Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

En la era de la posverdad, todo valió para asustar con la inmigración

Le Pen y Fillon apelaron a datos falsos para aumentar la inquietud de los votantes

Sábado 22 de abril de 2017

PARÍS (De nuestra corresponsal).- Al comparar a Francia con una casa a la cual le hubieran "quitado las puertas y las ventanas" para dejar entrar masivamente a los inmigrantes, la candidata del Frente Nacional (FN) Marine Le Pen promete que, de ser elegida presidenta "volverá a poner una puerta que se podrá bloquear contra ladrones y okupas".

"Pueblo de Francia, aquí, nosotros estamos en nuestra casa y pretendemos quedarnos. Los franceses tenemos derecho de decidir a quien dejamos entrar", lanzó anteayer en Marsella ante miles de seguidores exaltados hasta las lágrimas.

En esta última semana de campaña presidencial, la inmigración -amalgamada voluntariamente con el terrorismo- fue el tema propicio que utilizaron varios candidatos, lanzando falsas afirmaciones. La lista de esas manipulaciones es interminable. A continuación, algunas de ellas.

"Francia y Europa en general son los territorios que acogen la mayor cantidad de migrantes en el mundo"

Es falso. La ONU afirma que nueve de cada diez refugiados se encuentran en países considerados económicamente menos desarrollados y no en Europa. Los países de Medio Oriente concentran un tercio de los refugiados del mundo (17,2 millones). Sobre todo Turquía (1,6 millones) y Líbano (1,2 millones).

"Una pareja de ilegales puede recibir en Francia hasta 3000 euros sin trabajar"

Ninguna familia cuyos miembros se encuentran en situación irregular tiene derecho a esa ayuda. Tanto un extranjero nacido en un país de la Unión Europea (UE) como un extra-comunitario, deben probar que se encuentran en situación regular para poder pretender a una ayuda del Estado francés.

"En Francia, un agricultor jubilado tiene menos ingresos que un migrante"

Esa información es falsa. Toda persona de nacionalidad francesa mayor de 65 años, que reside en el país, tiene derecho al llamado Subsidio de Solidaridad, que representa 801 euros mensuales. En el caso de los solicitantes de asilo, la cifra de 330 euros mensuales corresponde a una persona sola, sin alojamiento. Ese monto se reduce a 204 euros cuando está acompañado de un alojamiento. Esa ayuda solo concierne a los candidatos al refugio y no a todos los migrantes.

"Las viviendas sociales están saturadas por la inmigración"

Otra mentira del FN. No todos los migrantes pueden acceder a las viviendas sociales. Aquellos en situación irregular o en trámite de regularización no tienen ese derecho.

"La atención médica gratuita es brindada a los ilegales en detrimento de los franceses"

El Estado francés prodiga atención médica gratuita de urgencia a toda persona que no pueda pagarla. Por el contrario, todo francés tiene derecho a un servicio total, gracias a la protección que le brinda el sistema de Seguridad Social.

"Todos los terroristas que atacaron en Francia en los últimos años eran inmigrantes"

Otra mentira lanzada por Nicolas Bay, secretario general del FN. La mayor parte de los terroristas que cometieron atentados en Francia desde 2012 no son ni extranjeros ni inmigrantes. Casi todos eran franceses, nacidos en este país.

"La nacionalidad es acordada fácilmente a aquellos extranjeros que tienen antecedentes criminales"

Francia considera "inaceptable" toda solicitud de naturalización de un extranjero que haya sido condenado por crímenes o delitos que representen una amenaza a los intereses fundamentales de la nación.

"La mayoría de los migrantes no viene de regiones azotadas por la guerra"

Otra falsedad, esta vez lanzada por el candidato conservador, François Fillon. Pero en 2015, más de la mitad de los solicitantes de asilo venían de países en guerra: (Siria (29,9%), Afganistán (14,2%)e Irak (9,7%).

"Francia es el único país donde la escuela es gratuita para los hijos de extranjeros ilegales"

En realidad se trata de un derecho afirmado por todas las convenciones internacionales y no solo europeas. La instrucción es obligatoria para todos los niños, franceses y extranjeros, entre 6 y 16 años.

En esta nota:
Te puede interesar

Debido a la veda electoral estas notas estarán cerradas a comentarios hasta el domingo a las 18hs. Muchas gracias.