Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Tristram Stuart: "Hay que concientizar a partir de lo positivo"

De visita en Buenos Aires, el reconocido activista inglés habló sobre el impacto ambiental y social que provoca el desperdicio alimentario

Lunes 17 de abril de 2017
SEGUIR
PARA LA NACION
0
Foto: Tais Gadea Lara

Su charla TED "El escándalo del desperdicio mundial de comida" tuvo una repercusión a nivel global en mayo de 2012. Hoy, ya fue vista por casi un millón y medio de personas. Experto en el impacto ambiental y social de la industria alimenticia, y fundador de la organización Feedback - que busca promover un cambio de actitud en los gobiernos, empresas y ciudadanos- el inglés Tristram Stuart estuvo de visita en Buenos Aires y reflexionó sobre los temas que le preocupan.

-En su charla TED menciona cómo en países como Argentina se produce soja para exportar y alimentar ganado en Europa, en lugar de aprovechar para este fin desperdicios de comida. ¿Por qué debería preocuparnos?

-Un país como Argentina aprovecha sus grandes recursos naturales para su desarrollo económico. Pero, al momento, lo que ha ocurrido es que se le paga para que destruya sus bosques, con el fin de producir alimentos para exportar. Y si uno analiza los costos y pérdidas económicas y ambientales, es mucho más valioso contar con un bosque que con un campo de soja. Esto no sólo ocurre en Argentina, es así como está funcionando el sistema económico mundial.

-¿Cómo se relaciona esa situación con el desperdicio de alimentos?

-Trabajar sobre los desperdicios de alimentos es la base para poder terminar con este problema. No tiene sentido aquello que se dice acerca de que necesitamos duplicar la cantidad de comida que producimos para 2050, si ello va a implicar destruir los bosques del mundo. Estamos desperdiciando más del 30% de los alimentos que se producen a nivel global y hay miles de personas que aún se mueren de hambre. La solución no es producir más y más, sino dejar de tirar comida a la basura.

-Para que ello sea posible, usted menciona la responsabilidad de las empresas y la transparencia en sus procesos. ¿Qué podemos hacer los consumidores?

-Le estamos dando dinero a las empresas y no sabemos qué hacen con él. Creo que debemos usar nuestro poder como consumidores para exigirles que cambien sus procesos y dejen de tirar comida, así como también demandarles a los gobiernos que garanticen las políticas necesarias.

-En sus diferentes acciones para generar conciencia y aprovechar los desperdicios de los alimentos hay un sentido de fiesta y alegría, ¿por qué?

-Si realmente queremos ganar la inimaginable difícil batalla que se nos presenta ante un sistema tan poderoso como el de la comida, no tenemos que hacerlo desde un activismo negativo. Sólo a través de un sentido positivo lograremos que más gente se una y tome conciencia sobre la problemática. Tenemos que tener más comida deliciosa sobre la mesa. Desde Feedback identificamos muchos de los crímenes más atroces detrás del sistema de comida y ello se visibiliza indirectamente cuando tomamos toda la comida que se tira, nos juntamos y celebramos para aprovecharla. Se trata de dar un mensaje.

En esta nota:
Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas