Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Europa busca revisar los récords para limpiar la imagen del atletismo

"Necesitamos una acción drástica para restaurar la credibilidad y la confianza", justificó la acción Svein Arne Hansen, presidente de Asociación Europea de Atletismo (EAA); Paula Radcliffe en la mira tildó la medida de "cobarde"

Miércoles 03 de mayo de 2017 • 00:05
0
Paula Radcliffe se siente amenazada
Paula Radcliffe se siente amenazada.

La Federación Europea de Atletismo estudia invalidar todos los récords de Europa y comenzar de cero en respuesta a las dudas que rodean a varias marcas obtenidas durante la peor época del dopaje. Así, el atletismo europeo quiere revisar la credibilidad de sus récords a la vista de los escándalos de doping que vienen golpeando a este deporte. Según anunció la Asociación Europea de Atletismo (EAA), se creará un grupo de trabajo que estará dirigido por el irlandés Pierce O'Callaghan. "Los poseedores de récords de Europa tienen que ser ejemplos cuyo rendimiento se respete y sea reconocido sin dudas por los otros atletas y los fans", dijo el presidente de la asociación, el noruego Svein Arne Hansen.

"Es una solución radical, es cierto. Pero los amantes del atletismo están cansados de las dudas que planean sobre nuestros récords desde hace mucho tiempo", detalló Hansen. "Necesitamos una acción drástica para restaurar la credibilidad y la confianza", agregó.

Este grupo de trabajo debe analizar la situación y presentar sus resultados y recomendaciones al comité ejecutivo de la EAA. "Estoy en contacto regular con Sebastian Coe (presidente de la Federación Internacional de Atletismo (IAAF)", dijo Hansen. "La IAAF supervisará estas revisiones y decidirá si también debe tomar medidas a nivel mundial".

Todos los récords realizados antes de una fecha por decidir serán inscritos en la categoría "antiguos récords de Europa" con el fin de que las nuevas marcas estén fuera del debate del dopaje, según el documento de trabajo de la EAA.

Así serían los nuevos criterios para validar un récord:

1. Los récords en categoría senior deben ser establecidos sólo en un restrictivo grupo de competiciones de alto nivel donde la IAAF o las Asociaciones Continentales tengan completa confianza en los oficiales de competición, cronometraje y sistemas de medición.

2. Los récords de categoría senior pueden ser establecidos sólo por atletas que hayan pasado un número determinado de controles antidopaje (número a decidir) en los 12 meses previos.

3. La muestra de control de dopaje tomada después de que se haya batido el récord será guardada y estará disponible durante 10 años.

4. Todos los plusmarquistas tienen la obligación de mantener la integridad de su deporte después de que su récord sea reconocido. Si es sancionado por un quebrantamiento grave de las normas (por ejemplo una sanción de dopaje) el reconocimiento de su récord será retirado incluso si no hay pruebas de que el quebrantamiento de la norma afecte a la marca en cuestión.

La propuesta será sometida a la Federación Internacional de Atletismo (IAAF), que la estudiará cuando se reúna su consejo en el mes de agosto durante el Mundial de Atletismo de Londres (del 3 al 13 de agosto próximos).

El presidente de la IAAF, el inglés Sebastian Coe, quien asistirá a la reunión de la EAA este fin de semana, dio el visto bueno a la propuesta. "Esto subraya que hemos puesto en práctica sistemas de lucha antidopaje más fuertes y más seguras que hace 10 o 15 años", declaró, según el comunicado de la EAA. "Para que esta propuesta sea adoptada en los récords del mundo hace falta un acuerdo global", añadió. "Habrá atletas, que ostentan actualmente récords, que pensarán que estamos reescribiendo la historia, que se les retirará algo", admitió Coe. "Pero es un paso en la buena dirección y si se hace de manera estructurada, tendremos una buena oportunidad de recuperar la credibilidad en este apartado".

Así, varios récords de Europa, que también son mundiales y que se establecieron en los años ´80 están bajo sospecha. De los 43 récords europeos en distancias y pruebas olímpicas (22 masculinos y 21 femeninos), solo 13, menos de la tercera parte, serían creíbles. Otros, como los de la checa Jarmila Kratochvilova en 800 m o el de la alemana del este Marita Koch en 400 m., siempre estuvieron bajo sospecha. En esta encrucijada aparece también la británica Paula Radcliffe, plusmarquista de maratón y declarada cruzada contra el dopaje, a quien le pesa lo excepcional de su marca (2h15m25s), que parece inamovible, incluso para las keniatas. Al respecto, Radcliffe tildó la medida como "cobarde" y precisó que #los órganos de gobierno tienen el deber de proteger a los atletas limpios, y aquí fallan. Hemos competido contra los tramposos, hemos perdido medallas e ingresos, y ahora podemos también perder nuestras marcas. Esto es una forma cobarde de mano dura".

En esta nota:
Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas