Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Marcha por los detenidos políticos

Sábado 29 de abril de 2017
SEGUIR
PARA LA NACION
0

CARACAS.- La Asamblea Nacional y la protesta opositora llegaron ayer tomadas de la mano hasta la prisión militar de Ramo Verde, a las afueras de Caracas. Y lo hicieron para exigir la libertad de Leopoldo López, el preso político más emblemático del chavismo, y de sus compañeros de lucha. El líder opositor lleva un mes incomunicado, entre las denuncias de su familia y de sus abogados.

Las protestas de abril buscan, entre sus cuatro objetivos fundamentales, sacar de las cárceles a los prisioneros políticos, que al empezar la cruzada contra el gobierno de Nicolás Maduro eran 114, pero ahora son más de 170.

"Hoy volvimos a demostrar que nuestras manifestaciones son pacíficas", dijo Lilian Tintori, esposa de López. Así fue: más de 2000 opositores marcharon 14 kilómetros sobrepasando los obstáculos que el chavismo iba interponiendo en su camino.

Pero al no llevarse a cabo la habitual represión de las fuerzas policiales, no hubo incidentes reseñables. Pese a ellos, los gobernadores militares de Táchira (frontera con Colombia) y Vargas han decretado en las últimas horas la prohibición de marchar en sus estados.

Los manifestantes se toparon con una barrera metálica impenetrable, colocada frente a la fortaleza militar. Y allí mismo, los diputados decidieron realizar una nueva sesión especial. Los parlamentarios no sabían que en ese mismo momento la revolución había cambiado las reglas del juego, al instar el Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) al Consejo Nacional Electoral a calcular las firmas necesarias con nuevos parámetros que sólo favorecen a partidos chavistas, como el comunista o el de los tupamaros.

"La lucha tiene tres escenarios: la calle, el apoyo internacional y el Parlamento", dijo Freddy Guevara, vicepresidente del Parlamento.

Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas