a Marcelo lo conozco de los dos años que estuve en San Lorenzo, pero nosotros no tenemos nada que ver con la situación política que vive la AFA. No tengo problemas con Chiqui Tapia ni con nadie. El que sea electo como presidente, nos sentaremos a hablar y trataremos de ponernos de acuerdo por la selección.

-¿Lo has tratado mucho a Tapia?

-No, no, lo conozco a través de los medios, pero no hemos tenido la posibilidad de hablar.

¿Tuvieron alguna participación los futbolistas en la elección de Bauza? Ninguna. Por cierto, ni les interesó más allá de alguna simpatía por Sampaoli. Bauza siempre supo de la endeblez con la que desembarcó. Y también descubrió el peso de los históricos. ¿Hasta cuándo cree el Patón que lo tuvieron bajo estudio? "Yo creo que siguen estudiándome, te miden siempre. Pero son muy respetuosos y acompañan tu discurso. No es que vos decís vamos todos por acá y después ellos van todos por allá. Equivocado o no, han respondido siempre a lo que yo planifiqué. Trato de convencerlos, no quiero imponerles nada. Esa es una vieja discusión que tengo con colegas que creen que el sistema está por encima de todo y yo creo que no, que el jugador está por arriba. Si vos tenés al jugador dispuesto a brindarse, podés conseguir cualquier cosa y jugar a lo que quieras".

-¿Vos los estudiaste también? ¿Les preguntaste a Sabella y a Martino por ellos?

-Sí, hablé con los técnicos lo que tenía que hablar, pero después es el trato diario el que te arroja muchas señales. Y ahí te vas dando cuenta de la bola que te dan.

-¿No se creen los dueños de la selección?

-No, no, son buenos y hay autocrítica dentro de ellos. Noto que no tienen problemas en criticarse, decirse cosas. Incluso, cuando tenemos que hacer trabajos defensivos y tienen que bajar. Por ejemplo, en el entretiempo con Uruguay, les dije, 'vamos a hacer dos líneas de cuatro y vos Leo va por la derecha'. 'No te hagas problemas', me dijo, y jugó 20 minutos corriendo a un uruguayo por la derecha, hasta que hice el cambio de Alario y lo corrí a Messi al medio. Veo un gran compromiso de ellos con el equipo. Eso me ayudó mucho para trabajar con ellos, nunca tuve dificultades para plantearles lo que fuera. El sistema que más les gusta es el 4-2-3-1, me di cuenta enseguida. El problema es dónde lo ponés al 10. Entonces le dije a Leo: 'Quiero sacarte del medio, andá a cualquier lado porque ahí te marcan más fácil'. Pero a él le gusta jugar por el medio y finalmente termina jugando por el medio, pero yo quiero que al menos referencialmente arranque por la derecha.

-¿Y qué te dijeron Martino o Sabella sobre ellos?

-'Vas a ver que los jugadores te facilitan todo, son muy profesionales, no vas a tener problemas; los querés a las 8 de la mañana para entrenar y se levantan a las 8...'

Bauza casi no llama por teléfono a los jugadores, esa es tarea del profe Bruno Militano y del doctor Daniel Martínez. Jura que nadie le prohibió a Icardi. "Hablé mano a mano con los cuatro o cinco más grandes y les pregunté qué pasaba. 'Citá al que vos quieras, Patón, no hay problemas, y si hay algún problema, lo arreglamos acá adentro nosotros', me dijeron". Jura también que la selección no es un club de amigos. ¿Qué pasa si un día Messi te pide un jugador? "Lo acepto como sugerencia, pero cada decisión la tomo yo. El caso Banega te demuestra que no le arman el plantel a nadie. Éver es muy querido y no fue a Brasil. Insisto: es un grupo que te deja trabajar con mucha libertad y tranquilidad". Y respalda la polémica citación de Lavezzi: "Es jugador de selección, sé lo que puede dar: si entra 20 o 30 minutos puede cambiar un partido". La AFA le debe los últimos tres meses del sueldo al DT, pero no se inquieta. El otro desafío que se propuso es que los jugadores depongan su actitud de no hablar con la prensa. Hará lo imposible, pero advierte que no será sencillo.

-¿Tuviste que hacer algún tipo de concesiones?

-Consensuamos el tema de entrenamientos: cantidad, horas, días libres, descanso. Y con los líderes charlé, no con todos, y arreglamos esas cosas. Te vienen una semana y tenés que tenerlos cagando, pero también darles libre para que vayan con sus familias. Igual, ya están en un nivel que no necesitás decirles nada, son profesionales.

-¿Entrás en las habitaciones?

-No, no me gusta ni corresponde. Prefiero juntarme en otro ámbito, en la cancha, o en un comedor muy grande de Ezeiza, o en la sala de juegos, que esté todo a la vista de los demás. Si quiero hablar con alguno lo encaro ahí, directo.

-¿Qué público esperás en el regreso al Monumental?

-Que los hinchas vengan a alentar y que sepan que nos jugamos parte de la clasificación, que entiendan la trascendencia del partido. Los necesitamos, son una pieza fundamental. El equipo va a dejar la vida, nos jugamos gran parte de la clasificación a Rusia.

-Te sobra optimismo, pero ¿y si sale todo mal?

-No lo veo saliendo mal, pero en ese caso tendremos cinco oportunidades más.

-Pero habría que ir a recuperar esos puntos a La Paz, a Montevideo, a Quito.

-Sí, no va a ser la primera vez que se gane en La Paz. El partido con Chile tendrá un gran valor anímico, por eso vuelvo sobre la gente: será una gran oportunidad para que se reencuentren la gente y este plantel.

-¿No advertís un desafecto del hincha?

-No, la gente al final siempre se engancha con la selección. Lo que ha pasado tiene que ver con parte de la prensa que ha tratado de menospreciar a la selección. Han encontrado mucho rating desde el destrato..., están en medios importantes y a través de la calumnia consiguen más rating.

-Pero al margen de la prensa, ¿el hincha argentino entiende de fútbol o es tan influenciable?

-Entiende de fútbol y mucho. Por eso digo que este es un partido para que el equipo y la gente se reencuentren. Ganarle a Chile será fundamental, y no me importa cómo se gane, pero que se gane. Sé que soy responsable, también, de lograr armar un equipo que despierte a la gente.

?Tres frases tuyas: "Vamos a salir campeones del mundo en Rusia", "el Barcelona no cuida mucho a Messi" y "gracias a Dios que no somos Alemania". ¿Te arrepentís de alguna?

-No, arrepentirme no. Algunas se tomaron muy mal, como cuando hablé de lo de Messi y creo que trascendió con mala intención, como si yo hubiese querido agredir a Barcelona y no fue así. Después, Alemania obviamente que no somos porque tenemos otra forma de jugar, otra idiosincrasia, vivimos diferente y tenemos una impronta para jugar al fútbol que ellos no la tienen. Y dije gracias a Dios porque me gusta cómo somos nosotros, tenemos un sello que si estamos bien le podemos ganar a cualquiera.

-¿Por qué te exponés tanto con tus declaraciones públicas?

-Podría cuidarme, ¿no?, pero no sería yo. Cuando hicimos la pretemporada en Los Cardales, con San Lorenzo, les dije que íbamos a ser campeones de la Libertadores. Sé que un Mundial es difícil, pero siempre creeré que para lograr algo, antes hay que soñarlo. Y más con estos jugadores. Si tuviésemos más tiempo, estoy seguro de que el equipo jugaría mucho mejor. Estoy ansioso por asegurar la clasificación para ya pensar en el Mundial.

-¿No habrá ni repechaje entonces?

-No. En la fecha que se estén jugando los repechajes [6 y 14 de noviembre], nosotros el 11 de noviembre vamos a estar jugando un amistoso con Rusia, en Moscú. Y también tenemos un amistoso contra Italia. en febrero del año que viene.

-¿Te preocupa la edad con la que llegarán algunos al Mundial? Mascherano, Zabaleta, Biglia...

-Ese será un tema posterior a la clasificación, y lo vamos a tener que evaluar para tomar decisiones. Hay jugadores que han llegado con 32 años en buen nivel y otros con 30 llegaron mal a un Mundial.

-Dijiste que vos estás convencido de que ganarás en Rusia, pero que te falta convencer a los jugadores.

-El tema es que yo pienso sólo en la selección y ellos tienen que estar entre grandes desafíos de sus equipos. Ellos van a estar mucho más convencidos cuando podamos trabajar más, cuando nos clasifiquemos y nos juntemos antes del Mundial. El discurso es importante por el costado emocional. Pero el jugador argentino se siente seguro cuando los trabajos se replican en el partido. Ahí se engancha. Por ejemplo, después de ganarle a Colombia, fue la primera vez que vi a cuatro o cinco líderes que me vinieron a saludar diciéndome 'Patón, qué bien salió todo'...

-¿Ahí ganaste credibilidad ante ellos?

-Seguro. Eso te demuestra que empiezan a creer en todo lo que les dijiste.

-¿Y a Messi qué le decís? ¿Sabe de fútbol o resuelve todo con la naturalidad del genio?

-Sabe todo. Sabe cómo juegan todos sus compañeros, sabe todo. El gol de Pratto a Colombia lo ensayamos apenas dos veces., lee muy rápido las características de los compañeros aunque hayan jugando juntos muy pocas veces. En ese gol me reía, le puso la pelota en la cabeza, yo le decía a Di Leo [José, su ayudante de campo].'Mirá a este hijo de p... ¡Dónde se la puso al Gordo.!'

-¿Quién sería el mejor futbolista nuestro si Messi no fuera argentino?

-. No hay uno que marque mucha diferencia., pero Dybala en 2 o 3 años va a ser un jugador tremendo.

-¿Todavía le faltan dos o tres años?

-Yo lo voy a llevar al Mundial, pero veo que él no se siente importante... Tímido, ahí. Tiene 24 años ya, no tiene 18 o 19. Yo le doy manija todo el tiempo, porque para mí es un jugador impresionante.

-El tema es que sus compañeros también lo hagan sentir importante.

-Bueno, claro. cuando empiece a hacer goles. ya está, olvidate. La facilidad que tiene para jugar en los últimos 30 metros, que son los más difíciles para jugar al fútbol., la facilidad que tiene para encontrar el arco desde cualquier perfil... Y tácticamente está jugando en un fútbol que lo va a ayudar mucho; este técnico [Massimiliano Allegri, de Juventus] lo hace regresar mucho y queda lejos de Higuaín, pero cuando juega más suelto, cerquita del área, arma unos quilombos impresionantes. Y otro jugador que va a ser tremendo es Alario, va a ser un Nº 9 bárbaro, hacía muchísimo tiempo que no veía a un delantero que ataque la pelota como él. Le hace falta irse a Europa, jugar un par de años allá y sumar seis o siete kilos.

-El 15 de julio de 2018, en Moscú, será la final de la Copa del Mundo. ¿Qué vamos a ver ahí?

-No veo esta profesión si no puedo salir campeón: obviamente ese día va a estar jugando la Argentina. Me imagino contra un equipo europeo, puede ser Alemania, y me imagino a Messi levantando la copa.

En esta nota:
Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas