Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Top Five: famosos de Hollywood de los que nunca más tuvimos noticias

Repasamos algunos nombres de actores y actrices que por decisión propia o sin ella abandonaron la meca del cine

Jueves 11 de mayo de 2017 • 00:29
SEGUIR
PARA LA NACION
0
Alicia
Alicia.

Nada garantiza la eternidad en Hollywood. La mala elección de un protagónico, algún escándalo indeseado, perder la simpatía del público o, en el más digno de los casos, el retiro voluntario pueden ser las razones por las cuales le perdemos el rastro a algún actor o actriz en la pantalla. En esta nota, repasamos las carreras de importantes nombres que no lograron, o no pudieron lograr, permanecer en el firmamento hollywoodense.

1. Gene Hackman

Iniciamos la lista con el ejemplo de un actor que si bien no deja de extrañarse, eligió el retiro voluntario a pesar de tener una carrera que no presentaba señales de fatiga. Gene Hackman , protagonista de clásicos indiscutidos como Contacto en Francia, Los imperdonables o La conversación, decidió a los 74 años retirarse y por ese motivo es que desde Bienvenido a Mooseport (estrenada en 2004) nunca más volvió a participar de ningún proyecto. A lo largo de sus más de cuatro décadas de oficio, Hackman paseó por cuanto género pudo y dio cátedra en todos ellos, dándose el lujo de protagonizar en la recta final de su carrera una de sus mejores películas: Los excéntricos Tenenbaums.

2. Leelee Sobieski

En la lista de importantes promesas que parecían estar a un paso de adueñarse de Hollywood, pero que terminaron inexplicablemente alejadas de las grandes luces está Leelee Sobieski. Comenzó en televisión y, en 1998, logró su primer protagónico en cine con La hija de un soldado nunca llora, la lacrimógena (pero efectiva) película de James Ivory. A partir de allí, la actriz de quince años comenzó una seguidilla de trabajos que la llevaron a protagonizar una miniserie sobre Juana de Arco y a conseguir un pequeño papel en Ojos bien cerrados, opus final de Stanley Kubrick. Pero desde ese momento y luego de un fallido melodrama adolescente que coprotagonizó junto a Chris Klein (otro que bien podría estar en esta lista), las cosas comenzaron a estancarse para ella y ningún proyecto logró capitalizar su innegable talento.

A lo largo de la primera década del siglo, la actriz participó de varias series y películas, pero siempre en roles secundarios, hasta que en 2009 fue madre y a partir de allí comenzó a dedicarse full time a su bebé. En la actualidad, a pesar de algunos trabajos, Leelee se dedica a sus dos hijos y en una entrevista confesó que ya no le interesa formar parte de Hollywood.

3. Eddie Murphy

Como muchos grandes comediantes que hicieron carrera en Hollywood, Eddie Murphy dio sus primeros pasos en Saturday Night Live. Desde 1980 hasta 1984, el actor participó de ese programa y no tardó en ganar protagonismo como uno de los mejores exponentes de la comedia norteamericana y de allí al cine solo hubo un paso. En la segunda mitad de los ochenta y a principios de los noventa, Murphy fue sinónimo de humor y se convirtió en uno de los actores afroamericanos más convocantes. Se hizo un lugar en Hollywood y allí protagonizó éxitos como Un detective suelto en Hollywood, 48 horas, Un príncipe en Nueva York y De mendigo a millonario, todos films que si bien no tiene la misma calidad, indudablemente fueron grandes tanques en la taquilla mundial. Pero en los noventa, el actor cometió errores imperdonables como pretender reversionar a Jerry Lewis en una remake de El profesor chiflado inconcebible!), sin mencionar otros fracasos relativos como Doctor Dolittle.

La llegada de Shrek, saga para la que trabajó prestándole su voz a Burro, le permitió recuperar algo del prestigio perdido, pero la posterior sucesión de fracasos como Pluto Nash o Norbit le quitaron las ganas de seguir apostando al cine. En la actualidad, el actor se encuentra semiretirado dedicándose buena parte de su tiempo a sus nueve hijos. En el horizonte -y para miedo de muchos-, Eddie prometió una cuarta parte de Un detective suelto en Hollywood...¿tendrá revancha el comediante o esta película será el tropiezo final de su carrera?

4. Alicia Silverstone

La de Alicia Silverstone parecía una carrera de ensueño. Con apenas 16 años, en 1993, hizo su entrada triunfal al mundo del espectáculo por una puerta inesperada: el video de Aerosmith de la canción "Cryin". Inmediatamente, se convirtió en un referente estético e ícono de los noventa y de esa forma continuó colaborando con la banda [participó de los videos de "Amazing" y "Crazy"] y siguió ganando popularidad. No pasó demasiado tiempo hasta que los productores de Hollywood pusieron los ojos en esta joven que prometía cautivar en la pantalla grande y así fue. Luego de algunos títulos menores, Alicia recibió la oportunidad de protagonizar Ni idea, un clásico de los noventa y un retrato generacional perfecto que aún hoy mantiene una vigencia notable. En ese momento, todo parecía indicar que su carrera meteórica no solo la ubicaba como la nueva Molly Ringwald, sino que incluso también parecía ir camino a convertirse en una versión menos inocente de Meg Ryan, pero lamentablemente un paso en falso derribó esas aspiraciones.

En 1997, Silverstone se puso en la piel de Batichica para Batman & Robin, película que no solo fue un fracaso sino que sepultó al cine de superhéroes durante un buen puñado de años. Los comentarios sobre la figura de Alicia eran agresivos y su desempeño en el personaje (al igual que el realizado por todo el elenco) era de una desprolijidad enorme. Todo eso sumado a las pésimas críticas que recibió el film, la dejó asociada a uno de los grandes fracasos del año. A partir de allí, la carrera de la actriz fue desapareciendo de la pantalla grande (a pesar de algunas películas relativamente efectivas como Buscando a Eva, junto al también semiborrado del mapa Brendan Fraser).

En los últimos años, trabajó un poco para la tele y se convirtió en su especialidad -a la fuerza- prestar su voz a distintos personajes animados. Casualmente la actriz Liv Tyler, que inició su carrera junto a Alicia gracias a los videos de Aerosmith, pelea también por un regreso con gloria en el cine mientras se dedica a la pantala chica.

5. Bridget Fonda

Hace exactamente 17 años que Bridget Fonda no aparece en ninguna ficción. Ni en televisión, ni directo al DVD ni cine, nada de nada. Casi de la noche a la mañana, ella dijo "basta", abandonó todo y se dedicó a vivir plena y totalmente alejada de las cámaras. Con menos de treinta años, aunque con casi cincuenta trabajos en su haber, esta promisoria actriz fue un verdadero ícono en los noventa y su trabajo en Mujer soltera busca la convirtió en un símbolo de la época. En esa década, Fonda se dio el lujo de trabajar para directores tan disímiles como Sam Raimi, Bernardo Bertolucci y Paul Schrader, sin mencionar su pequeño papel en El padrino III, de Francis Ford Coppola. Cuando en 1997 estrenó Jackie Brown, cuarto film de Quentin Tarantino, ella estaba en pleno proceso de perder presencia en cine. A pesar de eso, ese año rechazó el protagónico en la serie Ally McBeal, elección que indudablemente le hubiera inyectado una dosis de popularidad a su carrera.

En los años posteriores sus trabajos se volvieron cada vez más espaciados y para 2001 ya era una habitué de las películas para televisión. Lamentablemente, en 2002 tuvo un accidente automovilístico del que salió seriamente lastimada. Un mes después se casó con Danny Elfman, compositor emblemático de Hollywood y responsable de la súper famosa melodía de Los Simpson, entre otros trabajo. Fue luego de su casamiento que la actriz formalizó su decisión de retirarse y mientras su padre Peter Fonda y su tía Jane Fonda siguen en el negocio, Bridget se dedica exclusivamente a su familia.

En esta nota:
Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas