Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Bistró que mantiene el estilo

En zona norte, cocina de autor con sabores osados y libres

SEGUIR
PARA LA NACION
Domingo 30 de abril de 2017
Foto: Alejandro Guyot
0

Desde mayo de 2014 en que abrió en La Horqueta, Alejandro Feraud no ha cambiado el estilo de su simple y encantador enclave, aunque fue afianzando la tendencia de usar productos de primera y destacarlo mediante las técnicas clásicas que aprendió en su carrera. Enamorado de la cocina desde chico, comenzó en la escuela de Maussi Sebess y se perfeccionó en L'Ecole Ritz Escoffier, de París, tras lo cual recorrió los restaurantes más notables de Europa, Nueva Zelanda y el sudeste asiático. Así compuso la paleta de sabores que manejaba cuando abrió en Buenos Aires y que actualmente se disfruta en su bistró.

Alo's nació en una casa con jardín, mesas y sllones más un brasero para las noche de frío -además de ruanas para las ladies-. En el patio trasero hay una huerta frondosa donde se huele el geranio rosa y otras aromáticas, contra el muro de trepadoras de distintos verdes, que se aprecia a través de la vidriera del bistró. El salón, puesto con mesas de madera brasileña y correctamente iluminado, se enfrenta con la barra que limita el territorio de la cocina, con la infaltable parrilla y la tecnología actual, la brigada en blanco con Alejandro al frente, un ballet imperdible. Frascos, libros y la pastelería de Yamila completan la barra, donde también se preparan algunos tragos "con carácter para personas intensas", mientras se elige el menú.

Las cartas de día y de noche (con distintos precios) contienen platos que pueden pedirse indistintamente como entrada o principal, unos catorce, además del plato del día que puede ser una sopa. Llamativos por su color, muy buenos los orechiette de espinacas con pecorino ($ 200-399), tarta de gírgolas en plena estación (220), ravioles de conejo a la parmigiana (180-280), intensos ñoquis de lima con curry de langostinos (299), cochinillo, solo el lomito, con tahine, berenjenas, cebollas y jalapeño (390), ravioles de papa, jamón de pato y crema de tomillo (200-300). Cocina de autor que no copia o se inspira en fórmulas conocidas, sabores osados y libres.

Los postres combinan sabores cálidos y frescos. Al mediodía, helado (85) y flan de canela y naraja (80); de noche, higos con queso de oveja, miel y pecan (170), o melón, vainilla y rosas (150), y mas exótico durazno, chocolate y fava tonka, un fruto del Amazonas (160).

Vinoteca en el pasillo hacia el fondo, con unas 300 botellas.

Puntaje

8.5

ALO'S

Dónde: Av. Alte. Blanco Encalada 2120, Boulogne

Teléfono: 4737-0248

Horarios: de martes a sábado, mediodía y noche; lunes, mediodía. Tarjetas. Vigilancia

El plato: Orechiette, espinacas y pecorino

Foto: Alejandro Guyot

Precios: los precios de los platos varian entre mediodía y noche, así como el tamaño de las porciones

Vino propio: interesante el Finca Alo's, malbec de Valle de Uco, de viñedos propios y cosecha limitada. Proximamente aparece el Sauvignon Blanc.

Mixología deALO'S: trago recomendado, Himalaya: gin, jugo de pepino, lima, sansho (110).

Para mejorar: velitas en las mesas

En esta nota:
Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas