Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Del Potro y un gran desafío por delante: volver a sentirse peligroso, pero en la superficie que menos le gusta

Después de un mes sin competir, el tandilense debutará en Estoril, la primera estación de una gira sobre polvo de ladrillo que incluye cuatro torneos; lejos de la brillante versión de 2016, continúa sin entrenador. "Espero ganar varios partidos", dijo

SEGUIR
LA NACION
Lunes 01 de mayo de 2017 • 18:27
Del Potro y Richard Gasquet, luego del entrenamiento que compartieron este lunes
Del Potro y Richard Gasquet, luego del entrenamiento que compartieron este lunes.
0

"La temporada de tierra es, para mí, la más difícil, la que más me cuesta jugar". La reflexión de Juan Martín del Potro , durante un acto promocional del ATP de Estoril, en la localidad turística de Malveira da Serra, es real y precisa. El actual 33º del mundo, que debutará mañana en el certamen portugués frente al japónes Yuichi Sugita (73º del ranking), es consciente de que por delante tiene un importante desafío. Con apenas diez partidos disputados en el año (seis triunfos, cuatro derrotas), al tandilense le está costando mucho aproximarse a la explosiva versión de la temporada pasada. Sin competencia desde hace aproximadamente un mes (caída en el tercera rueda del Masters 1000 de Miami frente a Roger Federer ) y en las últimas horas más nombrado por noticias de su vida privada que por su tarea en el circuito, Del Potro iniciará una nutrida gira en la que proyecta cuatro estaciones sobre polvo de ladrillo, algo que no concreta desde 2012, cuando jugó Estoril, los Masters 1000 de Madrid y Roma, y Roland Garros . Este año planea actuar en los mismos torneos.

"Es un gran desafío mi primer torneo en tierra y espero estar en buenas condiciones para ganar varios partidos. Siempre que he venido a Estoril después jugué bien la temporada de tierra. Pasé años muy complicados en mi carrera y tener la oportunidad de continuar jugando al tenis es muy importante. Disfruto mucho de jugar", comentó Del Potro, que logró el certamen portugués en 2011 y 2012. En 2013, la Torre de Tandil apenas jugó en Montecarlo y en Roma sin demasiada fortuna (además, se bajó de Roland Garros por sufrir un cuadro virósico en el comienzo de la gira de tierra, que afectó sus vías respiratorias superiores y tubo digestivo). Asimismo, las temporadas de 2014 y 2015 fueron perdidas por las cirugías en la muñeca izquierda. Y el año pasado actuó en Münich (alcanzó los cuartos de final) y en Madrid (perdió en la segunda rueda).

Del Potro y el español Pablo Carreño Busta, primer preclasificado en Estoril
Del Potro y el español Pablo Carreño Busta, primer preclasificado en Estoril.

Sugita, el primer adversario de Del Potro en Estoril, llega de una valiosa actuación en el ATP 500 de Barcelona : tras superar la clasificación, venció a Tommy Robredo, a Richard Gasquet y a Pablo Carreño Busta, antes de perder en cuartos de final con Dominic Thiem. Antes de su debut en Estoril, Del Potro se entrenó con Gasquet y el francés le habló sobre el japonés: "Me ha dicho que juega muy bien. Es una sorpresa que Richard haya perdido contra él, pero Sugita también le ganó a Carreño y eso significa algo importante. En el circuito, cualquiera le puede ganar a cualquiera, así que va a ser un partido difícil, pero espero conseguir la victoria".

Del Potro, que sigue sin entrenador, se encuentra en Europa junto con el kinesiólogo Germán Hünicken, integrante del equipo de Diego Rodríguez. "Todavía no consigo un entrenador con el que pueda sentirme con confianza. Tengo muchos nombres como he dicho, pero todavía no he tomado ninguna decisión. Sigo tranquilo hasta que consiga la persona ideal", explicó Del Potro en rueda de prensa en Estoril. Luego de brillar en 2016, siendo la bandera del equipo argentino campeón de la Copa Davis y ganando la medalla plateada en los Juegos Olímpicos, para el ex número 4 del mundo no está resultando sencillo volver a sentirse peligroso. Tiene un buen reto por delante.

En esta nota:
Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas