Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Qué hace la Ciudad con los autos abandonados

Desde el 2012 se firmó un acuerdo con la Fundación Garrahan para que lo recaudado por la venta de la chatarra se destine al hospital pediátrico

Martes 02 de mayo de 2017 • 15:36
0

Poco a poco, los autos abandonados en diferentes puntos de la Ciudad de Buenos Aires fueron desapareciendo y el predio de la calle Ferré 2880, en Villa Soldati se fue poblando.

Desde el 2012, tras la firma de un convenio con la Fundación Garrahan, esos autos abandonados tuvieron destino de chatarra que, una vez vendida, significa más fondos para el hospital.

En los casi 5 años que lleva el programa, fueron más de 6400 los autos que se compactaron y transformaron en chatarra, según explicaron desde el Gobierno porteño.

cerrar

¿Cómo es el paso a paso?

Recepción del vehículo.

Incorporación a la Base del Pro.Com. (el nombre del programa firmado con el Garrahan)

Identificación e individualización dentro del predio (número único de Pro.Com).

Inventario y fotografías de cada rodado para dar cuenta de su estado.

Confección de un legajo correspondiente al rodado ingresado.

Requerimiento de información a la Dirección de Seguridad Vial para determinar el procedimiento a seguir. Si corresponde, se solicitan las autorizaciones legales pertinentes.

Control, fiscalización y certificación del proceso de descontaminación y compactación.

Labrado de actas concernientes a la compactación de cada rodado.

Notificación a los juzgados del cumplimiento de la compactación (en los casos que corresponda).

Para denunciar un auto abandonado en la Ciudad se puede hacer llamando al 147 o ingresando a la página del Gobierno de la Ciudad: www.buenosaires.gob.ar.

Una vez chequeada la información, se denuncia en la página del Gobierno de la Ciudad y se le solicita a la Dirección General de Cuerpos de Agentes de Control de Tránsito y Transporte la autorización para removerlos.

En esta nota:
Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas