Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

El BID muda sus oficinas del microcentro a la Villa 31

Es parte de un plan de apoyo a la urbanización por US$ 150 millones; a los 60 empleados actuales de la entidad se sumarán 100, que podrían incluir personal de Washington

Jueves 06 de abril de 2017
SEGUIR
LA NACION
0
Una calle de la Villa 31, en Retiro; el plan incluye redes de agua y cloacas y servicios educativos
Una calle de la Villa 31, en Retiro; el plan incluye redes de agua y cloacas y servicios educativos. Foto: Archivo

Mañana será el día. Una comitiva del Banco Interamericano de Desarrollo (BID) recorrerá la Villa 31 y 31 Bis, donde anunciará el financiamiento de obras contempladas en el plan de urbanización del predio que lleva adelante el gobierno de la Ciudad. Aunque la noticia de mayor impacto será otra: las oficinas porteñas de la entidad internacional -cuatro pisos en la calle Esmeralda al 100, en el microcentro porteño- se trasladarán al asentamiento, donde a los 60 empleados actuales se sumarán otros 100, que podrían incluir a parte del personal que se ocupa de la Argentina en la sede central de Washington.

Según confirmaron a LA NACION en el gobierno porteño, empezaron a trabajar en conjunto a principios de este año y rápidamente se avanzó en un plan que contempla el apoyo del organismo internacional para desarrollar el mejoramiento de las viviendas y los comercios, el Polo Educativo, otros servicios laborales de salud y nuevas áreas verdes. En ese marco -explicaron- se inscribe el traslado de las oficinas del BID.

El lugar físico dentro de la villa no está definido aún, aunque se prevé que sea en un lugar de viviendas nuevas, probablemente dentro de los terrenos de YPF, uno de los nuevos barrios que integran el asentamiento.

El traslado llevará su tiempo. Aunque nadie se anima a vaticinar una fecha concreta, se calcula, al menos, un año y medio. "Tienen que hacer un edifico entero. Presentar planos, hacer la licitación y que cuente con todas las aprobaciones", señaló una fuente que participa del proyecto.

El propio presidente Mauricio Macri, que ayer se reunió con el presidente del BID, Luis Alberto Moreno, donde anunciaron el plan de créditos para la Argentina para este año, podría estar presente en el recorrido.

La urbanización contempla la pavimentación de las calles, el tendido de redes de agua potable, cloacas y desagües pluviales, la colocación de luminaria y el cableado de servicios; también, la mudanza del Ministerio de Educación porteño al barrio. El proyecto, que estará listo en 2019, demandará una inversión estimada en $ 6000 millones.

El apoyo a la urbanización del predio se concretará a través de una Línea de Crédito Condicional para el "Programa de Integración Urbana y Equidad Educativa en la Ciudad" por US$ 150 millones. La operación aún está en diseño, pero se anticipa que la fecha de aprobación, en el directorio del Banco, será a fines de agosto.

Los componentes del programa urbano serán la construcción del nuevo Polo Educativo para la Sede del Ministerio de Educación y tres escuelas para 900 alumnos de nivel inicial, primario y adulto.

"Esta nueva oferta educativa facilita y aumenta el acceso a la educación para los niños y adultos del barrio. Adicionalmente, la incorporación del Ministerio de Educación atraerá a 2000 personas de otros sectores de la Ciudad al barrio, generando un efecto integrador social y económico con el entorno urbano", indicaron las fuentes.

Los créditos también se utilizarán para la provisión de infraestructura urbana como plazas y parques, para que el barrio cuente con lugares de encuentro y recreación. Además -señalaron- se promoverá la incorporación de técnicas constructivas para la eficiencia energética y energías renovables para ayudar a mitigar los efectos del cambio climático.

"Buscamos la transformación productiva del barrio, incluyendo nuevos equipamientos comunitarios para mejorar la provisión de servicios de salud, educación y desarrollo laboral, fomentando en particular capacidades para la economía del conocimiento", dijeron.

En paralelo, el brazo privado del BID, la Corporación Interamericana de Inversión, brindará créditos por US$ 156 millones para AUSA -la empresa del gobierno de la Ciudad de Buenos Aires que tiene la concesión de las autopistas porteñas-, que se utilizarán para reubicar un segmento de la autopista Illia, que actualmente corre por sobre la Villa 31 y es parte integral del programa de urbanización del asentamiento. Además del BID, el Banco ICBC y Federated Investors financiarán US$ 96 millones del proyecto, de acuerdo con lo previsto.

La 31 no será la única villa que reciba apoyo. "El BID probablemente se sume a los préstamos para la villa 20, en Lugano, y la villa Fraga, en Chacarita, aunque todavía no están los créditos firmados", indicó la fuente.

Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas