Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Cualquier final de la crisis es posible

A pesar de las protestas, los especialistas opinan que el chavismo aún tiene espaldas para aguantar en el poder

SEGUIR
PARA LA NACION
Viernes 21 de abril de 2017

0

¿Cuánto tiempo más podrá Nicolás Maduro aguantar la presión de las manifestaciones?

Peter Hakim

Presidente emérito del Interamerican Dialogue

"Estoy francamente sorprendido de que Maduro haya sido capaz de mantenerse en el poder tanto tiempo. No tenía el encanto, la inteligencia o el carisma de Hugo Chávez. Desde el principio enfrentó presiones económicas y políticas mucho más profundas que su predecesor. Pero las cosas cambiaron en los últimos meses. La situación humanitaria es desesperante para la mayoría de los venezolanos. El apoyo de Maduro continúa en disminución. La oposición todavía no tiene una estrategia sistemática, pero están atrayendo a más gente a la calle. Los países de América latina están aumentando sus críticas al gobierno chavista. A menos que vuelva a subestimar las habilidades políticas de Maduro, me resulta difícil creer que sobrevivirá hasta fin de año."

John Magdaleno

Director venezolano de la consultora política POLITY

"No creo que mucho tiempo más. No creo que el presidente salga del poder con estas manifestaciones de rechazo y de protestas, que en efecto la oposición está convocando y que ciertamente tienen mucha convocatoria. El punto de fondo es lo que persigue la oposición con estas manifestaciones. Básicamente creo que está intentando hacer que el gobierno viole una serie de garantías constitucionales, que se cometieron en las últimas semanas. Sobre todo creo que la oposición intenta presionar al gobierno para que se convoquen rápidamente elecciones regionales, que debieron hacerse el año pasado por mandato constitucional, y ahora estamos casi en mayo y aún no se tiene certidumbre sobre la fecha de esos comicios."

Carlos Romero

Politólogo venezolano

"El gobierno de Maduro tiene todavía cómo resistir porque tiene hasta ahora la unidad y el apoyo de la fuerzas armadas y también de las fuerzas policiales. Esa combinación todavía es un bloque que le ha dado respaldo, hasta ahora. Si aumenta la violencia y el nivel de oposición en la calle, Maduro podría entonces decidir sacar al ejército para contener, y eso implicaría un toque de queda. Es un escenario que no puede ser descartado, como tampoco uno en donde se llegue a un momento en el cual brille la sensatez y se haga un compás para tratar de generar un diálogo y una negociación entre las partes, porque llevamos varios días donde no sólo hay violencia, sino también está muy detenida la actividad productiva, la actividad social y la educación."

Gabriel Tokatlian

Profesor de la Universidad Di Tella

"Creo que estamos en una crisis aguda que no va a tener un desenlace inminente. Mi impresión es que hay tres factores que son fundamentales a tener en cuenta. El primero: la crisis socioeconómica es profunda y dramática para muchos venezolanos, pero todavía el gobierno tiene recursos, tiene capacidades, está bonificado y tiene convocatoria para realizar movilizaciones. Eso le va a dar un colchón de protección. Segundo: la oposición sale a la calle y se moviliza, tiene una acción decidida, pero sigue muy fragmentada, muy fracturada. No hay un liderazgo visible ni un propósito concreto. Lo tercero es que mucho de lo que está sucediendo, creo yo, son escaramuzas previas a una negociación, en la cual el tema de las elecciones regionales va a ser muy importante."

¿Cómo imagina que se desarrollará el desenlace del gobierno chavista?

Peter Hakim

Presidente emérito del Interamerican Dialogue

"Creo que hay varias posibilidades. La primera, probablemente la más benigna, sea el reemplazo de Maduro por un chavista más razonable y moderado, que aceptaría entrar en un diálogo serio y negociar un proceso para celebrar nuevas elecciones nacionales. En segundo lugar: la violencia. La agitación se vuelve abrumadora, no puede ser reprimida, y el gobierno ya no puede gobernar. Los grupos de oposición toman el poder (quizá con el apoyo de los militares) y, con suerte, comienzan a planear un proceso electoral para dar legitimidad política a las nuevas autoridades. En tercer lugar: el ejército expulsa al gobierno de Maduro y se mueve rápido para celebrar elecciones (buen escenario) o decide retener el poder durante algún período (malo)."

John Magdaleno

Director venezolano de la consultora política POLITY

"Creo que hay cuatro escenarios posibles. El primero es uno de cambio traumático, en el que llegamos a 2018 sin que se celebren elecciones regionales antes. Esto va a incrementar los niveles de tensión política y social, y podrían llegar a producirse episodios de violencia. Un segundo escenario es de cambio más controlado, donde se celebran elecciones este año, y donde es muy probable que la oposición obtenga mayoría en las gobernaciones y en las alcaldías. El tercer escenario es uno donde no hay cambio. Básicamente Maduro se niega a convocar a elecciones este año y lo hace en 2018 en un clima fraudulento. El último escenario deja en interrogación la salida al conflicto político, cualquier cosa puede pasar."

Carlos Romero

Politólogo venezolano

"Me parece que es el momento, con la ayuda de la comunidad internacional y con otros factores, como la empresa privada y la Iglesia Católica en Venezuela, en el que se puede rescatar la posibilidad de un diálogo entre la oposición y el chavismo. El gobierno va por un mal camino contestándole a la oposición por la vía de la violencia, sacando las fuerzas policiales a la calle y reprimiendo las manifestaciones. Pero también la oposición está obstinada en seguir por el camino de la violencia, que sale a la calle cada vez más seguido y con más potencia. Entonces me imagino que vamos hacia un ambiente mejor. Espero que haya concesiones del gobierno a la oposición y que se llame a elecciones anticipadas para bajar la presión."

Gabriel Tokatlian

Profesor de la Universidad Di Tella

"La situación es grave, dramática y crítica, pero no estamos al borde de un colapso. Las elecciones son una carta importante que va a tener el gobierno y que necesita la oposición. Además, la presión de la comunidad internacional puede hacer que el gobierno, por ejemplo, libere 50 presos, y que eso dé una señal de relativa distensión. O que estén dispuestos a volver a sentarse en alguna mesa de negociación, así sea para temas muy específicos. El gobierno tiene todavía unos recursos, no muchos, para quedarse fijo en el poder, haciendo concesiones. Pero se necesita saber a dónde va todo esto. Debería ir a una transición política, que tiene que ser electoral, y que necesita que los venezolanos terminen con una oposición en el gobierno y un chavismo que no sea antisistémico."

En esta nota:
Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas