Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Ana Mon, la argentina 14 veces nominada al premio Nobel de la Paz

Esta abogada es presidenta de la Federación Argentina de Apoyo Familiar, que tiene 1004 centros para ayudar a menores en situación de calle en tres continentes

Viernes 07 de abril de 2017 • 01:32
SEGUIR
PARA LA NACION

Ana Mon fue nominada 14 veces al premio Nobel de la Paz. El motivo: su iniciativa en la creación de centros para ayudar a menores abandonados en la calle y erradicar la pobreza. Comenzó con la fundación de un hogar en su ciudad natal de La Plata en 1984, y hoy, la institución Federación Argentina Apoyo Familiar tiene 1004 centros repartidos en tres continentes.

La primera nominación fue propuesta por Inglaterra con apoyo de Naciones Unidas. "En nuestra organización, las donaciones generalmente son del exterior para fundar y después se mantienen con fondos nacionales. En uno de nuestros viajes, en 2001, fuimos a Inglaterra y una institución que nos recibió nos dijo que no nos podía dar dinero, pero que nos iba a nominar para el Nobel", cuenta Mon.

Desde ahí, no frenaron. La nominación les dio visibilidad en todas partes del mundo y al poco tiempo la llamaron desde Sudáfrica para recibir asesoramiento para fundar un centro en Soweto, un área urbana al suroeste de Johannesburgo. Luego llegaron solicitudes desde Haití, la India, Uruguay, México y Perú, entre otros países.

"La situación en Haití es de terror. Nunca en mi vida vi una pobreza semejante, ni en la India. Una falta de higiene total. Se escuchaban tiro en la noche desde el hotel donde estábamos alojadas cuando fuimos a visitar. En la puerta había un hombre con una ametralladora haciendo guardia", dice Mon y detalla que el proyecto socio educacional que ayudaron a implementar saca de la calle a 60 menores.

"El problema en Haití es que tienen todo en contra. Construis una casa y lo normal es que las construcciones se empiecen a reproducir, pero como tienen terremotos tan seguido, es empezar de nuevo cada vez", agrega.

Hace poco, la fundación asesoró en la creación de un nuevo centro en Filipinas, pero esta vez, la situación que está viviendo el país del sudeste con la mano dura del presidente Rodrigo Duterte, hizo imposible que viajen a Manila. "Mi familia me dijo que si iba a Filipinas a lo mejor no tenían a quién reclamar si desaparecíamos, porque allá la situación está bastante complicada", indica.

Sin embargo, comenta que cuando ayudaron a fundar los centros en la India y en Sudáfrica, las situaciones políticas eran peores que la que atraviesa hoy Filipinas. "Antes éramos más jóvenes. El tema es que hay muchísima pobreza en todos lados".

Entre sus conocidos ganadores del Nobel se encuentran: el polaco activista por los derechos humanos Lech Walesa (1983), la líder indígena guatemalteca Rigoberta Menchú Tum (1992), el clérigo sudafricano Desmond Mpilo Tutu (1984) y el argentino Adolfo Pérez Esquivel (1980).

Pero a quien Mon tiene mayor admiración es al emprendedor social Muhammad Yunus, que en 2006 ganó el galardón internacional por promover oportunidades económicas y sociales para los pobres, a través de su proyecto pionero de microcréditos. "Él fue quien más me sorprendió. Tuvimos la suerte de viajar a Bangladesh a conocerlo y luego de nuevo acá, cuando visitó la Argentina; es impresionante lo que logró", dice.

En la última entrega de los premios Nobel de la Paz, Mon estuvo presente y lo escuchó hablar al presidente colombiano Juan Manuel Santos cuando agradecía su reconocimiento. "No lo conozco pero lo percibí muy coherente. Ha logrado, después de mucho esfuerzo, una cierta paz con alguna visión de futuro", comenta.

Luego de 33 años de recorrido, Mon dice que no piensa aún retirarse y anuncia que este viernes inaugurará una nueva asamblea internacional de la fundación Apoyo Familiar. "Los temas de este año son nutrición, ecología, droga, y abuso. Cada comunidad forma un grupo y arman los centros. Nosotras ayudamos hasta que son autónomos. Vienen dirigentes sociales de todas partes de mundo", concluye.

Te puede interesar