Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

La renovación de Aguirre no encuentra respuestas en San Lorenzo

La caída ante Paranaense agotó la paciencia del hincha, que pidió por Romagnoli

Viernes 17 de marzo de 2017
SEGUIR
PARA LA NACION
0
Aguirre y un momento de preocupación para el Ciclón
Aguirre y un momento de preocupación para el Ciclón. Foto: JAM Media

En medio de la desesperación, el grito bajó con crudeza desde las tribunas: "Ponelo a Pipi". El estadio reclamó por Leandro Romagnoli, el ídolo. Y por primera vez se ensañó con Diego Aguirre en los 261 días que lleva como DT azulgrana. Atlético Paranaense y Lucho González hicieron su trabajo para que aparecieran las primeras turbulencias fuertes en este San Lorenzo. Se pareció más a un grito de guerra, a un reclamo surgido desde la perspectiva de ver cómo el sueño de la Copa Libertadores arrancó con un dolor de cabeza. El Nuevo Gasómetro se había desacostumbrado a vivir un clima espeso, todavía con el buen sabor de boca tras la conquista soñada de 2014. Pero la realidad indica que San Lorenzo sólo ganó un encuentro internacional como local desde el penal de Néstor Ortigoza a Nacional de Paraguay. El actual panorama no ayuda: ocupa el último puesto del grupo 4 -sin unidades- y el 12 de abril visitará a Universidad Católica de Chile.

"Nos deja complicados", "queda poco margen". Palabras que salieron desde el vestuario. Cuando todo indicaba que en Boedo se habían sacado un peso de encima ganando el torneo, los números de las últimas tres temporadas le dan la espalda. ¿Qué le falta para consolidarse a un plantel que hace un puñado de meses asomaba como uno de los firmes candidatos para la presente Copa Libertadores?

La venta de jugadores clave

Quizás como ninguno de los equipos con aspiraciones, San Lorenzo sufre demasiado las últimas salidas. Y más para una competencia tan exigente como la Libertadores. Boca podría poner el ejemplo puntual de Carlos Tevez. Pero los azulgranas sienten las ausencias de Emmanuel Mas (Trabzonspor), Sebastián Blanco (Portland Timbers) y Martín Cauteruccio (Cruz Azul), que partieron en el último mercado. Partes fundamentales del engranaje. Con el uruguayo se fueron goles y recorrido en todo el frente de ataque. Sumaba, además, de volante externo por la derecha. El lateral Mas, de rendimientos desparejos en el último semestre, tiene la chapa de ser un jugador de selección. En 2016, se marchó Julio Buffarini. Tiempo después, no aparece un reemplazo confiable.

Como contrapunto, llama la atención la escasa participación de los refuerzos en el último tiempo. La lista incluye a Tino Costa, Fabricio Coloccini, Gonzalo Bergessio, Mathias Corujo, Rubén Botta y Robert Piris Da Motta. El único titular es Corujo. El resto transita entre la rotación y las ausencias (Costa no figura siquiera entre los convocados).

Un medio campo sin fluidez

En parte del año pasado, San Lorenzo había mostrado un andar que lo llevó a recibir elogios en su zona media. La elaboración era una marca registrada. Ahora, es todo incertidumbre. Con variantes ofensivas, en el último semestre San Lorenzo llegaba con facilidad al gol. Ortigoza luce por debajo de sus condiciones normales. Belluschi, recientemente recuperado de un esguince en el tobillo derecho, aparece impreciso. Sin sus dos principales generadores de fútbol, la propuesta deja de ser ambiciosa. Sumado a esto, Ortigoza terminó el cruce con los brasileños con un traumatismo en la rodilla derecha con varias heridas cortantes.

Los malos resultados llevan a que Aguirre deba lidiar con otros inconvenientes. Hoy, Romagnoli cumple 36 años. Por el momento, parece que su imagen en el banco de suplentes será una postal que se seguirá repitiendo. Con Aguirre apenas fue titular en dos encuentros. ¿Su ingreso sería realmente la solución de fondo? No todos los simpatizantes están seguros en los pasillos del Nuevo Gasómetro. "El tiempo pasa para todos", señaló el entrenador.

La incógnita lateral

"Estamos buscando variantes en esos sectores pero tenemos dificultades. Nos preocupa", reconoció Aguirre. La derrota con Atlético Paranaense expuso la fragilidad defensiva. A la marcada salida de Buffarini y Mas se añade la ausencia de reemplazos naturales. Corujo se posiciona en el medio campo en el seleccionado uruguayo y muestra rendimientos interesantes. En San Lorenzo sufre con los desbordes. Díaz, por la izquierda, juega con el perfil cambiado. El juvenil Lautaro Montoya apenas da sus primeros pasos en primera.

El equipo atraviesa tiempos extraños y necesita recuperar su esencia. Las próximas semanas se vislumbran clave en el futuro cercano del Ciclón.

En esta nota:
Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas